Buscar en
Revista de Medicina e Investigación
Toda la web
Inicio Revista de Medicina e Investigación Estrategia de superación profesional dirigida al entrenador para la promoción ...
Información de la revista
Vol. 4. Núm. 1.
Páginas 46-51 (Enero - Junio 2016)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
3553
Vol. 4. Núm. 1.
Páginas 46-51 (Enero - Junio 2016)
Artículo de revisión
DOI: 10.1016/j.mei.2015.06.002
Open Access
Estrategia de superación profesional dirigida al entrenador para la promoción de una cultura de salud
Professional development strategy directed at the trainer for the promotion of a health culture
Visitas
...
J.E. Chila Velásqueza,
Autor para correspondencia
juan.chila@reduc.edu.cu

Autor para correspondencia. Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz, Facultad de Cultura Física, Camagüey, Cuba.
, R. Julien de Chilab, I. Font Rodrígueza
a Facultad de cultura física de Camagüey Manuel Fajardo, Universidad de Camagüey Ignacio Agramonte Loynaz, Camagüey, Cuba
b Universidad Técnica de Manabí, Portoviejo, Ecuador
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Resumen

Se realizó una investigación para elaborar una estrategia que contribuya a la preparación teórico-metodológica. El artículo presenta las acciones desarrolladas a partir de las dificultades detectadas, incluida la existencia de personas con bajo nivel de preparación que afecta a la profesionalidad en todos los niveles en la educación, particularmente la salud, la educación física y el deporte. Hay escasa preparación científico-metodológica de los entrenadores dirigidos a la gestión en la promoción de una cultura de la salud, los cuales trabajan con diferentes edades en los gimnasios de Portoviejo en la provincia de Manabí en la República de Ecuador. Por esta razón, con el fin de perfeccionar su labor, se define la cultura de la salud y el deporte para abordar criterios que permitan crear las bases de la estrategia. En este artículo se aborda la sistematización de los aspectos para una cultura de salud en la población, de la teoría relacionada con estudios del deporte, la salud y la superación profesional del entrenador como gestor y al estado ecuatoriano como mediador, a partir de leyes principios y normas que rigen la excelencia académica a todas las esferas promoviendo una cultura de salud para un mejor desarrollo social.

Palabras clave:
Estrategia
Entrenador
Cultura de la salud
Abstract

A study was carried out with the aim of preparing a strategy that could contribute to theoretical-methodological training. The article presents actions developed from the difficulties detected, including individuals with a low level of preparation, affecting professionalism at all levels of education, particularly health, physical and sports education. There is scarce scientific methodological preparation of trainers directed at increasing the promotion of a health culture, such as those that work with different ages in Portoviejo's gyms of Manabí province in the Republic of Ecuador. For this reason, in order to perfect their work, the health and sports culture is defined to discuss criteria that enable them to create strategy bases. In this article, the systematization of the aspects for a culture of health in the population is discussed, from the theory associated with sports and health studies, and the development of the trainer as a manager and to the Ecuadorian state as mediator, from the ethical principles and laws that govern the academic excellence at all the spheres, promoting a health culture for a better social development.

Keywords:
Strategy
Trainer
Health culture
Texto completo
Introducción

Las profundas y radicales transformaciones ocurridas en el panorama cultural mundial en relación con su gestión en la salud han demandado de todos los profesionales que laboran en este ámbito un constante y elevado nivel científico. La visión del entrenador y su gestión en la promoción cultural de la salud se proyecta en el presente sobre la base de lo logrado, las conquistas en la salud el deporte y la educación; pero al mismo tiempo extiende sus resortes hacia el futuro, no con la esperanza solo de transitar por él, sino de transformarlo, preservando así lo logrado y continuar desarrollándose.

Para el año 2003 se implementa un proyecto de «Formación de maestros en educación», que no hace énfasis en la superación, trayendo como consecuencia la existencia de personas sin nivel académico de ningún tipo, muchos de ellos ejerciendo esta profesión por causas políticas, afectando la profesionalización a todos los niveles en la educación particularmente la salud, la educación física y el deporte. Este proceso de perfeccionamiento ha requerido en las sociedades, en las que el caudal de conocimientos aumenta incesantemente, de la adopción de sistemas estratégicos organizacionales superiores en el cumplimiento de su gestión, de forma tal que se imponga la solidez y la sostenibilidad del mismo. Pasos previos a la implementación de un sistema de innovación, como etapa preeminente en las instituciones gubernamentales en salud y deporte.

En el presente siglo se exige un conocimiento del medio, de los contextos, pero sobre todo de las posibilidades del recurso humano, principal elemento y protagonista del proceso de innovación para enfrentar el cambio. La filosofía del cambio incitado tiene para los diferentes organismos un razonamiento muy simple, no basta solo con anhelar, hay que poder alcanzarlo, y para esto se necesita ser capaz. Una organización es idónea: cuando ha instruido, perfeccionado y educado a sus profesionales para que estos produzcan con un nivel de excelencia su labor en bien de la sociedad a la cual pertenecen. Ello podrá ser posible mediante un alto nivel de aplicación de la ciencia, la técnica y la innovación, ya sea para emplear en el propio desarrollo del proceso de formación de profesionales o como herramienta del conocimiento científico a utilizar para la gestión en la promoción de una cultura de la salud.

El Ministerio Sectorial, en coordinación con el Ministerio de Educación y la autoridad de educación superior correspondiente, deberá planificar cursos, talleres y seminarios para la capacitación del talento humano vinculado con esta área y además planificará, supervisará, evaluará y reajustará los planes, programas, proyectos que se ejecutan en todos los niveles de educación1. La investigación que básicamente sustentó la obtención del resultado científico expuesto representa la primera realizada en el país, que aborda la superación profesional dirigida a fortalecer la preparación de entrenadores y su gestión en la promoción de una cultura de la salud, consideración que refleja la actualidad e importancia del trabajo realizado. A partir de una investigación precedente realizada por los autores se detectaron las siguientes carencias.

  • Insuficiente preparación de los entrenadores para enfrentar problemas promoviendo la gestión en la promoción de una cultura de la salud, por lo que se manifiestan altos niveles de empirismo por parte del entrenador en este sentido, influyendo por tanto en los resultados en la mejora de una cultura de salud.

  • Las asignaturas que aparecen en el mapa curricular de las universidades que acogen la carrera Licenciatura en Educación Física, Deporte y Recreación no recogen contenidos dirigidos a formar competencias profesionales en el egresado, que le permitan realizar una buena gestión en la promoción de una cultura de la salud.

  • Insuficiencias en el nivel de preparación de los entrenadores para utilizar adecuadamente los elementos básicos para promover la gestión en la promoción de una cultura de la salud.

  • Deficiente nivel de conocimientos referentes al tratamiento metodológico que demanda la elaboración y cumplimiento de los objetivos previstos.

  • La no existencia de un diagnóstico respecto a las necesidades del profesional dirigida al entrenador y su gestión en la promoción de una cultura de la salud.

A las actividades de la superación no siempre asisten los entrenadores que sean capaces de reproducir los temas en la base a otros entrenadores, de manera que se recicle la información. Todas las insuficiencias mostradas anteriormente nos permiten arribar al siguiente objetivo de este artículo que es elaborar una estrategia de superación profesional, desde la didáctica dirigida a la preparación de entrenadores hasta su gestión en la promoción de una cultura de la salud.

DesarrolloDeporte y cultura de la salud

A partir del enfoque integrador de la salud, la educación y el deporte como un proceso para la formación del entrenador como profesional y atendiendo a su misión en mejora de la calidad de vida, surge esta ponencia, entendida no solo para abarcar las relaciones e influencias recíprocas salud, sociedad-educación y deporte en el proceso de socialización del individuo, sino también su contrapartida, la individualización del sujeto. El estudio de los mecanismos de control social, de la reproducción de normas y valores en el marco de la superación profesional, de movilidad social, son elementos tenidos en cuenta, por ser el entrenador deportivo una de las más interesantes instituciones dentro de la cual se reproducen todos los modos y conductas sociales existentes.

El desarrollo de la sociedad es simultáneamente un proceso de formación y desarrollo de la personalidad humana. Por más solidario que sea el hombre existe siempre una cierta contradicción entre el individuo y la sociedad. Ante la ciencia se alza la tarea de estudiar las interrelaciones del individuo y la sociedad dentro del marco de cada tipo históricamente determinado. Particular importancia tiene la elaboración de estos problemas para ciencias tales como la salud y el deporte que influyen en cada sociedad para lo cual estudian las leyes en el buen vivir el desarrollo social en su relación con la actividad de los hombres para una mejor calidad de vida.

