Buscar en
Revista Chilena de Radiología
Toda la web
Inicio Revista Chilena de Radiología Diagnóstico en tomografía computarizada de tumores endobronquiales de estirpe ...
Información de la revista
Vol. 22. Núm. 1.
Páginas 47-50 (Enero - Marzo 2016)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
2342
Vol. 22. Núm. 1.
Páginas 47-50 (Enero - Marzo 2016)
Caso clínico
DOI: 10.1016/j.rchira.2016.02.006
Open Access
Diagnóstico en tomografía computarizada de tumores endobronquiales de estirpe lipomatosa
Computed tomography diagnosis of lipomatous endobronchial tumors lineage
Visitas
...
Diego Palominos Posea,
Autor para correspondencia
diegopalominos@gmail.com

Autor para correspondencia.
, Patricio Luburich Hernáiza, Rosa María Penín Mosquerab, Roberto Correa Sotoa, Jaqueline Quispe Bravoa
a Radiología, Hospital Universitario de Bellvitge, Hospitalet de Llobregat, Barcelona, España
b Anatomía Patológica, Hospital Universitario de Bellvitge, Hospitalet de Llobregat, Barcelona, España
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (7)
Mostrar másMostrar menos
Resumen

Describimos 2 casos de tumores lipomatosos endobronquiales diagnosticados mediante TC. El primer caso mostró un nódulo homogéneo de densidad grasa de 11mm localizado en el bronquio intermediario derecho, que correspondió a un lipoma. El segundo paciente se sometió a una TC por la sospecha de lesión endobronquial luego que cursara con 2 episodios de neumonías localizadas en el lóbulo inferior izquierdo. En esta se demostró un nódulo de predominio graso con pequeñas áreas de densidad de partes blandas en el bronquio inferior izquierdo. El estudio patológico confirmó que se trataba de un hamartoma lipomatoso con áreas de cartílago maduro.

Palabras clave:
Bronquio
Tumores bronquiales
Lipoma
Hamartoma
Tomografía computarizada
Abstract

We describe two cases of lipomatous endobronquial tumors diagnosed by CT. The first case showed a homogeneous fat density endobronquial nodule in the right intermediate bronchus compatible with lipoma. The second patient underwent a CT under the suspicion of a endobronquial lesion after two episodes of pneumonia localized in left lower lobe. The TC demonstrated a fat predominant nodule in the left lower lobe bronchus. The anatomopathologic study confirmed a lipomatous hamartoma with areas of mature cartilage.

Keywords:
Bronchus
Bronquial tumors
Lipoma
Hamartoma
Computed tomography
Texto completo
Casos

Presentamos a 2 hombres de 63 y 67años. El primero es un paciente con antecedentes de hipertensión arterial, al cual por control laboral se le realizó una espirometría que mostró un patrón restrictivo. En la radiografía de tórax se observó un dudoso patrón intersticial, por lo que se complementó con una tomografía computarizada (TC) de tórax. En esta se demostró un nódulo endobronquial homogéneo de densidad grasa (−90UH) de 11mm de diámetro en el bronquio intermediario derecho, compatible con lipoma como primera posibilidad diagnóstica (fig. 1a,b). La fibrobroncoscopia confirmó lesión pediculada, endobronquial, móvil en la pared anterior del bronquio intermediario, situándose en frente de la entrada del LSD y obstruyendo el 80% de la luz endobronquial (fig. 2). Se obtuvieron muestras que revelaron tejido adiposo maduro. Finalmente se realizó fibrobroncoscopia rígida con fotocoagulación y resección mecánica de la lesión, la cual fue enviada a anatomía patológica, que confirmó el diagnóstico.

Figura 1.

Lipoma endobronquial que se manifestó como una masa de atenuación grasa. Imagen axial donde se visualiza el lipoma a nivel del bronquio intermediario. Reconstrucción coronal en ventana de pulmón.

(0,12MB).
Figura 2.

Imágenes de fibrobroncoscopia donde se visualiza lesión pediculada bamboleante situada en pared anterolateral de bronquio intermediario, frente a la entrada de LSD, que obstruye el 80% de la luz bronquial.

(0,05MB).

El segundo caso se trata de paciente fumador de 67años que consulta por fiebre y tos. La radiografía de tórax demostró una opacidad a nivel del lóbulo inferior izquierdo sugerente de neumonía. Doce meses antes había consultado por una neumonía en la misma localización, por lo que se complementa con TC de tórax para descartar neoplasia.

