Regístrese
Buscar en
Atención Primaria
Toda la web
Inicio Atención Primaria Elefantiasis verrucosa nostra
Información de la revista
Vol. 51. Núm. 8.
Páginas 521-522 (Octubre 2019)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 51. Núm. 8.
Páginas 521-522 (Octubre 2019)
Imágenes
DOI: 10.1016/j.aprim.2018.12.005
Open Access
Elefantiasis verrucosa nostra
Elephantiasis nostra verrucosa
Visitas
175
María Dolores Mugarza Hernándeza,
Autor para correspondencia
lola.mugarza@gmail.com

Autor para correspondencia.
, Olga Iglesias Canob, Héctor Ayllón Blancob
a Centro de Salud Universitario V Centenario, San Sebastián de los Reyes, Madrid, España
b Universidad Autónoma de Madrid, Madrid, España
Este artículo ha recibido
175
Visitas

Under a Creative Commons license
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Texto completo

El linfedema es un edema crónico por mal drenaje linfático y acumulación de líquido intersticial. Puede ser primario, debido a aplasia o hipoplasia del sistema linfático o incompetencia del sistema valvular, o secundario, cuando se produce una obstrucción o infiltración de los vasos linfáticos por tumores, infecciones (linfangitis recurrente), obesidad, cirugía o sobrecarga del sistema venoso en miembros inferiores. La causa más frecuente en países no desarrollados es la filariasis y en desarrollados es la iatrogenia por radioterapia y cirugía de neoplasias malignas1. El grado más severo del linfedema crónico no filariásico se denomina elefantiasis verrucosa nostra (EVN), con hipertrofia cutánea desfigurante.

Presentamos el caso de un varón de 73 años con antecedentes de obesidad (IMC: 43,42), HTA, diabetes mellitus tipo 2, hipercolesterolemia, tromboembolismo pulmonar bilateral e insuficiencia cardiaca derecha crónica, lo que le ha provocado edemas crónicos en extremidades inferiores y que, junto a su obesidad e inmovilidad, le han causado un linfedema en estadio III, fibrótico (figs. 1A y B). En la exploración física se aprecian las extremidades inferiores tumefactas, con edemas hasta zona infrarrotuliana y múltiples pápulas confluentes que tienden a formar placas de consistencia firme, tanto en la cara anterior como posterior, con aspecto verrucoso en empedrado, algunas exudativas. El paciente presenta el signo de Kaposi-Stemmer, característico de los pacientes con linfedema, que consiste en la imposibilidad de pinzar la piel dorsal de la primera falange del 2.° dedo del pie por aumento de su espesor. Por sus problemas de movilidad se realizó fotografía de las piernas y se consultó mediante e-consulta con el servicio de dermatología del hospital de referencia. Se confirmó el diagnóstico de EVN y se le recomendó fomentos con sulfato de cobre al 1×1.000 durante 10min, 2 veces al día para las lesiones exudativas, e higiene y crema hidratante para el resto. Valorada la importancia de perder peso, realizar una dieta adecuada a sus enfermedades, ejercicio según sus condiciones y fisioterapia individualizada, se le propuso el ingreso en una residencia que dispusiera de servicio de fisioterapia y el paciente aceptó. Actualmente se encuentra a la espera de ingresar.

Figura 1.

A y B) Cara posterior y lateral de las piernas, respectivamente. Se observan múltiples pápulas con aspecto verrucoso en empedrado.

(0,26MB).

La EVN es el grado más avanzado del linfedema crónico no filariásico. La acumulación prolongada de fluido intersticial, rico en proteínas, induciría una proliferación de fibroblastos y afectaría a la respuesta inmune local, lo que conduciría a una mayor fibrosis de la dermis y a un aumento de la susceptibilidad a infecciones2. Se caracteriza por presentar una piel con hiperqueratosis, papilomatosis e hiperplasia verrucosa, lo que le da un aspecto en empedrado, pudiendo evolucionar a ulceración e infección por bacterias y hongos3 que, a su vez, predispone a celulitis de repetición.

El diagnóstico de la EVN es clínico y se debe diferenciar de otras enfermedades que producen aumento de volumen de las extremidades como la papilomatosis cutis carcinoide, la cromoblastomicosis, la mucinosis papular, el síndrome Stewart-Treves, el mixedema pretibial, el lipedema y la dermatitis por estasis venosa2,4.

El mejor tratamiento es la prevención, al no existir terapia curativa. Se puede comenzar con control de peso y ejercicios isométricos realizados por el paciente en su domicilio. Se recomiendan otros tratamientos si es sintomático y el perímetro de la extremidad es mayor a 2cm con respecto a la otra, como el drenaje linfático manual, vendajes de baja elasticidad, prendas de contención elástica a medida y presoterapia neumática secuencial intermitente5. En algunos casos se han utilizado retinoides orales o tópicos6, queratolíticos tópicos, láser de CO24, reservando la opción quirúrgica para casos severos sin respuesta, por su alta tasa de complicaciones y alto riesgo de recidiva2.

Bibliografía
[1]
M. Allevato, E. Bilevich.
Linfedema.
Act Terap Dermatol, 31 (2008), pp. 294-301
[2]
M.C. González Aspillaga, C. Fuenzalida, H.F. Chávez.
Elefantiasis verrucosa nostra: clínica, dermatoscopía y manejo.
Piel: Formación Continuada en Dermatología., 33 (2018), pp. 475-477
[3]
J. Simón Llanes, I. Coll Vilar, C. Tamarit Francés, I. Niubó de Castro.
Elefantiasis verrucosa nostras en paciente afectado de trastorno depresivo mayor.
Semergen, 38 (2012), pp. 526-529
[4]
A. De Quintana-Sancho, S. Armesto Alonso, M.A. González López, M.C. González Vela.
Uso de láser CO2 en el tratamiento de la elefantiasis verrucosa nostra.
Piel. Formación Continuada en Dermatología, (2018),
[5]
XXVI Congreso-SVMERF (10-11 marzo 2017). Disponible en: http://svmefr.com/wp-content/uploads/2018/02/XXVI-CONGRESO-SVMERF-ponencias-rehabilitador-linfedema.pdf
[6]
L.A. Vásquez, V. Molina, J.E. Arroyave, M.I. Arredondo, A.I. Arango.
Elefantiasis verrucosa nostra tratada con tazaroteno tópico.
Rev Asoc Col Dermatol, 17 (2009), pp. 54-56
Copyright © 2019. The Authors
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos

es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.