Buscar en
Atención Primaria
Toda la web
Inicio Atención Primaria No quedar indiferentes ante la incapacidad temporal
Información de la revista
Vol. 23. Núm. 4.
Páginas 249 (Marzo 1999)
Compartir
Compartir
Más opciones de artículo
Vol. 23. Núm. 4.
Páginas 249 (Marzo 1999)
Acceso a texto completo
No quedar indiferentes ante la incapacidad temporal
Do not be indifferent to short-term unfitness for work
Visitas
...
M. Seguí Díaza
a M??dico de Familia. Centro de Salud de Dalt. Sant Joan de Mah??n. Menorca.
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Estadísticas
Texto completo

Sres. Directores: Siguiendo la recomendación de no «quedar indiferentes» lanzada por la presidenta de la semFYC1, y al hilo del editorial del Dr. Melguizo Jiménez2, en relación a la nueva regulación en la gestión de la incapacidad temporal (IT) por contingencias comunes (ITCC), nos planteamos la siguiente cuestión: ¿cuál es nuestra verdadera función?, ¿cuál es nuestro verdadero objetivo como médicos de familia?, ¿será acaso velar por los intereses de nuestros pacientes, actuar como verdaderos consejeros o agentes de salud, intentando disponer para éstos los mejores, eficientes y más rápidos recursos, provengan de donde provengan, mediante los cuales se produzca más rápidamente su restablecimiento o, por el contrario, tendrá que ver más con el tratamiento de éstos, prescindiendo de estos medios, dentro de nuestro rígido SNS, y con el objetivo último de mantener la situación actual del médico del primer nivel? Porque, a nuestro entender, todas las manifestaciones lanzadas a la opinión pública por la semFYC relativos a esta cuestión no benefician ni al paciente ni al propio médico, y sólo van en la línea de mantener esta anómala situación actual.

No benefician al paciente, porque se evita reconocer que las mutuas de accidentes de trabajo (MATEPS), que dicho sea de paso, desde hace años han mostrado una eficaz y eficiente gestión de la IT por accidentes laborales y enfermedades profesionales, pueden sernos de gran ayuda a la hora del control de las ITCC. De todos es conocido la dificultad que tiene la empresa pública para mejorar la comunicación entre niveles y las listas de espera de pruebas complementarias y de especialistas, y que esta anomalía organizativa, intentada paliar sin efecto multitud de veces, impide la priorización de tratamientos y la rehabilitación de los enfermos que se encuentran en esta situación. En nuestra opinión, todo lo que se haga por agilizar las listas de espera, procedimientos quirúrgicos y la rehabilitación será bueno para nuestros pacientes y debe ser bien venido. Y de ahí que, el mantener una cordial colaboración con estas entidades ­que al fin y al cabo son colaboradoras de la Seguridad Social (SS)­ puede ayudar a restablecer la salud de nuestros conciudadanos en menor tiempo posible, y disminuir a la sazón los costes sociales de éstos.

No mejora nuestra situación como médicos de familia, porque, y al margen de las recomendaciones lanzadas a los ministerios por esta sociedad3, se mantiene la actual situación de delegación de funciones de otros niveles asistenciales implicados en nosotros mismos, y se mantiene la actual burocratización de nuestra actividad. Y, por último, van en la línea de mantener la caótica y despilfarradora situación actual.

Nos surge una duda: ¿a qué se debe que aquellos que recurren a todo tipo de recursos en entrevista clínica, para retirar una crema analgésica de 500 pesetas a un viejecito, alegando su falta de utilidad clínica, pero con la intención simbólica de disminuir el gasto farmacéutico, sean los mismos que cuando se trata de reducir el gasto en el fármaco más caro de nuestro SNS, caso de la IT ­por utilizar un símil que se plantea repetidas veces cuando se trata este tema­, cambian radicalmente de opinión? Porque, no nos engañemos, la IT supone al erario público una cifra nada desdeñable, que dependiente de la base de cotización puede llegar fácilmente a 6.000 pts./día (porcentaje de la base reguladora diaria)4. ¿Quién receta un fármaco cuyo precio diario alcance esta cantidad? Y es que, al final, a uno le queda la impresión de que la semFYC se encuentra defendiendo más la manera, el procedimiento, la «atención primaria tal como la entendemos», que el resultado de salud y la eficiencia del sistema. Tal vez, sin embargo, y pensando positivamente, todo ello sirva de revulsivo para encontrar «la identidad perdida» de médico de familia4. Crisis de identidad que ayude a redefinir nuestra función, ensalzando las verdaderas competencias del médico generalista (adultos, infancia, mujer sana, cirugía menor, terminales, etc.), minimizando las impuestas (control de IT, medicación inducida, papeleo delegado, etc.), intentado formar «especialistas» polivalentes, de más amplias miras, y no únicamente para centros de salud5. Especialistas que no les dé terror todo lo que no signifique una medicina pública y practicada en centros públicos, que no consideren al enfermo hipócritamente de su propiedad, especialistas que no desdeñen todo aquello que pueda significar trabajar en soledad sin la ayuda de un equipo de atención primaria, etc. En fin, que los tiempos cambian y hay que renovarse, cambiar de ideas. Y, por último, por favor, dejen de ser tan interesadamente catastrofistas: ni se rompe la confidencialidad (está normativamente regulado que no se puede comunicar el diagnóstico a las empresas), ni se pone en peligro la atención primaria en nuestro país, etc.

 

Bibliografía
[1]
Velázquez García A..
Y de nuevo la IT (editorial)..
Gaceta de la Sociedad Espa??ola de Medicina Familiar y Comunitaria, 26 (1998), pp. 1
[2]
Melguizo Jiménez M..
La contrarreforma de la incapacidad laboral (editorial)..
Aten Primaria, 22 (1998), pp. 69
[3]
El control de las bajas laborales. semFYC: La mejora organizativa es la clave para racionalizar la IT. Http://www.recolestos.es/dm/sanidad/san090798com.html
[4]
Incapacidad temporal (IT). En: Edersa-Ediciones Francis Lefebvre. Memento pr??ctico Edersa-Francis Lefebvre, derecho laboral, seguridad social. Madrid: Edersa, 1995; 429-443.
[5]
Simó J, Gálvez J, Morote MV, Palazón G..
El médico de cabecera o la búsqueda de la identidad perdida: información para internistas y otros especialistas..
Med Clin (Barc), 109 (1997), pp. 343-348
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos