Buscar en
Gastroenterología y Hepatología
Toda la web
Inicio Gastroenterología y Hepatología Tumor fibroso solitario gástrico
Información de la revista
Vol. 40. Núm. 8.
Páginas 527-529 (Octubre 2017)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 40. Núm. 8.
Páginas 527-529 (Octubre 2017)
Carta científica
DOI: 10.1016/j.gastrohep.2016.07.004
Acceso a texto completo
Tumor fibroso solitario gástrico
Gastric solitary fibrous tumour
Visitas
...
Itziar Calvo Zorrillaa, Alfonso Gutiérrez Macíasb,
Autor para correspondencia
alguma6725@outlook.es

Autor para correspondencia.
, Carlos Loureiro Gonzálezc, Miriam López Martínezb
a Servicio de Reumatología, Hospital Universitario Basurto, Bilbao, Vizcaya, España
b Servicio de Medicina Interna, Hospital Universitario Basurto, Bilbao, Vizcaya, España
c Servicio de Cirugía, Hospital Universitario Basurto, Bilbao, Vizcaya, España
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Texto completo

El tumor fibroso solitario (TFS) es una rara neoplasia mesenquimal, de estirpe fibroblástica, que representa menos del 2% de todos los tumores de tejidos blandos1,2. Originalmente se describió en la pleura, e inicialmente se consideraba un tumor asociado a serosas1; sin embargo en los últimos años se han documentado casos procedentes de virtualmente cualquier localización anatómica y órgano3; en la actualidad se estima que el origen extrapleural es más frecuente1,4. Presentamos un caso de TFS abdominal, dependiente de la curvatura menor gástrica, sin ninguna sintomatología asociada y que fue hallado de forma casual al realizar una tomografía computarizada (TC) abdominal por otro motivo.

Se trata de un varón de 69 años con antecedentes de diabetes mellitus tipo 2, hipertensión arterial, cardiopatía isquémica, enfermedad pulmonar obstructiva crónica y síndrome de apnea del sueño, en tratamiento con metformina, glimepirida, sitagliptina, ácido acetilsalicílico, torasemida, eplerenona, bisoprolol, enalapril y valsartán. Refería un cuadro de varios meses de evolución de diarrea, astenia y pérdida ponderal. La exploración física no mostró alteraciones significativas. Se realizaron gastroscopia y colonoscopia, que no pusieron de manifiesto hallazgos relevantes. Se realizó, además, una TC abdominal en la que se observaba una masa sólida, homogénea, de 4,3cm de diámetro mayor, situada en el ligamento gastrohepático y en relación con la curvatura menor gástrica (fig. 1). Con la sospecha de tumor del estroma gastrointestinal (GIST) resecable se programó cirugía del mismo. En la intervención se observó una tumoración en la curvatura menor gástrica, con protrusión hacia la hoja anterior del epiplón menor. Se realizó resección laparoscópica, incluyendo escisión en huso del espesor completo de la pared gástrica sin incidencias reseñables. El estudio histológico mostró una tumoración de 6×5×4,5cm, bien delimitada, constituida por una proliferación homogénea de células fusiformes con patrón arremolinado, discreta atipia celular, ocasionales figuras de mitosis, así como estroma fibroso y abundantes estructuras vasculares con hialinización perivascular, compatible con TFS. Los márgenes de resección estaban libres de infiltración tumoral. El índice mitótico fue inferior a 2 mitosis/10 campos de gran aumento y el índice proliferativo bajo (Ki-67 del 1%). El estudio inmunohistoquímico mostró positividad para CD34, vimentina y Bcl-2, y negatividad para CD99, calretinina, c-Kit, DOG-1, D2-40, S-100, desmina y actina. El postoperatorio transcurrió sin complicaciones.

Figura 1.

TC abdominal. Corte axial a la altura de la porción superior del abdomen en el que se observa una lesión sólida de unos 4cm (flecha) situada entre el hígado (h) y el estómago (g).

(0,11MB).

En la clasificación actual de los tumores de partes blandas el término TFS engloba a los hemangiopericitomas, así como al TFS propiamente dicho, considerados antes como entidades independientes5,6. Es una neoplasia poco común, de estirpe fibroblástica y que afecta a adultos entre 20-70 años. Histológicamente se caracteriza por zonas hipo o hipercelulares, con células fusiformes rodeadas de zonas de fibrosis y estroma colágeno, y un patrón vascular con vasos ramificados. En la inmunohistoquímica suele observarse positividad para CD34 y, con menor frecuencia, para CD99 y Bcl-23,5. Recientemente se ha establecido que el TFS se caracteriza por la fusión de los genes NAB2 y STAT6 del cromosoma 12, que conduce a la sobreexpresión de STAT6, a su activación y migración al núcleo celular. Esta alteración probablemente constituye el mecanismo patogénico inicial que explica el desarrollo tumoral. Por otra parte, se ha observado una alta sensibilidad y especificidad diagnósticas de la positividad nuclear para STAT6 en la inmunohistoquímica3,6.