No es tan frecuente escuchar hablar de deporte y cultura de salud, o viceversa, como si se tratara de mundos distantes. En las altas esferas de la salud y el deporte Internacional se convocan congresos, en los cuales se diserta sobre el tema entre intelectuales de las más variadas ramas del saber. Tal interés por el deporte y la cultura de salud podemos encontrarlo en todas partes y expresado de diferentes maneras pero no frecuentemente unidos. Para ello haremos un bosquejo referente a estos términos.

«Cultura viene de la voz latina cultus, que significaba veneración. Primero sirvió para describir la práctica del cultivo de la tierra y, más tarde, el de la mente y las buenas costumbres. En el siglo xix abarcó los aspectos estéticos e intelectuales de la civilización. La UNESCO considera que no solo incluye las letras y las artes, sino también los modos de vida, derechos fundamentales del ser humano, sistemas de valores, tradiciones y creencias.»4.

La cultura de la salud ha sido un fenómeno investigado por diferentes profesionales y se analiza como «la categoría que revela el grado de desarrollo alcanzado por el hombre en el conocimiento y dominio de su organismo y medio socioecológico de tal modo que trascienda en su actuación a una conducta que propicie la vida saludable»2.

Desde esta perspectiva, la obtención del nuevo conocimiento y la difusión y utilización de este responden al contexto social y se orientan al beneficio de la población, lo cual implica que individuos, grupos, colectivos, comprendan que el avance de la ciencia y la tecnología se debe al apoyo político, económico, jurídico, moral y cultural, que reciben. Es ese apoyo el que orienta la actividad científico-tecnológica por el camino del bienestar de la salud material y espiritual de todos los seres humanos o por el de la destrucción del medio ambiente y la profundización de los abismos sociales que caracterizan a la humanidad el siglo xxi.

La promoción de la salud es el proceso que da a la población los medios para ejercer un mayor control sobre su propia salud y para mejorarla. Para alcanzar un estado de completo bienestar físico, mental y social, un individuo o un grupo debe ser capaz de identificar y realizar sus aspiraciones, satisfacer sus necesidades y cambiar o adecuar el medio ambiente.

Los autores de este artículo definen la promoción de cultura de la salud a partir de la gestión que realiza el entrenador como un incorporado grupo de valores, creencias, tradiciones, que refleja las condiciones materiales de su objetividad y suministra herramientas para alterarlos lo que le otorga experiencias positivas, con alto nivel de satisfacción por la atención conservando una actitud positiva en cuanto a la solicitud de ayuda médica, deportiva que ofrezca la transformación de su modo de vida, con el objetivo de incrementar su mejora o mantener su salud a partir de la gestión del entrenador.

A partir de los conceptos mencionados se deben tener en cuenta los aspectos que rigen la salud, entre ellos se encuentran los principios en salud y la voluntad política de los gobiernos y decisores. Los mismos centran la atención en la acción sobre las causas o determinantes de la salud para asegurar que el ambiente que está más allá del control de los individuos sea favorable a la salud.

El deporte es un fenómeno sociocultural contemporáneo que contribuye a la formación y consolidación de valores, principios o criterios que definen lo que es bueno o malo, por lo que acaba influyendo poderosamente en la conducta del individuo o de los miembros del grupo social que lo práctica; una de sus definiciones, nos dice Rodríguez López J. (2003), es «que para ilustrar la complejidad de este fenómeno científico el deporte se ejemplifica con la “Medicina deportiva” y su frondoso desarrollo (…) galeno descubrió para la filosofía y la biología una importante verdad para el hombre»3.

Para exponer la concepción sobre la ciencia los autores coinciden con lo dicho por Lahera Cabrales 2007 quien plantea que «la ciencia en su concepción de conocimientos, una esfera de la actividad humana cuya función es la elaboración y la sistematización teórica de los conocimientos objetivos sobre la realidad. Expresa un sistema de conceptos sobre la naturaleza, la sociedad y el pensamiento. Las revoluciones científicas traen cambios en las concepciones y teorías existentes. Los conocimientos científicos deben ser estudiados en su vínculo con la cultura material y espiritual»4.

