Buscar en
Gastroenterología y Hepatología
Toda la web
Inicio Gastroenterología y Hepatología Colecistitis aguda por Listeria monocytogenes en paciente inmunocompetente
Información de la revista
Vol. 40. Núm. 1.
Páginas 31-33 (Enero 2017)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 40. Núm. 1.
Páginas 31-33 (Enero 2017)
Carta científica
DOI: 10.1016/j.gastrohep.2015.11.007
Acceso a texto completo
Colecistitis aguda por Listeria monocytogenes en paciente inmunocompetente
Listeria monocytogenes cholecystitis in an immunocompetent patient
Visitas
...
Antonio Palomeque Jiménez
Autor para correspondencia
apalomeque2002@hotmail.com

Autor para correspondencia.
, José Rubio López, José Antonio Jiménez Ríos, Beatriz Pérez Cabrera
Servicio de Cirugía General y Aparato Digestivo, Complejo Hospitalario Universitario de Granada, Granada, España
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Tablas (1)
Tabla 1. Trabajos publicados en la literatura sobre colecistitis aguda por Listeria monocytogenes
Texto completo

Listeria monocytogenes (LM) es una bacteria Gram positiva, patógeno anaerobio facultativo implicado en infecciones graves de transmisión alimentaria, siendo responsable de la listeriosis1. Afecta principalmente a pacientes de edad avanzada, mujeres embarazadas y personas inmunodeprimidas, siendo excepcional la infección en pacientes inmunocompetentes1,2. Tres son las formas clínicas principales de presentación: la septicemia, la afectación del sistema nervioso central y las infecciones materno-neonatales1–3. Aunque se conoce que LM puede colonizar el intestino y la bilis, las infecciones de la vía biliar y la colecistitis aguda son cuadros infrecuentes1,2,4. Desde 1963 hasta la fecha actual, en la base de datos PubMed, solo se recogen 8 artículos sobre colecistitis aguda provocada por LM, utilizando en la búsqueda los términos «Listeria», «listeriosis», «cholecystitis», «cholangitis», «liver» y «bile», siendo casos aislados2–9.

Varón de 76 años, no institucionalizado, con antecedentes personales de hipertensión arterial, EPOC, accidente cerebrovascular y apendicectomizado, que ingresa en el hospital por dolor abdominal en hipocondrio derecho de 3 días de evolución, acompañado de vómitos alimenticios. En la exploración, el paciente se encontraba apirético, estable hemodinámicamente, con un abdomen globuloso y doloroso en hipocondrio derecho y signo de Murphy positivo. Analíticamente, únicamente mostraba leucocitosis (15.300/μl), con neutrofilia del 85,3%. La ecografía abdominal informó de una colecistitis aguda litiásica. Se interviene quirúrgicamente de forma urgente, evidenciándose una colecistitis aguda en fase gangrenosa con líquido perivesicular, realizándose colecistectomía laparoscópica y colocación de drenaje. Se instauró, en el postoperatorio, tratamiento antibiótico con amoxicilina/clavulánico intravenoso (1g/8h), por el estado avanzado del cuadro de colecistitis, la edad y la comorbilidad del paciente. En el postoperatorio, solo ocurrió un sangrado leve y autolimitado por el drenaje. El estudio microbiológico de la bilis mostró la presencia de LM con sensibilidad a amoxicilina. El paciente es dado de alta a los 7 días de la intervención, completando un total de 10 días de tratamiento antibiótico con amoxicilina/clavulánico. Tras el alta hospitalaria se realiza coprocultivo, no evidenciándose la presencia de LM. La anatomía patológica confirmó el diagnóstico de colecistitis aguda.

Es conocido que LM puede colonizar el intestino del humano, siendo portadores asintomáticos el 1-12% de los individuos sanos9. Pese a la actividad antimicrobiana de la bilis, LM ha evolucionado para poder sobrevivir en la bilis y en la región proximal del intestino delgado, de ahí que las infecciones de las vías biliares, incluida la colecistitis, no sería por tanto, sorprendente, si bien la patogénesis de la misma es desconocida8,10.

