Buscar en
Revista Colombiana de Anestesiología
Toda la web
Inicio Revista Colombiana de Anestesiología Listas de chequeo de la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación (S...
Información de la revista
Vol. 45. Núm. 3.
Páginas 182-199 (Julio - Septiembre 2017)
Visitas
10873
Vol. 45. Núm. 3.
Páginas 182-199 (Julio - Septiembre 2017)
Revisión
Open Access
Listas de chequeo de la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación (S.C.A.R.E.) para el manejo de eventos críticos en salas de cirugía: traducción y actualización basada en la evidencia
Checklists of the Colombian Society of Anesthesiology and Resuscitation (S.C.A.R.E.) for operating room crisis management: Translation and evidence-based actualization
Visitas
10873
David L. Hepnera,b, Jorge Rubioc,d,e, Mauricio Vasco-Ramírezf,g,h,
Autor para correspondencia
mvascor@ces.edu.co

Autor para correspondencia. Universidad CES, Calle 10A No. 22-04. Medellín, Colombia.
, David A. Rincón-Valenzuelai, Joaquín O. Ruiz-Villaj, Juan C. Amaya-Restrepok, Carlos F. Grillo-Ardilal, en nombre del Grupo de actualización listas de chequeo para el manejo de eventos críticos en salas de cirugía S.C.A.R.E.–Cochrane
a Departamento de Anestesiología, Medicina Perioperatoria y Dolor, Weiner Center for Preoperative Evaluation, Brigham and Women's Hospital, Boston, MA, Estados Unidos
b Anestesiología, Harvard Medical School, Boston, MA, Estados Unidos
c Anestesiología y Medicina Perioperatoria Salud SURA, Medellín, Colombia
d Facultad de Medicina, Universidad CES, Medellín, Colombia
e Coordinador Comité Anestesia Ambulatoria S.C.A.R.E., Medellín, Colombia
f Scholarship in Medical Simulation, STRATUS, Brigham and Women's Hospital, Harvard Medical School, Boston, MA, Estados Unidos
g Director del Centro de Simulación. Universidad CES, Medellín, Colombia
h Chairman of Committee in Obstetric Anaesthesia, World Federation of Societies of Anaesthesia (WFSA), C.L.A.S.A, S.C.A.R.E.
i Unidad de Anestesiología e Instituto de Investigaciones Clínicas, Facultad de Medicina, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá, Colombia
j Posgrado en Anestesiología y Reanimación, Facultad de Medicina, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá, Colombia
k Pregrado en Medicina, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Javeriana, Bogotá, Colombia
l Departamento de Ginecología y Obstetricia, Facultad de Medicina, Universidad Nacional de Colombia. Coordinador Editorial Grupo Cochrane, Bogotá, Colombia
Ver más
Este artículo ha recibido

Under a Creative Commons license
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (14)
Mostrar másMostrar menos
Resumen
Introducción

Los eventos críticos intraoperatorios son situaciones raras, y su manejo en ocasiones podría ser inoportuno e inadecuado.

Objetivo

Traducir y actualizar las listas de chequeo para manejo de eventos críticos en salas de cirugía desarrolladas por Ariadne Labs y adaptar la lista para el manejo de la toxicidad por anestésicos locales, a partir de evidencia clínica secundaria.

Materiales y métodos

Para la traducción y actualización de las listas de chequeo se siguieron las recomendaciones de Ariadne Labs para la modificación de las lista de chequeo originales de acuerdo a una metodología sistemática dividida en fases: 1)traducción de las listas originales; 2)búsqueda sistemática de la literatura; 3)evaluación y selección de la evidencia; 4)adaptación de la lista para manejo de toxicidad por anestésicos locales; 5)cambios, sustracciones y adiciones a las listas traducidas, y 6)diagramación de las listas de chequeo.

Resultados

Se tradujeron al español las 12 listas de chequeo originales y se adaptó una nueva lista para el manejo de toxicidad por anestésicos locales. Como resultado de la búsqueda sistemática de la literatura se tamizaron 1.407 referencias, de las cuales se seleccionaron e incluyeron 7 artículos con los que se actualizaron las nuevas listas de chequeo con base en la evidencia. Las nuevas listas se diagramaron según las recomendaciones de diseño de las listas originales.

Conclusión

Se presentan 12 listas de chequeo traducidas y actualizadas y se adaptó una nueva para el manejo de toxicidad por anestésicos locales. Todo ello a partir de una revisión sistemática de la literatura.

Palabras clave:
Anafilaxis
Quirófanos
Periodo intraoperatorio
Paro cardíaco
Bradicardia
Abstract
Introduction

Intraoperative critical events are rare situations and their management in some occasions may be inaccurate or not done in time.

Objective

To translate and update checklists for the management of critical events in the operating room developed by Adriadne Labs, based on secondary clinical evidence.

Materials and methods

For the translation and update of checklists, we followed the recommendations of Adriadne Labs for the modification of the checklists according to a systematic methodology divided in steps: 1)translation of the original checklists; 2)systematic research of the literature; 3)evaluation and selection of the evidence; 4)adaptation of the checklist for the management of local anesthetic toxicity; 5)changes, subtractions, and additions to the translated lists, and 6)diagramming of the checklists.

Results

We translated to Spanish the 12 original checklists and adapted a new checklist for the management of local anesthetic systemic toxicity. As a result of the systematic research of the literature, we retrieved 1.407 references and selected 7 papers that were used to update the new checklists based on evidence. The new checklists were diagrammed according to the recommendations of design of the original lists.

Conclusion

Twelve checklists were translated and updated and a new one for the management of local anesthetic systemic toxicity was adapted based on a systematic review of the literature.

Keywords:
Anaphylaxis
Operating rooms
Intraoperative period
Heart Arrest
Bradycardia
Texto completo
Introducción

Los eventos críticos en salas de cirugía son situaciones raras, estresantes y potencialmente fatales que requieren un manejo oportuno, rápido y coordinado para obtener un desenlace exitoso1-3. Son circunstancias en las que la forma en la que el equipo de salud se desempeña puede ser un determinante en la probabilidad de sobrevida de los pacientes2. Algunos estudios observacionales sobre eventos críticos, como aquellos donde se requiere soporte vital cardiovascular avanzado (advanced cardiovascular life support [ACLS]), han demostrado que el personal de salud tiene poca adherencia a la recomendaciones de la guías de manejo clínico, y que el desempeño de los equipos de trabajo podría no ser oportuno ni adecuado en algunos casos4. También se ha demostrado que el personal de salud presenta una disminución considerable en la retención del conocimiento después del entrenamiento en ACLS5-8.

Se ha estimado que la incidencia de los eventos críticos intraoperatorios es de 145 por cada 100.000 cirugías9. Considerando que en el mundo se hacen cerca de 313 millones de procedimientos quirúrgicos al año10, y que para 2012 en Colombia se superaban los 5millones de cirugía anuales11, se podría estimar que en nuestro país se presentan cerca de 8.000 eventos críticos intraoperatorios al año. Sin embargo, teniendo en cuenta el número de personas involucradas en la atención de los pacientes quirúrgicos, desde una perspectiva individual la ocurrencia de un evento crítico intraoperatorio es relativamente rara12.

Los resultados de algunos estudios han sugerido que una de las principales causas de variación de la mortalidad quirúrgica entre hospitales es la incapacidad para manejar adecuadamente los eventos críticos intraoperatorios y otras complicaciones potencialmente letales13-15.

Las ayudas cognitivas son asistentes para la memoria que contienen información importante presentada de manera análoga o digital que recuerda instrucciones diagnósticas y correctivas para el manejo de situaciones especiales16. Las ayudas cognitivas son herramientas que apoyan la toma de decisiones y no solo están diseñadas para personal en entrenamiento, ya que no son simplemente ayudas para el aprendizaje17,18. La ayudas cognitivas se pueden presentar como algoritmos, mnemotecnias y listas de chequeo, entre otras19. Las listas de chequeo son ampliamente aceptadas en otros escenarios de alto riesgo (aviación y plantas nucleares) como una herramienta para mejorar el desempeño durante eventos críticos, raros e impredecibles20. En la literatura se han descrito varias de estas ayudas cognitivas para manejo de eventos críticos en salas de cirugía1,21-24. A una colección de ayudas cognitivas o listas de chequeo se la denomina «manual de emergencia»17.

El uso de ayudas cognitivas en el manejo de eventos críticos se ha correlacionado con un mejoramiento en la adherencia a las guías clínicas de manejo16,25. La evidencia sugiere que las listas de chequeo tienen un efecto favorable sobre la coordinación, comunicación y desempeño general de los equipos clínicos de trabajo, y que su diseño lineal podría tener ventajas comparado con el diseño ramificado de los algoritmos26. En anestesiología, el uso de la lista de chequeo para la seguridad quirúrgica durante el cuidado perioperatorio de rutina se ha asociado con una reducción significativa en la morbilidad y la mortalidad27,28. En concordancia con esta evidencia, las listas de chequeo se han convertido rápidamente en un estándar de cuidado en medicina perioperatoria29-32.

En 2011 Ziewacz et al.1 desarrollaron y probaron inicialmente en escenarios quirúrgicos simulados de alta fidelidad unas listas de chequeo para manejo de eventos críticos en salas de cirugía. Las acciones (recomendaciones) descritas en las listas de chequeo se desarrollaron inicialmente a partir de una búsqueda ampliada de la literatura que incluyó 48 artículos con los que se definieron los eventos críticos potencialmente mortales más comunes en salas de cirugía, y se estableció el manejo clínico correspondiente basado en la evidencia. Posteriormente las listas fueron sometidas a un proceso de evaluación de efectividad por parte del mismo grupo desarrollador. En un estudio controlado aleatorizado hecho en escenarios quirúrgicos simulados, se evaluó la efectividad de las listas de chequeo para mejorar la adherencia a las guías de manejo y la percepción del personal de salud sobre la utilidad y la relevancia clínica de estas ayudas cognitivas2. Se encontró que cuando las listas de chequeo están disponibles disminuye la falta de adherencia a procesos vitales establecidos en las guías clínicas de manejo (riesgo relativo ajustado, 0,28; intervalo de confianza del 95%, 0,18 a 0,42; p<0,001), y que el 97% del personal involucrado en el manejo perioperatorio usaría las listas de chequeo ante un evento crítico intraoperatorio real2.

Hasta el momento no se han establecido formalmente unas listas de chequeo (ni otro tipo de ayudas cognitivas) en español para el manejo de eventos críticos en salas de cirugía que se ajusten al contexto colombiano. De acuerdo a esta situación, el objetivo de esta iniciativa fue traducir y actualizar las listas de chequeo para manejo de eventos críticos en salas de cirugía desarrolladas por Ariadne Labs (Brigham and Women's Hospital y Harvard School of Public Health)33 y adaptar la lista para el manejo de la toxicidad por anestésicos locales, a partir de evidencia clínica secundaria.

Métodos

Este proyecto fue posible gracias a la iniciativa y patrocinio de la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación (S.C.A.R.E.). Para el desarrollo del proyecto se conformó un grupo de expertos metodológicos (con su respectivo personal de apoyo) y expertos clínicos. Todos los integrantes del proyecto diligenciaron un formulario para la declaración de conflicto de intereses. Posteriormente se siguió una metodología dividida en fases. En cada una de estas se usaron procedimientos estandarizados para el desarrollo de evidencia secundaria basada en evidencias34.

En términos generales se siguieron las recomendaciones de Ariadne Labs para la modificación de las lista de chequeo originales33:

  • Se evaluó cuidadosamente cualquier adición en términos de su impacto sobre la aplicabilidad de la lista, manteniendo un balance entre el contenido y la complejidad.