El estudio mostró un nódulo endobronquial de 10mm localizado en el origen del bronquio posterobasal del lóbulo inferior izquierdo, el cual lo obstruía por completo (figs. 3 y 4), provocando condensación atelectásica del parénquima pulmonar segmentario distal (fig. 5). Dicho nódulo era predominantemente de densidad grasa, con pequeñas áreas periféricas de densidad de partes blandas. Se plantea el diagnóstico de hamartoma lipomatoso. La fibrobroncoscopia flexible visualizó una lesión redondeada de apariencia benigna dentro del bronquio posterobasal del LII con obstrucción completa del mismo (fig. 6). Se obtuvieron muestras, las cuales se enviaron a anatomía patológica, objetivando la presencia de células adiposas maduras y vasos en su interior. Finalmente se realizó broncoscopia rígida con fotocoagulación y extirpación del nódulo con pinzas flexibles. La muestra fue enviada a anatomía patológica, que confirmó el diagnóstico de hamartoma lipomatoso (fig. 7).

Figura 3.

TC en ventana de partes blandas. Hamartoma endobronquial de 10mm localizado en el principio del bronquio posterobasal del lóbulo inferior izquierdo (flecha). Gran hernia hiatal.

(0,1MB).
Figura 4.

Reconstrucción oblicua. Ventana de partes blandas donde se observa la lesión endobronquial de predominio graso.

(0,06MB).
Figura 5.

Reconstrucción oblicua en ventana de pulmón donde se observa el hamartoma lipomatoso, la dilatación bronquial secundaria a este y la neumonía segmentaria obstructiva.

(0,08MB).
Figura 6.

Imagen de fibrobroncoscopia donde se observa el hamartoma.

(0,05MB).
Figura 7.

Microfotografía de la lesión. Tumoración benigna de predominio lipomatoso con áreas focales periféricas de cartílago maduro.

(0,12MB).
Discusión

Los tumores de estirpe lipomatosa son raros en los pulmones (el 0,1% de los tumores pulmonares benignos)1. Los lipomas intratorácicos se dividen en 5 grupos: endobronquiales, parenquimatosos, pleurales, mediastínicos y cardiacos. Los lipomas traqueobronquiales se originan de la grasa submucosa del árbol traqueobronquial y usualmente son pedunculados con un angosto tallo. En una revisión de 64 casos de lipoma endobronquial, la mayoría se localizaban en las primeras 3 divisiones del árbol bronquial, predominantemente en el lado derecho2. Los pacientes con lipomas traqueobronquiales son generalmente de edad media y existe un claro predominio en hombres (aproximadamente el 90%). El tabaquismo y la obesidad son factores de riesgo asociados al lipoma endobronquial3. El lipoma, como otros tumores endobronquiales, produce síntomas y signos de obstrucción, incluyendo tos productiva, hemoptisis, sibilancias, neumonías recurrentes y bronquiectasias1. Dado que el lipoma es avascular, la hemoptisis es poco frecuente y, cuando se presenta, es el resultado de la infección postobstructiva4. Los hallazgos de la radiografía de tórax en los casos de lipoma típicamente se relacionan con la obstrucción1. La broncoscopia a menudo no provee la suficiente información para el diagnóstico debido a la cápsula fibrosa que rodea la lesión. Los hallazgos de la broncoscopia también pueden desviar del diagnóstico debido a la detección simultánea de células atípicas relacionadas con la irritación crónica e infección, hallazgos que pueden llevar al diagnóstico erróneo de cáncer broncogénico5.

La TC es altamente específica y sensible en la detección de grasa, y su hallazgo orienta al diagnóstico de lipoma traqueobronquial, demostrando una lesión redondeada, homogénea y pediculada de atenuación grasa (aproximadamente de −100UH) y sin captación de contraste. La resección láser a través de broncoscopia5 es el tratamiento de elección.

El hamartoma se define como una masa que resulta del crecimiento y la mezcla anormales de elementos tisulares o de la proporción anormal de un solo elemento tisular normalmente presente en un órgano1. El hamartoma es el tumor pulmonar benigno más frecuente, representando el 77% del total de ellos6. Solo el 3% de los hamartomas pulmonares son endobronquiales, y representan el 70% de los tumores endobronquiales benignos1.

El hamartoma endobronquial es una forma especial de hamartoma intrapulmonar. Se origina de un bronquio de gran tamaño y crece en su luz, obstruyendo el bronquio antes de aumentar de tamaño7.