Los avances experimentados por la ciencia-tecnología-sociedad (CTS) y el gran impacto de la ciencia moderna, la salud y el deporte como fenómeno universal, contribuyen a la necesidad de lograr un mejor uso del tiempo libre y luchar contra el sedentarismo que genera el desarrollo económico y la urbanización, así como consolidar el cuidado del medio ecológico y la mejora de la calidad de la vida. Por tanto, la práctica deportiva adquiere un significado estrechamente asociado a una práctica saludable, constituyendo este elemento un pilar esencial en la formación y desarrollo de una cultura de salud a la par con el deporte generadora de valores. La práctica deportiva forma parte de un estilo de vida; es decir, de un modo de sentir, pensar y vivir que se denomina modernidad.

Esta concepción reconoce que la cultura de la salud es un bien que puede acumularse o atesorarse, pero desconoce y oculta las raíces sociales pues aun con el esfuerzo de los estados, organismos e instituciones tanto en la educación de la salud como del deporte aún no está al alcance de todos. La concepción elitista de cultura de la salud no reconoce el carácter cultural de las acciones en el deporte y su influencia e impacto en la salud; las instituciones y procesos de aquellos campos de acción social que de forma explícita se rigen por valores prácticos centran su atención en la esfera económica, sin tener presente otras esferas de la actividad como es la deportiva, no ven a la cultura en su significado genérico, como todo lo creado por los seres humanos, la totalidad de la vida específicamente humana que nos diferencia de los animales, y por tanto ella constituye toda la experiencia humana que es transmitida socialmente.

Esta visión ha ampliado el alcance del análisis cultural al deporte, el ocio, la vida cotidiana, la política de salud y educación en la formación del profesional, incluyéndose de este modo en el campo de investigación de los valores que transmite. La sociedad es un sistema integrado por diversos subsistemas, uno de los cuales es el cultural, y como bien señalamos esta encierra todo lo creado por la humanidad; valoremos entonces en qué sentido la práctica deportiva contribuye en la formación y desarrollo de los valores en estudiantes universitarios como futuros encargados de la salud, el deporte y la educación de las nuevas generaciones.

La vida social es resultado de un proceso vivo y de permanente cambio lo que origina modificaciones en los hábitos y actitudes en la forma de vida y la salud, así como los intereses, cambian las expectativas, motivaciones, y por ende también se modifican los alcances que las personas permiten tanto a sus propias labores como a las de los demás.

La práctica deportiva debe verse con un espíritu de superación constante al que no se le vislumbra límite, y en los ambientes pedagógicos cercanos al deporte es uno de sus valores más apreciados, es el estímulo sumamente positivo para lograr una formación adecuada del profesional, del desarrollo integral de su personalidad, y de la adquisición de un grupo de elementos brindados por las CTS que permiten formar al entrenador que incidirá de forma directa en la salud de las personas y su mejora en la calidad de vida, pues el espacio social en que cada uno desempeñan sus diferentes roles sociales determina en buena medida el estilo de vida según el cual llevamos diferentes disposiciones sociales, es decir el esquema de relación social en el que nos encontramos integrados.

La práctica deportiva con influencia en la salud vista desde su autoridad cultural se asocia a que ella actúa como determinante en la calidad de la vida, siendo parte importante de esta el sistema educativo que influye en el mantenimiento de la salud, a optimizar la inserción social y a fomentar la solidaridad. En el proceso de formación y desarrollo de una cultura de salud es necesario destacar el papel de la familia como primer y gran agente socializador, por cuanto es transmisor de la cultura, pues mediante condicionamientos prematuros transfiere a su nuevo miembro esquemas incorporados que son la base sobre la que se registrarán los hábitos, que son asimilados de forma inconsciente al esquema de pensamiento.

No obstante, conviene ser reflexivo ya que durante mucho tiempo la concepción de «deberes del hombre» ha hecho del individuo más consciente cuando del hombre se trata humanizándolo en el trato con el propio hombre y siendo más consciente cuando de «derechos humanos» se habla. En cambio, en las relaciones sin reciprocidad, es menester reconocer la existencia de deberes. Queda por encontrar un justo equilibrio ya que nuestros deberes para con las generaciones futuras no deben anular los derechos de las actuales.