  • Se redactaron frases cortas, directas e inequívocas que sean fáciles de decir en voz alta. Se limitó el número de acciones exclusivamente a las más importantes. Se siguieron las convenciones establecidas para el color, la tipografía y la organización. El texto es lo más grande posible, consistente con los estilos establecidos.

  • No se añadió texto o pestañas en color.

  • Dado que los cuadros, flechas y otros elementos gráficos hacen que una lista de chequeo sea visualmente más complicada, solo se añadieron si fue estrictamente necesario para evitar ambigüedad en las acciones. Se usó color claro para minimizar la distracción.

  • Se conservó la mayor cantidad de espacio en blanco.

Traducción de las listas originales

Se obtuvo permiso escrito por parte de Ariadne Labs para traducir y modificar las listas de chequeo originales. Se tomaron las listas originales en inglés y se extrajeron en texto plano todos los elementos componentes: 1)identificación y descripción de la lista; 2)acciones, y 3)información de referencia. Dos de los autores se encargaron de traducir al español todos los elementos de las lista originales, haciendo énfasis especial en la adaptación idiomática al contexto colombiano, y la modificación de términos y frases que resultaran ambiguas. Se removieron todos los fármacos que no están disponibles en Colombia, y se añadieron otros que son de uso común en el país. La traducción inicial fue validada inicialmente por el experto temático de cada lista y en última instancia por todos los autores del proyecto mediante consenso no formal.

Búsqueda sistemática de la literatura

Para el diseño de las estrategias de búsqueda se planteó una pregunta genérica susceptible de ser contestada con evidencia clínica. La pregunta planteada fue: ¿cuáles son las intervenciones más efectivas y seguras para el manejo de eventos críticos que se presentan en salas de cirugía? Con base en esta pregunta, para cada lista de chequeo se diseñó una estrategia de búsqueda en bases de datos electrónicas (Medline, Embase y Lilacs) por medio de términos MeSH (del inglés Medical Subject Headings), Emtree (Embase tree), DeCS (Descriptores en Ciencias de la Salud), palabras de texto, uso de truncamientos y operadores booleanos (AND, OR) adaptable a las diferentes bases de datos. Se incorporaron los filtros validados para identificar revisiones sistemáticas para responder a la pregunta formulada.

Además de la base de datos electrónica se realizaron búsquedas en fuentes de literatura gris, búsqueda manual en revistas especializadas y contacto con expertos. Además, se usó la estrategia de búsqueda en bola de nieve mediante la lista de referencias de cada publicación seleccionada y la función de citación de Google Académico.

El proceso se acogió a los estándares de calidad utilizados en revisiones sistemáticas de la literatura y cumplió con los requisitos y estrategias enumerados en la guía metodológica. La búsqueda sistemática en bases de datos estuvo a cargo del Grupo Revisor Cochrane STI de la Universidad Nacional de Colombia.

Evaluación y selección de la evidencia

Una vez efectuada la selección definitiva en las búsquedas electrónicas y en otras fuentes de información, se procedió a realizar la selección de la literatura relevante para cada lista de chequeo. Se efectuó una revisión de títulos y resúmenes por parte de por lo menos dos evaluadores. Las discordancias entre la inclusión o exclusión de referencias se resolvieron mediante consenso. Una vez seleccionados los artículos incluidos se procedió a la obtención de los textos completos. La evaluación de calidad y la extracción de datos la realizaron dos autores de manera independiente. En esta fase los desacuerdos se resolvieron por arbitraje de un tercer evaluador.

Creación de la lista de chequeo para manejo de toxicidad por anestésicos locales

Para la creación de la lista de chequeo para manejo de toxicidad sistémica por anestésicos locales se tomaron como base dos documentos: la guía de seguridad de la Asociación de Anestesiólogos de Gran Bretaña e Irlanda (Association of Anaesthetists of Great Britain & Ireland [AAGBI])35 y la lista de chequeo de la sociedad estadounidense de anestesia regional y medicina del dolor (American Society of Regional Anesthesia and Pain Medicine [ASRA])23. Para la traducción y modificación de estas herramientas se obtuvo permiso escrito.

Uno de los autores tomó las listas originales en inglés y extrajo en texto plano todos los elementos relevantes. Posteriormente se encargó de traducir al español todos los elementos originales haciendo énfasis especial en la adaptación idiomática al contexto colombiano y en la modificación de términos y frases ambiguas. El resultado de la traducción inicial fue validado inicialmente por un experto clínico y en última instancia por todos los autores del proyecto. Las diferencias se resolvieron mediante consenso.

Cambios, sustracciones y adiciones a las listas traducidas

Una vez realizada una lectura crítica de la literatura pertinente, se procedió a la redacción preliminar de cambios, sustracciones y adiciones a las listas de chequeo traducidas al español. Todas las modificaciones se realizaron a las listas en formato de texto plano. Todas las modificaciones fueron aprobadas en primera instancia por el experto temático de cada lista. Todos los elementos definitivos de las listas de chequeo fueron discutidos y aprobados por todos los expertos temáticos y metodológicos. Las diferencias de opiniones se resolvieron mediante consenso.

Diagramación de las listas de chequeo

Dos autores se encargaron de la diagramación de las listas de chequeo traducidas y actualizadas. Este proceso se hizo en Adobe InDesignCC® (2016, Adobe Systems Incorporated, San Jose, CA, EE.UU.). Para esto se dispuso de las plantillas originales diseñadas por Ariadne Labs. El resultado de la diagramación fue aprobado por todos los autores.

Redacción del documento final

El documento refleja el contexto, la metodología y los resultados de la iniciativa de desarrollo de traducción y actualización de las listas de chequeo, acogiendo y conciliando las recomendaciones a las consideraciones del consenso entre expertos temáticos y metodológicos. El manuscrito se sometió al proceso de publicación después de ser aprobado por todos los integrantes de la iniciativa. El centro de desarrollo tecnológico de la S.C.A.R.E. cumplirá las funciones de garante del manuscrito.