La capacidad de LM para sobrevivir en la bilis va a tener varias consecuencias clínicas relevantes. En primer lugar, la colonización asintomática de la bilis por LM podría no ser patógeno per se, sino servir de reservorio, pudiendo pasar al intestino proximal y atravesar la barrera intestinal10. En segundo lugar, el hecho anterior podría también constituir un reservorio para la eliminación fecal a largo plazo, facilitando la difusión del germen, con las importantes implicaciones que se derivan en el ámbito de la salud pública, como ocurre con Salmonella typhimurium, hecho que se ha podido confirmar únicamente en estudios en ratones8,10. Finalmente, la presencia de colelitiasis y/o coledocolitiasis y la obstrucción de la vía biliar, en un paciente con una colonización por LM previa, podría desencadenar un cuadro de colangitis o colecistitis aguda8–10, como ocurrió en el caso que describimos en este trabajo.

LM es un germen que en los últimos años está teniendo más atención debido a su papel en toxiinfecciones de origen alimentario, manifestándose con un cuadro de gastroenteritis en la mayoría de las ocasiones, pudiendo provocar una afectación sistémica en pacientes con alteraciones de la inmunidad celular y, especialmente, en pacientes que reciben tratamientos con inhibidores del factor de necrosis tumoral, en los que LM puede provocar morbimortalidad6,8,9. A diferencia de la mayoría de los pocos casos publicados en la literatura, nuestro caso presenta la característica de ser un paciente inmunocompetente, sin consumo de medicación inmunosupresora, aunque se trata de un paciente con edad avanzada y enfermedades crónicas asociadas (tabla 1).

Tabla 1.

Trabajos publicados en la literatura sobre colecistitis aguda por Listeria monocytogenes

Referencia bibliográfica  N.° de casos  Paciente  Sexo  Edad  Antecedentes personales  Tratamiento  Resultado 
Este estudio  76  HTA, EPOC, apendicectomía  Cirugía Amoxicilina/clavulánico  Curación 
Medoff y Kunz3  60  Sin interés  Cirugía penicilina  Curación 
Gordon y Singer2  76  DM, HTA, IAM, histerectomía  Cirugía Ampicilina+gentamicina+metronidazol  Curación 
Allerberger et al.5271  Esteatosis hepática  Cirugía amoxicilina  Curación 
57  Esteatosis hepática alcohólica  Cirugía no antibiótico  Curación 
Glück et al.6  60  Artritis reumatoide tratada con prednisolona e infliximab  Cirugía Ceftriaxona+gentamicina+metronidazol  Muerto (hemorragia cerebral y fallo multiorgánico) 
Wagner y Allerberger7  54  Sin interés  No indicado  No indicado 
Descy et al.4  82  HTA, histerectomía  Cirugía Amoxicilina/clavulánico  Curación 
Bruminhent et al.8  56  Cirrosis alcohólica, artritis reumatoide tratada con etanercept  Cirugía amoxicilina  Curación 
Charlier et al.91080  Insuficiencia adrenal crónica  Cirugía Amoxicilina+gentamicina  Curación 
49  DM, cirrosis alcohólica  Cirugía  Infección sitio quirúrgico (drenaje percutáneo)
Curación 
71  Cirrosis alcohólica, obesidad  Cirugía Amoxicilina/clavulánico+tobramicina  No indicado 
85  Artritis reumatoide tratada con corticoides, metotrexate e infliximab  Cirugía amoxicilina  Curación 
36  Sin interés  Cirugía  Curación 
77  Prótesis aórtica por aneurisma  Cirugía  Curación 
82  DM, hipotiroidismo, artritis reumatoide sin tratamiento, demencia  Cirugía piperacilina-tazobactam  Curación 
78  Fibrilación auricular, cáncer de mama intervenido, leucemia linfoide crónica  Cirugía  Curación 
68  HTA  Cirugía amoxicilina  ACVA cerebeloso por LM 
10  62  Insuficiencia renal avanzada, enfermedad poliquística hepatorrenal  Cirugía ceftriaxona+metronidazol  Muerto 

ACVA: accidente cerebrovascular agudo; DM: diabetes mellitus; EPOC: enfermedad pulmonar obstructiva crónica; HTA: hipertensión arterial; IAM: infarto agudo de miocardio.