«A todas las generaciones, presentes y futuras, les afectan los peligros derivados de las innovaciones tecnológicas que usted ha incluido entre los desafíos planteados al humanismo moderno.»5. El conocimiento del humanismo evoluciona con el tiempo, asistiendo a las innovaciones científicas y las evoluciones políticas. En la era digital, las tecnologías aumentan las posibilidades de combinación de las culturas, y la emergencia de un humanismo universal que llegue a todas las esferas de acción en las que el hombre tiene que ver con la salud del hombre o su incidencia en el organismo directa o indirectamente, por ello debe el entrenador como profesional estar a la par con las innovaciones cuando de ciencia y tecnología se habla teniendo en cuenta indicadores que inciden en la salud y que exponemos a continuación.

Indicadores de actividad deportiva y calidad de vida

  • Aumento de la perspectiva de vida.

  • Disminución en años de aparición y permanencia de las enfermedades crónicas no transmisibles y prolongación de la vida de las personas.

  • Disminución del porcentaje de la población con enfermedades crónicas no infecciosas incluidas en los programas de salud.

  • Aumento en los niveles de crecimiento, mejora y eficiencia física de la población según grupos de edades de las personas y sexo.

  • Porcentaje de la población por edades que recibe actividades deportivas para la mejora de la salud y calidad de vida por habitantes.

  • Cantidad de entrenadores. Especializados en la mejora de la salud y calidad de vida por habitantes.

  • Porcentaje de prestación de servicios con entrenadores y profesores de educación física, para realizar las actividades teniendo en cuenta el total de niños jóvenes, adultos y adultos mayores en el sistema de salud.

El desarrollo de investigación, tecnología e innovación es uno de los pilares fundamentales por el cual se encamina la posibilidad de alcanzar otro modelo de gestión dentro de la institución pública y los sectores productivos priorizados. En Ecuador está especialmente diseñado para afrontar las dificultades de un mundo que atraviesa grandes crisis y que tiene escasas posibilidades de crear condiciones favorables de vida, en especial para las poblaciones menos instruidas y capacitadas. Por ello, el Plan Nacional para el Buen Vivir 2013-2017 de la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo de la República del Ecuador plantea «fortalecer las capacidades y potencialidades de la ciudadanía»6.

Beneficios del deporte como gestión del entrenador en la promoción de una cultura de salud

La práctica deportiva de forma sistemática y regular debe tomarse como un mecanismo significativo en la prevención, desarrollo de la calidad de vida y rehabilitación a partir de una cultura de salud. En general, los efectos benéficos del deporte que el entrenador puede brindar se pueden ver en los siguientes aspectos:

A nivel orgánico

Prevención de enfermedades: diabetes, hipertensión arterial, osteoporosis, cáncer de colon y lumbalgias, entre otras.

  • Incremento de la adaptación y movilidad articular.

  • Aumento de la coordinación, habilidad y capacidad de reacción.

  • Desarrollo de la fuerza muscular y ósea (ampliación de la densidad óseo-mineral) con lo cual se previene la osteoporosis.

  • Aumento de la fuerza muscular (prevención de la obesidad y sus consecuencias).

  • Desarrollo de la resistencia a la fatiga corporal (cansancio).

  • Aumento de la resistencia orgánica a nivel cardíaco.

  • Incremento de la circulación, regulación del pulso y disminución de la presión arterial.

  • Incremento de la capacidad pulmonar y consiguiente oxigenación.

  • Fortalecimiento de la musculatura lumbar.

A nivel psicoafectivo

El deporte como actor de una cultura de la salud es encargado de regular y producir una mejoría en las funciones orgánicas, originando una sensación de bienestar psíquico y una actitud positiva ante la vida, lo cual a su vez repercute en forma positiva en el área somática, al desarrollar un mejor dominio del cuerpo, una mayor seguridad y confianza en su desenvolvimiento ante las tareas cotidianas. Se ha determinado que quienes practican en forma regular cualquier ejercicio o actividad física tienen una mejor respuesta ante la depresión, angustia, miedo y decepciones, y por otro lado, se fortalecen ante el aburrimiento, el tedio y el cansancio.