Evaluación por pares y publicación

El documento final se sometió a revisión por dos pares académicos, uno temático y otro metodológico. Los pares académicos evaluaron el manuscrito desde los aspectos temáticos y metodológicos. Este proceso siguió los lineamientos establecidos por el comité editorial de la Revista Colombiana de Anestesiología (http://www.revcolanest.com.co/es/guia-autores).

Resultados

En la búsqueda sistemática en bases de datos electrónicas se identificaron en total 2.091 artículos. Mediante estrategias de búsqueda manual y en bola de nieve se detectaron 11 artículos adicionales. Después de eliminar los registros duplicados se revisaron títulos y resúmenes de 1.407 referencias. Después del proceso de tamización se obtuvieron 19 artículos en texto completo, de los cuales 7 fueron finalmente incluidos y usados para modificar las listas originales (fig. 1)23,35-40.

Figura 1.

Resultados de la búsqueda sistemática.

a Los 8 artículos evaluados para bradicardia inestable están incluidos dentro de los 11 artículos evaluados para las listas de chequeo de paro cardiaco.

b Los 11 artículos evaluados para ambas listas de paro cardiaco son los mismos.

c Los 8 artículos evaluados para taquicardia inestable están incluidos dentro de los 11 artículos evaluados para las listas de chequeo de paro cardiaco.

d Los 8 artículos excluidos en las listas de chequeo para bradicardia, taquicardia y paro cardiaco son los mismos.

(0,88MB).

Las listas de chequeo se reorganizaron alfabéticamente según el título en español. Los cuadros usados como información de referencia, denominados en inglés «critical changes» en las listas originales, se tradujeron como «eventos críticos» en las listas de chequeo en español para evitar confusiones en los usuarios.

Para la actualización de la lista para manejo de anafilaxia se evaluó un artículo en texto completo41. La revisión no produjo ninguna modificación en las acciones propuestas por la lista original. La lista de chequeo diagramada en español se encuentra en la figura 2.

Figura 2.

Lista de chequeo para manejo de anafilaxia.

AESP: actividad eléctrica sin pulso; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; FV: fibrilación ventricular; IV: intravenoso; TV: taquicardia ventricular. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(0,79MB).

Para el manejo de la bradicardia inestable se identificaron 8 artículos que fueron revisados para considerar posibles cambios a la lista original en inglés37,39,42-47. Sin embargo, no se encontró evidencia secundaria para modificar, adicionar o eliminar ninguna acción propuesta en la lista original. En la figura 3 se encuentra la lista de chequeo diagramada en español.

Figura 3.

Lista de chequeo para manejo de bradicardia inestable.

AESP: actividad eléctrica sin pulso; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; IV: intravenoso. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,1MB).

Un artículo evaluado como texto completo sirvió para modificar una acción en la lista de chequeo para manejo de embolismo aéreo venoso. Se adicionó la posibilidad de considerar la ecocardiografía transtorácica en casos donde exista duda diagnóstica36 (fig. 4).

Figura 4.

Lista de chequeo para manejo de embolismo aéreo venoso.

AESP: actividad eléctrica sin pulso; ETCO2: dióxido de carbono al final de la espiración; FiO2: fracción inspirada de oxígeno. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(0,61MB).

Para el manejo de la hemorragia en salas de cirugía se identificaron 1.853 referencias que se sometieron a tamización, de las cuales una se revisó y discutió en texto completo48. Ninguna de las acciones de la lista original fue sujeto de modificaciones. En la figura 5 se encuentra la lista diagramada en español.

Figura 5.

Lista de chequeo para manejo de hemorragia.

DAD: dextrosa en agua destilada; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; FV: fibrilación ventricular; IV: intravenoso; TV: taquicardia ventricular. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,16MB).

Para la lista de manejo intraoperatorio de las crisis de hipertermia maligna se identificó y analizó una referencia en texto completo. Con base en esta referencia38, se modificó el orden de las acciones iniciales para el manejo de la crisis. En la lista original, la suspensión de los anestésicos volátiles y el uso de anestésicos seguros ocupan el quinto lugar, y para la lista en español se trasladó a la segunda acción después de la activación de sistema de ayuda. También se adicionó la posibilidad de considerar el uso de filtro de carbón activado en el circuito respiratorio, y se incluyó información sobre el uso clínico de dantroleno en presentación concentrada (250mg por vial). Se retiró el número de contacto telefónico con la línea de atención en crisis de la Asociación estadounidense de Hipertermia Maligna (Malignant Hyperthermia Association of United States [MHAUS]). La lista diagramada en español se encuentra en la figura 6).

Figura 6.

Lista de chequeo para manejo de hipertermia maligna.

DAD: dextrosa en agua destilada; ETCO2; dióxido de carbono al final de la espiración; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; IV: intravenoso; UCI: unidad de cuidados intensivos. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,22MB).

La lista de chequeo en español para el manejo intraoperatorio de la hipotensión se encuentra en la figura relacionada. Ningún artículo sirvió para modificar las acciones de la lista original. Se adicionó la etilefrina y la norepinefrina como información de referencia para la selección de la intervención farmacológica (fig. 7).

Figura 7.

Lista de chequeo para manejo de hipotensión.

AESP: actividad eléctrica sin pulso; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; FV: fibrilación ventricular; IV: intravenoso; TV: taquicardia ventricular. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,04MB).

Para la lista de chequeo para el manejo de hipoxia no se evaluaron artículos en texto completo. Igual que para la lista de chequeo para manejo de embolismo aéreo venoso, se adicionó en la información de referencia la posibilidad de usar ecocardiografía transtorácica para la evaluación diagnóstica36. La lista diagramada en español se encuentra en la figura 8.

Figura 8.

Lista de chequeo para manejo de hipoxia.

ETCO2: dióxido de carbono al final de la espiración; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; PIP: presión inspiratoria pico. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(0,99MB).

Un artículo sobre incendio en salas de cirugía fue evaluado en texto completo49. La lista de chequeo traducida al español no fue objeto de ninguna modificación respecto a la lista original (fig. 9).

Figura 9.