Aunque inicialmente el TFS se consideró una tumoración de origen pleural, comunicaciones posteriores establecieron que podía asentar en cualquier órgano, incluyendo peritoneo, retroperitoneo, hígado, pulmón, estómago, vejiga y próstata; así mismo puede afectar a estructuras de cabeza y cuello, como parótida, tiroides, órbita y cavidad oral, tejido celular subcutáneo y, más raramente, piel3. Actualmente, se considera que el 60-70% de los casos tienen un origen extrapleural4,7. En las series más amplias destaca por su frecuencia la localización abdominal en un 30% de los casos4,7; sin embargo, el origen gástrico o en ligamento gastrohepático es excepcional8,9.

El TFS generalmente es un tumor localizado y benigno, aunque en un 15-20% de los casos exhibe un comportamiento agresivo que conduce a invasión local o enfermedad metastásica1; los factores que se han asociado a esta evolución son la edad, el tamaño tumoral y la presencia de un índice mitótico alto, atipia celular, necrosis, hemorragias o un borde tumoral infiltrativo1,4,5. Recientemente se ha elaborado un modelo de estratificación del riesgo basado en la edad, tamaño tumoral e índice mitótico4.

El tratamiento de elección del TFS es la extirpación quirúrgica. La eficacia de radioterapia y de la quimioterapia convencional es muy limitada. El abundante componente vascular de estos tumores sugiere que los agentes anti-angiogénicos pueden ser de utilidad1; por otra parte; la comprensión de las bases de la génesis tumoral (fusión NAB2-STAT6) abre las puertas a la posibilidad de nuevos tratamientos dirigidos frente a estas dianas moleculares en los casos de enfermedad no resecable o avanzada3.

Bibliografía
[1]
M.S. Park, D.M. Araujo.
New insights into the hemangiopericytoma/solitary fibrous tumor spectrum of tumors.
Curr Opin Oncol, 21 (2009), pp. 327-331
[2]
N. DeVito, E. Henderson, G. Han, D. Reed, M.M. Bui, R. Lavey, et al.
Clinical characteristics and outcomes for solitary fibrous tumor (SFT): A single center experience.
PLoS One, 10 (2015), pp. e0140362
[3]
K. Thway, W. Ng, J. Noujaim, R.L. Jones, C. Fisher.
The current status of solitary fibrous tumor: Diagnostic features, variants, and genetics.
Int J Surg Pathol, 24 (2016), pp. 281-292
[4]
E.G. Demicco, M.S. Park, D.M. Araujo, P.S. Fox, R.L. Bassett, R.E. Pollock, et al.
Solitary fibrous tumor: A clinicopathological study of 110 cases and proposed risk assessment model.
Mod Pathol, 25 (2012), pp. 1298-1306
[5]
C.D.M. Fletcher, J.A. Bridge, J.C. Lee.
Extrapleural solitary fibrous tumour.
WHO Classification of tumours of soft tissue and bone, 4th ed., pp. 80-82
[6]
V.Y. Jo, C.D. Fletcher.
WHO classification of soft tissue tumours: An update based on the 2013 (4th) edition.
Pathology, 46 (2014), pp. 95-104
[7]
M. Zhanlong, S. Haibin, F. Xiangshan, S. Jiacheng, N. Yicheng.
Variable solitary fibrous tumor locations: CT and MR imaging features.
Medicine (Baltimore), 95 (2016), pp. e3031
[8]
Y. Ekici, S. Uysal, G. Güven, G. Moray.
Solitary fibrous tumor of the lesser omentum: Report of a rare case.
Turk J Gastroenterol, 21 (2010), pp. 464-466
[9]
W.A. Lee, M.K. Lee, Y.M. Jeen, J.H. Kie, J.J. Chung, S.H. Yun.
Solitary fibrous tumor arising in gastric serosa.
Pathol Int, 54 (2004), pp. 436-439
Copyright © 2016. Elsevier España, S.L.U., AEEH y AEG
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos

es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.