Tras el tratamiento quirúrgico, no existe evidencia de la necesidad de un tratamiento antibiótico para los casos de colecistitis no complicada, producidas por los gérmenes habituales, aunque la mayoría de los pacientes que son hospitalizados con esta enfermedad suelen recibirlo8. En las infecciones del tracto biliar, las guías clínicas recomiendan agentes como cefazolina, ceftriaxona, cefepima, ciprofloxacino, levofloxacino y vancomicina, solos o combinados con metronidazol1,8. En LM se ha encontrado resistencia a dichos agentes, con excepción a cefazolina y vancomicina8, aunque son la ampicilina y la penicilina los antibióticos de elección en la infección por LM, por su capacidad de atravesar la barrera hematoencefálica y el riesgo de afectación del sistema nervioso central8. Se recomienda añadir aminoglucósidos en casos de infección grave8. El trimetoprim-sulfametoxazol se considera la mejor alternativa en casos de alergia a penicilinas8.

Como conclusión, podríamos afirmar que la infección del tracto biliar por LM debe ser considerada como una causa infrecuente de colecistitis, no así la colonización transitoria y asintomática de la bilis, debiéndose tener en cuenta por los clínicos. La colecistitis por LM debe ser tratada quirúrgicamente mediante colecistectomía, debiéndose plantear añadir un tratamiento antibiótico, principalmente ampicilina o amoxicilina, en aquellos casos que presenten un riesgo añadido de complicación sistémica, principalmente los pacientes inmunodeprimidos.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
F. Allerberger, M. Wagner.
Listeriosis: A resurgent foodborne infection.
Clin Microbiol Infect, 16 (2010), pp. 16-23
[2]
S. Gordon, C. Singer.
Listeria monocytogenes cholecystitis.
J Infect Dis, 154 (1986), pp. 918-919
[3]
G. Medoff, L.J. Kunz, A.N. Weinberg.
Listeriosis in humans: An evaluation.
J Infect Dis, 123 (1971), pp. 247-250
[4]
J. Descy, P. de Mol, M.P. Hayette, P. Huynen, C. Meex, P. Melin.
Acute cholecystitis with Listeria monocytogenes.
Acta Clin Belg, 67 (2012), pp. 295-297
[5]
F. Allerberger, B. Langer, O. Hirsch, M.P. Dierich, H.P. Seeliger.
Listeria monocytogenes cholecystitis.
Z Gastroenterol, 27 (1989), pp. 145-147
[6]
T. Glück, H.J. Linde, J. Schölmerich, U. Müller-Ladner, C. Fiehn, P. Bohland.
Anti-tumor necrosis factor therapy and Listeria monocytogenes infection: Report of two cases.
Arthritis Rheum, 46 (2002), pp. 2255-2257
[7]
M. Wagner, F. Allerberger.
Characterization of Listeria monocytogenes recovered from 41 cases of sporadic listeriosis in Austria by serotyping and pulsed field gel electrophoresis.
FEMS Immunol Med Microbiol, 35 (2003), pp. 227-234
[8]
J. Bruminhent, T.K. Lynch, J. Gefen, J. Santoro.
Listeria monocytogenes cholecystitis: A possible new syndrome.
Am J Med Sci, 345 (2013), pp. 414-417
[9]
C. Charlier, C. Fevre, L. Travier, B. Cazenave, H. Bracq-Dieye, J. Podevin, et al.
Listeria monocytogenes-associated biliary tract infections: A study of 12 consecutive cases and review.
Medicine (Baltimore), 93 (2014), pp. e105
[10]
B. Lober.
Listeria monocytogenes.
Mandell, Douglas, and Bennett's principles and practice of infectious diseases, 17th ed., pp. 2707
Copyright © 2015. Elsevier España, S.L.U., AEEH y AEG
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos

es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.