Los hamartomas intrapulmonares y endobronquiales contienen cartílago, grasa, tejido fibroso y un componente epitelial en proporciones variables. Sin embargo, se ha reportado que las lesiones endobronquiales tienden a presentar más grasa que las lesiones parenquimatosas. Este hallazgo puede ser atribuible a la relativa abundancia de grasa en las paredes bronquiales comparadas con el parénquima pulmonar. Al contrario del hamartoma parenquimatoso, el cual tiende a presentarse como una lesión solitaria asintomática, el hamartoma endobronquial es sintomático debido a la obstrucción de la vía aérea, lo que puede provocar tos, hemoptisis, disnea y neumonía obstructiva1.

La radiografía de tórax demuestra las secuelas de la obstrucción endobronquial. Estas incluyen atelectasias, neumonías obstructivas y bronquiectasias. Las lesiones endobronquiales pueden llegar a ser visibles en la radiografías de tórax o pasar inadvertidas1. En el caso de algunos hamartomas que contengan grasa o calcificaciones, se puede realizar el diagnóstico específico de hamartoma5.

Cuando se trata de lesiones que contienen grasa, la correlación entre su localización y las características de la grasa (para el caso del lipoma, grasa homogénea no vascularizada que no invade ni destruye tejido adyacente) puede reducir el tiempo requerido para hacer el diagnóstico diferencial8. Sin embargo, el hamartoma endobronquial también puede aparecer como una lesión grasa en la TC1; por lo tanto, ante la identificación de una lesión endobronquial de estirpe grasa el diagnóstico debe incluir lipoma y hamartoma. Si además de grasa se visualizan focos de densidad de partes blandas en el interior del tumor, como en nuestro caso, el diagnóstico topográfico debe favorecer la posibilidad de hamartoma lipomatoso.

La mayoría de los tumores del árbol traqueobronquial son malignos, y esta debe ser, por lo tanto, la primera posibilidad diagnóstica en la práctica clínica.

Estos 2 casos de tumores endobronquiales benignos son de especial interés no solo por tratarse de una entidad muy poco frecuente, sino también porque la TC permitió acotar el diagnóstico diferencial para excluir lesiones malignas y modificar la conducta terapéutica. Esto, a su vez, disminuye el tiempo de intervención al permitir planificar la fibrobroncoscopia usando las imágenes como mapa de ruta, y además disminuye la ansiedad del paciente por el temor al cáncer9. La fibrobroncoscopia permitió resecar las lesiones endobronquiales, y el material obtenido de la exéresis resultó suficiente para el diagnóstico histológico definitivo.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
R.W. Wilson, W. Kirejezyk.
Pathological and radiological correlation of endobronchial neoplasm. Part I. Benign tumors.
Ann Diagn Pathol, 1 (1997), pp. 31-46
[2]
M. Muraoka, T. Oka, S. Akamine, T. Nagayasu, M. Iseki, N. Suyama, et al.
Endobronchial lipoma: Review of 64 cases reported in Japan.
Chest., 123 (2003), pp. 293-296
[3]
D.E. Schraufnagel, J.E. Morin, N.S. Wang.
Endobronchial lipoma.
Chest., 75 (1979), pp. 97
[4]
A. Pinero, A. Giménez, F.G. Lax, P. Parrilla.
Hemoptysis caused by an endobronchial lipoma.
J Thorac Cardiovasc Surg., 111 (1996), pp. 1104-1105
[5]
J.M. Ko, J.I. Jung, S.H. Park, K.Y. Lee, M.H. Chung, M.I. Ahn, et al.
Benign tumors of the tracheobronchial tree: CT-pathologic correlation.
AJR Am J Roentgenoly., 186 (2006), pp. 1304-1313
[6]
M.G. Arrigoni, L.B. Woolner, P.E. Bernatz, W.E. Miller, R.S. Fontana.
Benign tumors of the lung: A ten-year surgical experience.
J Thorac Cardiovasc Surg., 60 (1970), pp. 589-599
[7]
J.M. Ahn, J.G. Im, J.W. Seo, H.S. Han, H.K. Yoon, W.S. Kim, et al.
Endobronchial hamartoma: CT findings in three patients.
[8]
S.C. Gaerte, C.A. Meyer, H.T. Winer-Muram, R.D. Tarver, D.J. Conces.
Fat-containing lesions of the chest.
[9]
M.L. Cabrera, D. Montañana.
Obstrucción bronquial crónica causada por un lipoma endobronquial.
Radiología., 56 (2014), pp. 91-93
Copyright © 2016. SOCHRADI
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.