Lista de chequeo para manejo de incendio.

Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(0,97MB).

Para la actualización de las listas de chequeo para el manejo del paro cardiaco intraoperatorio se evaluaron las guías 2015 para ACLS en texto completo37,39,42-47,50,51 y otro artículo adicional sobre manejo de la temperatura corporal en el periodo post-paro40. Respecto a las listas originales, se modificó el número de compresiones torácicas por minuto de un valor fijo de 100 al rango de 100 a 120 compresiones por minuto. El número de respiraciones por minuto se modificó de 8 a 10. Se eliminó el uso de vasopresina en ambos escenarios de paro cardiaco. Se incluyó información sobre elementos que se deben tener en cuenta en el enfoque multimodal para decidir suspender la reanimación. También se incluyó la posibilidad de considerar la oxigenación por membrana extracorpórea (ECMO) para tratar causas seleccionadas y potencialmente reversibles (figs. 10 y 11).

Figura 10.

Lista de chequeo para manejo de paro cardiaco - Asistolia/AESP. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,24MB).
Figura 11.

Lista de chequeo para manejo de paro cardiaco - TV/FV

ECMO: oxigenación por membrana extracorpórea; FiO2: fracción inspirada de oxígeno; FV: fibrilación ventricular; IO: intraóseo; IV: intravenoso; RCP: reanimación cardiopulmonar; ROSC: retorno a circulación espontánea; TV: taquicardia ventricular. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,34MB).

Para la traducción de la lista de chequeo para el manejo de taquicardia inestable se evaluaron 8 artículos en texto completo37,39,42-47. La información obtenida no modificó las acciones consideradas en la lista original (fig. 12).

Figura 12.

Lista de chequeo para manejo de taquicardia inestable.

FiO2: fracción inspirada de oxígeno; FV: fibrilación ventricular; IV: intravenoso; TV: taquicardia ventricular. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(1,02MB).

La lista de chequeo para el manejo de la toxicidad sistémica por anestésicos locales en salas de cirugía se encuentra disponible al final del presente documento. Se incluyeron 11 acciones con base en dos listas de chequeo seleccionadas a priori23,35. Se generaron las acciones de la nueva lista en español de acuerdo a la estructura propuesta por las listas originales de Ariadne Labs. La diagramación se ajustó al estilo de diseño de las demás listas. Se incluyó información de referencia sobre el uso clínico de la emulsión lipídica al 20% y sobre posibles eventos críticos que se pueden presentar durante una crisis intraoperatoria por toxicidad a anestésicos locales (fig. 13).

Figura 13.

Lista de chequeo para manejo de toxicidad por anestésicos locales.

ACLS: soporte cardiovascular vital avanzado (Advanced Cardiovascular Life Support); BLS: soporte vital básico (Basic Life Support). Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «The Association of Anaesthetists of Great Britain & Ireland», disponible en: www.rcoa.ac.uk.

(1,23MB).

Sobre el manejo de la vía aérea fallida se evaluó un artículo en texto completo52. La lista original no sufrió modificaciones en la acciones. El archivo que sirve de base para imprimir las listas de chequeo traducidas y actualizadas como un cuadernillo está disponible en la figura 14).

Figura 14.

Lista de chequeo para manejo de vía aérea fallida. Fuente: traducido y actualizado con permiso a partir de «OR Crisis Checklists», disponible en: www.projectcheck.org/crisis.

(0,78MB).
Guía de implementación

La guía de implementación se basa en las recomendaciones de Ariadne Labs33. Antes de iniciar la implementación, se recomienda conformar un equipo multidisciplinario. Este equipo debe tener como función coordinar los esfuerzos de implementación. Este equipo debe estar conformado por varios anestesiólogos, enfermeras de quirófanos e, idealmente, un administrador hospitalario33. Según el contexto cultural de cada clínica u hospital se puede considerar incluir en el equipo representantes de otras disciplinas, por ejemplo un especialista quirúrgico. Los miembros del equipo deben ser personas motivadas, aunque no es necesario que tenga un papel de liderazgo previo en la institución33.

Es posible que antes de implementar las listas de chequeo se deba adecuar su contenido a cada clínica u hospital. La modificación de algunas acciones puede ser importante, por ejemplo, la información específica sobre equipos e insumos disponibles, asi como números de teléfono propios de la institución33.

Existen múltiples maneras de utilizar estas listas de chequeo en un quirófano. Para obtener el máximo rendimiento de las listas el equipo de implementación debe hacer algunas consideraciones puntuales. La decisión sobre esas consideraciones se debe tomar después de evaluar su uso en situaciones simuladas de emergencia. También se deben considerar las opiniones de los posibles usuarios de las listas respecto a sus expectativas de disponibilidad y uso33.

Ubicación, presentación y cantidad de folletos disponibles

Hay muchos lugares en los que las listas se pueden colocar en un quirófano. Se debe considerar tener la posibilidad de varias copias de los folletos. Habitualmente se debe disponer de una copia en papel de las listas de chequeo cerca a cada máquina de anestesia. Además, cada individuo involucrado en el cuidado de pacientes quirúrgicos puede disponer de una copia digital en su propio dispositivo móvil.

Uso de las listas de chequeo durante un evento crítico

Es recomendable que la persona que lea las listas de chequeo durante un evento crítico no participe directamente en el cuidado del paciente. El lector de las listas puede variar; por ejemplo, enfermera jefe o auxiliar, estudiante de medicina, interno, residente, o un miembro del equipo quirúrgico que tenga la capacidad de dedicar tiempo a la lectura de las listas de chequeo. Generalmente las personas encargadas del cuidado de los pacientes no deben hacer una lectura directa de las listas.

Plan de difusión

Como regla general todo el personal que trabaja en el quirófano debe ser consciente de que las listas de chequeo están disponibles para su uso. Para lograr este objetivo se pueden realizar algunas actividades:

  • Presentar las listas de chequeo en reuniones formales de trabajo con el personal asistencial y directivo de la clínica y hospital.