El fortalecimiento de la imagen del propio cuerpo como ser biológico y la concepción personal fortifican la voluntad en la perseverancia de mejorar e invita a la persona a producir una emoción de realización, libertad y control de su vida, a la vez que estimula la perseverancia hacia el resultado de los objetivos. El deporte es una forma de aprender a vivir a partir de aceptar una cultura de salud, a afrontar a su parte negativa, en la disputa no solamente con los demás, sino consigo mismo, con nuestros defectos y virtudes, donde el hombre debe ser esencia y sujeto de su adecuada salud, teniendo en cuenta su contexto social.

A nivel social

El deporte como promoción de una cultura de la salud reconoce a las personas como entes individuales que a su vez tengan la vitalidad, el vigor, la fuerza y la energía fundamental para cumplir con su deber en el ámbito social en que se desenvuelven. Quien practica un deporte en forma organizada es una persona optimista dirigido por el entrenador deportivo, perseverante en la lucha por el logro de sus metas, que muestra respeto mutuo, honradez y sentido de compromiso.

Problemas epistemológicos en el tratamiento de la salud como promoción en la gestión del entrenador

Entre los principales problemas en los países del tercer mundo y las opciones de la educación médica y deportiva se encuentra que ante el proceso globalizador no pueden negarse los cambios responsables en su situación; ellos son en parte presentados en documentos.

El desarrollo tecnológico está alterándolo todo, desde lo económico y lo político hasta lo psicosocial, la vida íntima de las personas, los patrones de consumo, la reproducción humana, la extensión de la vida y sus límites con la muerte. La tecnología lo invade todo en el mundo contemporáneo siendo este una solución pero también la presencia de nuevas limitantes en las CTS a la hora de crear una cultura de la salud en la que el entrenador deportivo sea para el médico y la medicina un apoyo al momento de tratar determinadas enfermedades que pueden tener solución a partir de un conocimiento de cómo tratarlas a través del deporte.

El contexto social de la cultura de la salud se puede analizar como un proceso, asunto de política y de valor social. La política ecuatoriana así como la cubana, entre otros gobiernos en el área de salud, como elemento de la política social y científica está generando oportunidades de establecer una dinámica alternativa de la exploración de conocimiento en este campo, más próxima a las necesidades y los valores sociales contextuales; necesita énfasis en las capacidades de autorreflexión, recapacitar en sí misma, en la relación ciencia-cultura, lo cual puede ayudar a configurar nociones fundamentales variables interiormente de los ideales de la ciencia, contra el ideal simplificador, objetivista, empirista de la práctica y el saber médico. La educación CTS entra en interacción con la conformación de ese nuevo saber, contribuyendo a su reflexión y al conocimiento de la naturaleza del conocimiento. «El Tercer Mundo es algo políticamente pequeño para una buena parte de las teorías sociales y políticas. En los enfoques dominantes la compleja realidad del mundo no industrializado ha sido olvidada muchas veces y caricaturizada otras. Conceptos como periferia, Tercer Mundo, Sur, subdesarrollo, empleados por los analistas políticos muchas veces como sinónimos, pueden llegar a equipararse en el discurso político o en el analítico, precisamente porque portan una carga negativa que los identifica en las propuestas de conceptualización.»7.

Los ideales políticos, éticos y científicos de una nación se transfieren de manera distintiva a su desarrollo social y salud; se puede aseverar que existe una opción en el progreso de la salud. Este hecho es principalmente expresado en la conciencia de los profesionales, sin embargo, es preciso que se parta desde las concepciones teóricas profundas respecto a la salud y su lugar en la cultura. La educación CTS en la formación general integral del profesional de la salud como contribución a la elevación de la cultura científica-tecnológica puede:

  • En salud es una forma de fortalecer lo político-ideológico de una nación, de reactivar la idea de la alternativa en salud. Puede ayudar a clarificar política e ideológicamente al profesional de la salud inmerso en el contexto dinámico y transformador, su papel como protagonista de los cambios y contribuir a hacerlos más conscientes: contribuir a la cultura político-ideológica.

  • La educación CTS refuerza los ideales humanistas de la práctica y educación médica. Una forma de ser integral, como antídoto a la razón científica, al instrumentalismo y la tecnología. Los valores originados de esta forma conducen a la elevación de la cultura ética-humanista.

  • La educación CTS, resumida en la noción de trayectoria científico-tecnológica, remarca la relevancia de los procesos de toma de decisiones, el carácter histórico y contextual de los mismos, el papel de la responsabilidad social. CTS incentiva las investigaciones e innovaciones como una parte no pequeña de la realidad. No solo participando en los procesos de legalización de conocimientos sino en el reconocimiento de lo local, de la gestión del conocimiento en la integración de los elementos en salud.

El proceso de interpretación de las relaciones CTS en la formación del profesional de la salud se ve limitado por subculturas que reproducen concepciones deformadas sobre dichas relaciones. Se distingue la necesidad de generar nuevos modos de actuar en los procesos formativos la educación CTS en la formación general integral del profesional de la salud permitirá el desarrollo de la cultura científico-tecnológica y a la superación de las imágenes deformadas sobre las relaciones CTS. En lo que respecta a la preparación del profesorado, en el espacio educativo puede incentivar a los profesionales a reenfocar sus propias disciplinas y especialidades, a reinterpretar el objeto de su profesión, los conocimientos, habilidades y valores que deben ser construidos con sus estudiantes.

La universidad tiene como proyecto hasta el 2025 desarrollar la ciencia y la tecnología invirtiendo recursos para potenciar este sector que beneficiará a nuestra sociedad; para ello requiere estar a tono con los nuevos tiempos y definir la visión integral de sus funciones académicas: instrucción, investigación y desenvolvimiento sobre un nuevo paradigma que le permita, a través de la creación y difusión del conocimiento lograr la correspondencia entre lo que la sociedad demanda por una parte y la relación interna la búsqueda de la pertinencia social que anhela el contexto de las instituciones de educación superior.

Conclusiones

Los estudios realizados revelan que la preparación de los entrenadores de la provincia Manabí para enfrentar la dirección pedagógica del proceso de entrenamiento deportivo es deficiente.

La actividad física debe ser tomada como una práctica regular y sistemática en la vida de todas las personas, sin distingo de edad, sexo, condición social u ocupación, por el sinfín de beneficios para la salud orgánica, emocional y psíquica de las personas, ya que ofrece herramientas que le permiten al individuo afrontar la vida con una actitud diferente, con mejor salud, fortaleciendo la diligencia y la perseverancia, con sentido de honradez, responsabilidad y del cumplimiento de las normas; en fin, permite que las personas como entes individuales tengan la vitalidad, vigor, fuerza y energía fundamentales para cumplir con su deber en el grupo social al que pertenecen.

Financiación

No se recibió patrocinio para llevar a cabo este artículo.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Referencias
[1]
Constitución de la República del Ecuador. Capítulo VII. Régimen del buen vivir. Artículo 385, p. 249. Legislación Codificada. Quito, Ecuador. 2010.
[2]
R. Aguirre del Busto, D. Prieto Ramírez.
La cultura de la salud.
Lecturas de Filosofía Salud y Sociedad, Editorial Ciencias Médicas, (2005), pp. 25
[3]
Rodríguez López J. Deporte y ciencia: teoría de la actividad física. Barcelona: INDE Publicaciones. 2003 [consultado 4 Mar 2015]. Disponible en: http://www.inde.com
[4]
Revista n.o 4 El Correo de la UNESCO (2011 p. 31) Hacia un nuevo humanismo y una mundialización bajo el signo de la reconciliación es una publicación trimestral en siete idiomas de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura. 2011. p. 31.
[5]
Lahera Cabrales I. (Pedagogía 2007 curso 62) enfoques contemporáneos en el estudio de los problemas sociales: relación ciencia-cultura-educación. Universidad Pedagógica «Frank País García». Santiago de Cuba P6. ISBN 959-18-0242-0. Editor Educación Cubana Ciudad de La Habana. Cuba. Ministerio de Educación.
[6]
Ley orgánica de educación superior. Presidencia de la República del Ecuador. Suplemento Registro Oficial. 2010
[7]
C. Delgado Díaz.
La importancia política de las cosas pequeñas.
Ponencia presentada en el panel de clausura del evento complejidad, (2004), pp. 4
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.