x

¿Aún no está registrado?

Cree su cuenta. Regístrese en Elsevier y obtendrá: información relevante, máxima actualización y promociones exclusivas.

Registrarme ahora
Help - - Sign up - Phone number 902 888 740
Search

2013 FI

1.252
© Thomson Reuters, Journal Citation Reports, 2013

Indexed in:

Current Contents/Clinical Medicine, Journal Citation Reports, SCI-Expanded, Index Medicus/Medline, Excerpta Medica/EMBASE, IBECS, IME, MEDES, PASCAL, SCOPUS, SciVerse ScienceDirect

SCImago Index

SCImago Journal & Country Rank

Síndrome de discontinuación y citalopram

Citalopram discontinuation syndrome

Ermengol Sempere a, Inmaculada Martínez a, Inocencia Martínez-Mir b, Antonio Rey c

a Médico de Familia. Centro de Salud de Paterna.
b Servicio de Investigación. Hospital General Universitario. Valencia.
c Especialista en Psiquiatría. Unidad de Salud Mental de Paterna.

Article

Sr. Editor: El síndrome de discontinuación a los antidepresivos (SDA), conocido hasta fechas recientes como síndrome de abstinencia, se define por la aparición en los primeros días de retirar el fármaco de un conjunto de síntomas físicos y psíquicos distintos a los que presentaba el paciente antes de iniciar el tratamiento1. El SDA, se ha descrito para la mayoría de antidepresivos clásicos y modernos2. El citalopram (CT) es un inhibidor selectivo de la recaptación de la serotonina (ISRS) de reciente comercialización en España (en 1995), para el cual existen casos publicados de SDA en la bibliografía internacional (MEDLINE y Iowa, 1988 a 1999; palabras clave: withdrawal syndrome, discontinuation syndrome y citalopram), pero ninguno en la bibliografía española (Índice Médico Español, 1988 a septiembre de 1999)3-5. Por este motivo consideramos de interés la presentación de un caso de probable SDA a citalopram y hacer una llamada de atención sobre el SDA por ISRS. Esta reacción ha sido notificada al Sistema Español de farmacovigilancia.  

Mujer de 29 años, con hepatitis crónica C sin alteraciones analíticas significativas. Presentó un primer episodio de trastorno depresivo mayor que fue tratado con citalopram 20 mg/día por vía oral y psicoterapia. La paciente mejoró a partir de la tercera semana de tratamiento, a la quinta semana de tratamiento estaba asintomática y se mantuvo el citalopram un total de 6 meses con buena tolerancia. A partir de esta fecha se disminuyó la dosis a 20 mg/48 h durante 15 días y finalmente se suspendió. Al tercer día de la última dosis, la paciente refirió vértigo, náuseas, intranquilidad, insomnio y debilidad física, sin síntomas depresivos. El análisis sanguíneo (recuento y fórmula sanguínea, VSG, glucosa, urea, ácido úrico, creatinina, colesterol, triglicéridos, AST, ALT, GGT, FA) y el sedimento urinario fueron normales. Se le prescribió por vía oral una dosis nocturna de loracepam 0,5 mg/día y sulpiride 50 mg/8 h controlándose el cuadro de ansiedad, las náuseas y el vértigo. A los 10 días la paciente estaba asintomática, motivo por el que se retiró el sulpiride y se mantuvo el loracepam a las mismas dosis para controlar el insomnio. Un mes después, la paciente se encontraba asintomática y no precisaba fármaco alguno, pero en conjunto el proceso motivó la pérdida de 10 días de trabajo.  

El SDA por ISRS aparece, por lo general, en los primeros 2 días tras la suspensión del fármaco con una mayor frecuencia de aparición en pacientes jóvenes. La incidencia de aparición de SDA varía según el ISRS utilizado, siendo la paroxetina el más frecuentemente implicado (hasta en el 50% de pacientes) y la fluoxetina el que menos lo ocasiona2,5,6. Estas diferencias parecen deberse a la diferente vida media de los ISRS: de 20 h para la paroxetina y de 7-15 días para la fluoxetina. Para el citalopram se ha descrito una frecuencia de aparición intermedia entre ambos, en concordancia con su vida media de 36 h6,7. Hasta septiembre de 1998 el British Committee on Safety of Medicines había recibido 1.187 sospechas de SDA por ISRS, de las cuales 16 implicaban a citalopram6. Los síntomas característicos del SDA a los ISRS difieren de los que se presentan con los antidepresivos tricíclicos, siendo característica la aparición de vértigo, náuseas, vómitos, ansiedad, trastornos sensoriales y del comportamiento1,6.

Respecto al citalopram, Gram describió 5 casos de sospecha de SDA notificados al centro de farmacovigilancia de Dinamarca hasta 19978. Los síntomas más comunes referidos fueron vértigo, trastornos sensoriales y ansiedad. En consecuencia, el citalopram, como era de esperar, también puede ocasionar SDA. La ausencia de casos publicados en la bibliografía española se explica por su reciente introducción en el mercado nacional.

El desconocimiento del SDA puede llevar a la realización de pruebas innecesarias o a confundirlo con una recidiva sintomática del cuadro depresivo que requiera la reintroducción innecesaria del medicamento. Según una encuesta realizada por Young et al en Gran Bretaña9, se comprobó que el 72% de los psiquiatras conocían su existencia, pero sólo el 36% de los médicos generales. Por otra parte, es un trastorno que se puede evitar mediante una serie de recomendaciones: recordar a los pacientes que un día sin medicación puede desencadenar el cuadro, no suspender nunca de forma abrupta los ISRS cuando han sido prescritos de forma continua durante un período de al menos 8 semanas y en caso de necesitar su suspensión proceder a disminuir de forma progresiva la dosis durante 4 semanas10.

Conocer la posibilidad de aparición del SDA con cualquier ISRS y adoptar las medidas oportunas podría evitar su aparición o disminuir la intensidad y duración del mismo, reducir la incertidumbre del paciente y evitar los costes indirectos asociados.

Bibliography

1.Haddad P. Newer antidepressants and the discontinuation syndrome. J Clin Psychiatr 1997; 58 (Supl 7): 17-21.
2.Lejoyeux M, Adés J, Mourad I, Solomon J, Disalver S. Antidepressant withdrawal syndrome. Recognition, prevention and management. Drugs 1996; 5: 278-292.
3.Padín Calo JJ, Martínez Abarca E, Arias Horcajadas F. Fenómenos de abstinencia tras la discontinuación del tratamiento con los inhibidores de la recaptación de serotonina. Psiquiatr Biol 1997; 4: 162-166.
4.Vargas JET. El síndrome de interrupción de los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina. Psiquiatr Biol 1998; 6: 211-220.
5.Cuenca E, Álamo C, López-Muñoz F. Síndrome de discontinuación con los nuevos antidepresivos. Universidad de Alcalá. Servicio de publicaciones, 1999.
6.Edwards JG, Anderson I. Systematic review and guide to selection of selective serotonin reuptake inhibitors. Drugs 1999; 57: 507-533.
Medline
7.Young AH, Currie A, Ashton CH. Antidepressant withdrawal syndrome. Br J Psychiatr 1997; 170: 288.
8.Gram LF. Seponeringssymptomer Ved anvendelse af selektive serotoningenoptagelseshæmmer (SSRI) (Withdrawal symptoms in connection with the use of selective serotonin reuptake inhibitors [SSRI]). Ugeskr Laeger 1998; 160: 7291-7293.
Medline
9.Young AH, Currie A. Physician's knowledge of antidepressant withdrawal effects: a survey. J Clin Psychiatr 1997: 58 (Supl 7): 28-30.
10.Haddad P. Antidepressants discontinuation reactions. BMJ 1998; 316: 1105-1106
Medline