  • Conversar personalmente con los miembros del equipo quirúrgico acerca de las listas de chequeo para pedirles su colaboración en la implementación de su uso. Esto puede disminuir la resistencia de algunos individuos.

  • Anunciar que se implementará el uso de las listas de chequeo en la clínica u hospital. Algunas de las maneras en las que se puede hacer el anuncio incluyen: boletines internos, memorandos, pósteres, protectores de pantalla y botones.

Evaluar el impacto de la implementación

Es muy importante mantener la información sobre el impacto de las listas de chequeo en el lugar de la implementación. Esta información se debe compartir con los miembros del equipo quirúrgico y especialmente con los directivos de la institución, ya que esto incrementa el apoyo institucional al proyecto.

Estrategia a largo plazo

La implementación inicial es extremadamente importante para el éxito de este tipo de iniciativas. También se debe considerar la posibilidad de hacer entrenamiento periódico con miembros del equipo quirúrgico.

Discusión

Como resultado de esta iniciativa de la S.C.A.R.E. se produjeron unas listas de chequeo traducidas y adaptadas al español colombiano, y además actualizadas según la evidencia actual. Se podría esperar que la información contenida en las nuevas listas de chequeo cuente con una validez de contenido mayor que si se la traducción no se hubiera acompañado de una revisión sistemática, ya que aumenta la probabilidad de recomendar acciones ajustadas al conocimiento actual.

Aunque las ayudas cognitivas son una herramienta muy importante en el manejo de eventos críticos, disponer de listas de chequeo adecuadamente traducidas y actualizadas no garantiza necesariamente obtener mejores desenlaces en los pacientes quirúrgicos. Debe existir la conciencia en los líderes de departamentos quirúrgicos sobre la necesidad de establecer un adecuado programa de implementación de las listas de chequeo24.

La evidencia es consistente sobre el efecto favorable de las listas de chequeo sobre el desempeño del personal encargado del manejo clínico de pacientes quirúrgicos. Pero se han planteado situaciones en las que este efecto podría no materializarse. Por ejemplo, un diagnóstico inadecuado de un evento crítico puede generar una selección y un uso de una lista de chequeo inapropiada para alguna situación crítica específica. El hecho de que estrategias como las listas de chequeo se hayan adoptado de la industria aeronáutica no se puede extender a una analogía errónea y potencialmente peligrosa53. Claramente, los pacientes no son aviones, ni los anestesiólogos son pilotos54. Es imposible que una lista de chequeo se ajuste perfectamente a todas las situaciones críticas que se pueden presentar en un quirófano. En consecuencia, a pesar de la utilidad de listas de chequeo y otras ayudas cognitivas, un adecuado entrenamiento basado en competencias (conocimientos, habilidades y actitudes)55, la experiencia clínica y un compromiso con la seguridad de los pacientes siguen siendo los componentes centrales en el manejo de eventos críticos en salas de cirugía56.

En resumen, las nuevas listas de chequeo traducidas y actualizadas, producto de la iniciativa de la S.C.A.R.E., quedan a disposición de todo el personal de salud que las requiera para su implementación en escenarios educativos de simulación, y en el ejercicio clínico, como una herramienta adicional para la búsqueda de mejores desenlaces en los pacientes que requieren tratamientos en salas de cirugía.

Financiación

Este estudio fue financiado por la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación (S.C.A.R.E.) y ejecutado por la el Instituto de Investigaciones Clínicas en asociación con el Grupo Revisor STI Cochrane de la Universidad Nacional de Colombia.

Conflicto de intereses

Previo al desarrollo de este documento, todos los autores completaron una forma para la identificación de conflicto de intereses. Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Referencias
[1]
J.E. Ziewacz, A.F. Arriaga, A.M. Bader, W.R. Berry, L. Edmondson, J.M. Wong, et al.
Crisis checklists for the operating room: Development and pilot testing.
J Am Coll Surg., 213 (2011), pp. 212-217
e10
[2]
A.F. Arriaga, A.M. Bader, J.M. Wong, S.R. Lipsitz, W.R. Berry, J.E. Ziewacz, et al.
Simulation-based trial of surgical-crisis checklists.
N Engl J Med., 368 (2013), pp. 246-253
[3]
J.R. Navarro Vargas.
Eventos críticos en anestesia.
Rev Colomb Anestesiol., 39 (2011), pp. 573-586
[4]
M.M. Kurrek, J.H. Devitt, M. Cohen.
Cardiac arrest in the OR: How are our ACLS skills?.
Can J Anaesth., 45 (1998), pp. 130-132
[5]
J.K. Stross.
Maintaining competency in advanced cardiac life support skills.
JAMA., 249 (1983), pp. 3339-3341
[6]
F. Semeraro, L. Signore, E.L. Cerchiari.
Retention of CPR performance in anaesthetists.
Resuscitation., 68 (2006), pp. 101-108
[7]
K.K. Smith, D. Gilcreast, K. Pierce.
Evaluation of staff's retention of ACLS and BLS skills.
Resuscitation., 78 (2008), pp. 59-65
[8]
S.S. Lipman, K.I. Daniels, B. Carvalho, J. Arafeh, K. Harney, A. Puck, et al.
Deficits in the provision of cardiopulmonary resuscitation during simulated obstetric crises.
Am J Obstet Gynecol., 203 (2010), pp. 179
e1-1–e1-5
[9]
S. Charuluxananan, Y. Punjasawadwong, S. Suraseranivongse, S. Srisawasdi, O. Kyokong, T. Chinachoti, et al.
The Thai Anesthesia Incidents Study (THAI Study) of anesthetic outcomes: II, Anesthetic profiles and adverse events.
J Med Assoc Thai., 88 (2005), pp. S14-S29
[10]
T.G. Weiser, A.B. Haynes, G. Molina, S.R. Lipsitz, M.M. Esquivel, T. Uribe-Leitz, et al.
Estimate of the global volume of surgery in 2012: An assessment supporting improved health outcomes.
[11]
T.G. Weiser, A.B. Haynes, G. Molina, S.R. Lipsitz, M.M. Esquivel, T. Uribe-Leitz, et al.
Size and distribution of the global volume of surgery in 2012.
Bull World Health Organ., 94 (2016), pp. 201F-209F
[12]
R.K. Webb, M. Currie, C.A. Morgan, J.A. Williamson, P. Mackay, W.J. Russell, et al.
The Australian Incident Monitoring Study: An analysis of 2000 incident reports.
Anaesth Intensive Care., 21 (1993), pp. 520-528
[13]
A.A. Ghaferi, J.D. Birkmeyer, J.B. Dimick.
Variation in hospital mortality associated with inpatient surgery.
N Engl J Med., 361 (2009), pp. 1368-1375
[14]
A.A. Ghaferi, J.D. Birkmeyer, J.B. Dimick.
Complications, failure to rescue, and mortality with major inpatient surgery in Medicare patients.
Ann Surg., 250 (2009), pp. 1029-1034
[15]
A.A. Ghaferi, J.D. Birkmeyer, J.B. Dimick.
Hospital volume and failure to rescue with high-risk surgery.
Med Care., 49 (2011), pp. 1076-1081
[16]
T.K. Harrison, T. Manser, S.K. Howard, D.M. Gaba.
Use of cognitive aids in a simulated anesthetic crisis.
Anesth Analg., 103 (2006), pp. 551-556
[17]
D.M. Gaba.
Perioperative cognitive aids in anesthesia: What, who, how, and why bother?.
Anesth Analg., 117 (2013), pp. 1033-1036
[18]
L.Y. Wen, S.K. Howard.
Value of expert systems, quick reference guides and other cognitive aids.
Curr Opin Anaesthesiol., 27 (2014), pp. 643-648
[19]
S. Marshall.
The use of cognitive aids during emergencies in anesthesia: A review of the literature.
Anesth Analg., 117 (2013), pp. 1162-1171
[20]
T.G. Weiser, W.R. Berry.
Review article: Perioperative checklist methodologies.
Can J Anaesth., 60 (2013), pp. 136-142
[21]
W.B. Runciman, M.T. Kluger, R.W. Morris, A.D. Paix, L.M. Watterson, R.K. Webb.
Crisis management during anaesthesia: The development of an anaesthetic crisis management manual.
Qual Saf Health Care., 14 (2005), pp. e1
[22]
K.P.E. Glahn, F.R. Ellis, P.J. Halsall, C.R. Müller, M.M.J. Snoeck, A. Urwyler, et al.
Recognizing and managing a malignant hyperthermia crisis: Guidelines from the European Malignant Hyperthermia Group.
Br J Anaesth., 105 (2010), pp. 417-420
[23]
J.M. Neal, M.F. Mulroy, G.L. Weinberg, American Society of Regional Anesthesia and Pain Medicine.
American Society of Regional Anesthesia and Pain Medicine checklist for managing local anesthetic systemic toxicity: 2012 version.
Reg Anesth Pain Med, 37 (2012), pp. 16-18
[24]
S.N. Goldhaber-Fiebert, S.K. Howard.
Implementing emergency manuals: Can cognitive aids help translate best practices for patient care during acute events?.
Anesth Analg., 117 (2013), pp. 1149-1161
[25]
J.M. Neal, R.L. Hsiung, M.F. Mulroy, B.B. Halpern, A.D. Dragnich, A.E. Slee.
ASRA checklist improves trainee performance during a simulated episode of local anesthetic systemic toxicity.
Reg Anesth Pain Med., 37 (2012), pp. 8-15
[26]
S.D. Marshall, P. Sanderson, C.A. McIntosh, H. Kolawole.
The effect of two cognitive aid designs on team functioning during intra-operative anaphylaxis emergencies: A multi-centre simulation study.
Anaesthesia., 71 (2016), pp. 389-404
[27]
A.B. Haynes, T.G. Weiser, W.R. Berry, S.R. Lipsitz, Breizat A-HS, E.P. Dellinger, et al.
A surgical safety checklist to reduce morbidity and mortality in a global population.
N Engl J Med., 360 (2009), pp. 491-499
[28]
B.M. Biccard, R. Rodseth, L. Cronje, P. Agaba, E. Chikumba, L. du Toit, et al.
A meta-analysis of the efficacy of preoperative surgical safety checklists to improve perioperative outcomes.
S Afr Med J., 106 (2016), pp. 592-597
[29]
J.D. Birkmeyer.
Strategies for improving surgical quality — checklists and beyond.
N Engl J Med., 363 (2010), pp. 1963-1965
[30]
J. Mellin-Olsen, S. Staender, D.K. Whitaker, A.F. Smith.
The Helsinki Declaration on Patient Safety in Anaesthesiology.
Eur J Anaesthesiol., 27 (2010), pp. 592-597
[31]
A.F. Merry, J.B. Cooper, O. Soyannwo, I.H. Wilson, J.H. Eichhorn.
International Standards for a Safe Practice of Anesthesia 2010.
Can J Anaesth., 57 (2010), pp. 1027-1034
[32]
L.M. Gómez Buitrago.
La lista de chequeo: un estándar de cuidado.
Rev Colomb Anestesiol., 41 (2013), pp. 182-183
[33]
Ariadne Labs. Operating room crisis checklists [Internet]. 2013 [citado 15 Nov 2016]. Disponible en: www.projectcheck.org/crisis.
[34]
Ministerio de la Protección Social, COLCIENCIAS. Guía Metodológica para la elaboración de Guías. Atención Integral en el Sistema General de Seguridad Social en Salud Colombiano. Bogotá, Colombia; 2010.
[35]
G. Cave, W. Harrop-Griffiths, M.G. Harvey, T. Meek, J. Picard, T. Short, et al.
AAGBI Safety Guideline. Management of Severfe Local Anaesthetic Toxicity.
The Association of Anaesthetists of Great Britain & Ireland, (2010),
[36]
A. Jasudavisius, R. Arellano, J. Martin, B. McConnell, D. Bainbridge.
A systematic review of transthoracic and transesophageal echocardiography in non-cardiac surgery: Implications for point-of-care ultrasound education in the operating room.
Can J Anaesth., 63 (2016), pp. 480-487
[37]
K.G. Monsieurs, J.P. Nolan, L.L. Bossaert, R. Greif, I.K. Maconochie, N.I. Nikolaou, et al.
European Resuscitation Council Guidelines for Resuscitation 2015: Section 1. Executive summary.
[38]
H. Rosenberg, N. Pollock, A. Schiemann, T. Bulger, K. Stowell.
Malignant hyperthermia: A review.
Orphanet J Rare Dis., 10 (2015), pp. 93
[39]
R.W. Neumar, M. Shuster, C.W. Callaway, L.M. Gent, D.L. Atkins, F. Bhanji, et al.
Part 1: Executive Summary: 2015 American Heart Association Guidelines Update for Cardiopulmonary Resuscitation and Emergency Cardiovascular Care.
Circulation., 132 (2015), pp. S315-S367
[40]
M.W. Donnino, L.W. Andersen, K.M. Berg, J.C. Reynolds, J.P. Nolan, P.T. Morley, et al.
Temperature management after cardiac arrest.
Circulation., 132 (2015), pp. 2448-2456
[41]
T.K. Patel, P.B. Patel, M.J. Barvaliya, C.B. Tripathi.
Drug-induced anaphylactic reactions in Indian population: A systematic review.
Indian J Crit Care Med., 18 (2014), pp. 796-806
[42]
L.J. Morrison, L.M. Gent, E. Lang, M.E. Nunnally, M.J. Parker, C.W. Callaway, et al.
Part 2: Evidence evaluation and management of conflicts of interest: 2015 American Heart Association Guidelines Update for Cardiopulmonary Resuscitation and Emergency Cardiovascular Care.
Circulation., 132 (2015), pp. S368-S382
[43]
M.E. Kleinman, E.E. Brennan, Z.D. Goldberger, R.A. Swor, M. Terry, B.J. Bobrow, et al.
Part 5: Adult basic life support and cardiopulmonary resuscitation quality: 2015 American Heart Association Guidelines Update for Cardiopulmonary Resuscitation and Emergency Cardiovascular Care.
Circulation., 132 (2015), pp. S414-S435
[44]
M.S. Link, L.C. Berkow, P.J. Kudenchuk, H.R. Halperin, E.P. Hess, V.K. Moitra, et al.
Part 7: Adult advanced cardiovascular life support: 2015 American Heart Association Guidelines Update for Cardiopulmonary Resuscitation and Emergency Cardiovascular Care.
Circulation., 132 (2015), pp. S444-S464
[45]
E.J. Lavonas, I.R. Drennan, A. Gabrielli, A.C. Heffner, C.O. Hoyte, A.M. Orkin, et al.
Part 10: Special circumstances of resuscitation: 2015 American Heart Association Guidelines Update for Cardiopulmonary Resuscitation and Emergency Cardiovascular Care.
Circulation., 132 (2015), pp. S501-S518
[46]
G.D. Perkins, A.J. Handley, R.W. Koster, M. Castrén, M.A. Smyth, T. Olasveengen, et al.
European Resuscitation Council Guidelines for Resuscitation 2015 Section 2. Adult basic life support and automated external defibrillation.
Resuscitation., 95 (2015), pp. 81-99
[47]
J. Soar, J.P. Nolan, B.W. Böttiger, G.D. Perkins, C. Lott, P. Carli, et al.
European Resuscitation Council Guidelines for Resuscitation 2015, Section 3. Adult advanced life support.
Resuscitation., 95 (2015), pp. 100-147
[48]
O.J. Warren, E.M.H. Alcock, A.M.T.L. Choong, D.R. Leff, I. van Herzeele, A.W. Darzi, et al.
Recombinant activated factor VII: A solution to refractory haemorrhage in vascular surgery?.
Eur J Vasc Endovasc Surg., 35 (2008), pp. 145-152
[49]
P.C. Seifert, E. Peterson, K. Graham.
Crisis management of fire in the OR.
AORN J., 101 (2015), pp. 250-263
[50]
J.P. Nolan, J. Soar, A. Cariou, T. Cronberg, V.R.M. Moulaert, C.D. Deakin, et al.
European Resuscitation Council and European Society of Intensive Care Medicine Guidelines for Post-resuscitation Care 2015. Section 5 of the European Resuscitation Council Guidelines for Resuscitation 2015.
Resuscitation., 95 (2015), pp. 202-222
[51]
A. Truhlář, C.D. Deakin, J. Soar, G.E.A. Khalifa, A. Alfonzo, J.J.L.M. Bierens, et al.
European Resuscitation Council Guidelines for Resuscitation 2015, Section 4. Cardiac arrest in special circumstances.
Resuscitation., 95 (2015), pp. 148-201
[52]
C. Frerk, V.S. Mitchell, A.F. McNarry, C. Mendonca, R. Bhagrath, A. Patel, et al.
Difficult Airway Society 2015 guidelines for management of unanticipated difficult intubation in adults.
Br J Anaesth., 115 (2015), pp. 827-848
[53]
A.R.J. Girbes, R. Robert, P.E. Marik.
Protocols: Help for improvement but beware of regression to the mean and mediocrity.
Intensive Care Med., 41 (2015), pp. 2218-2220
[54]
R. Rissmiller.
Patients are not airplanes and doctors are not pilots.
author reply 2869-70
[55]
Z.N. Kain, J.C.K. Fitch, J.R. Kirsch, B. Mets, R.G. Pearl.
Future of anesthesiology is perioperative medicine: A call for action.
Anesthesiology., 122 (2015), pp. 1192-1195
[56]
D. Borshoff.
The limitations of crisis checklists.
Anesth Analg., 118 (2014), pp. 1387-1388
Copyright © 2017. Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación
Opciones de artículo
Herramientas