Regístrese
Buscar en
Revista Argentina de Radiología
Toda la web
Inicio Revista Argentina de Radiología Signo de la doble línea
Información de la revista
Vol. 81. Núm. 3.
Páginas 240-241 (Julio - Septiembre 2017)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 81. Núm. 3.
Páginas 240-241 (Julio - Septiembre 2017)
Signo radiológico
DOI: 10.1016/j.rard.2016.10.010
Open Access
Signo de la doble línea
The double-line sign
Visitas
2198
D. Soliva Martínez
Autor para correspondencia
radcuenca@gmail.com

Autor para correspondencia.
, I. Belda González
Hospital Virgen de la Luz, Cuenca, España
Este artículo ha recibido
2198
Visitas

Under a Creative Commons license
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (2)
Texto completo

El signo de la doble línea fue reportado por Mitchell et al. en 19871. Es característico de la osteonecrosis o la necrosis avascular ósea, y si bien inicialmente fue descrito para la afectación de la cadera (localización más frecuente), puede comprometer cualquier hueso, con predilección por la epífisis y la metáfisis de los huesos largos (rodilla, hombro, huesos del carpo, metatarsos, etc.).

Este signo se observa, mediante la resonancia magnética (RM) con tiempo de repetición largo, como dos imágenes lineales adyacentes entre sí, de trazo serpiginoso, delimitando la interfase entre el hueso necrótico y el normal: una banda hipointensa externa define el hueso normal y corresponde a tejido fibrótico y esclerosis, mientras que la otra banda, hiperintensa, tiene una localización interna, delimita el hueso necrótico y representa tejido de granulación hipervascular de reparación de la zona de necrosis2,3 (figs. 1 y 2).

Figura 1.

(a) Secuencia de densidad protónica con supresión grasa en el plano axial muestra el signo de la doble línea. Se visualizan dos líneas adyacentes entre sí, la externa hipointensa (flechas cortas) y la interna hiperintensa (flecha larga), siguiendo la interfase entre el hueso normal y el necrótico. (b) Se observa el signo de la doble línea sin iconos superpuestos.

(0,11MB).
Figura 2.

(a) Secuencia de densidad protónica con supresión grasa en el plano coronal, correspondiente al mismo paciente, muestra el signo de la doble línea. Se visualizan dos líneas adyacentes entre sí, la externa hipointensa (flechas cortas) y la interna hiperintensa (flecha larga), siguiendo la interfase entre el hueso normal y el necrótico. (b) Se observa el signo de la doble línea sin iconos superpuestos.

(0,1MB).

Se han comunicado múltiples causas de necrosis avascular. Entre las más habituales se encuentran los traumatismos, idiopático, el tratamiento con corticoides, las hemoglobinopatías, las enfermedades del colágeno y el alcoholismo. Todas tienen en común la interrupción del aporte sanguíneo al hueso medular, que acaba necrosándose. Por ello, existe predilección por la metáfisis y epífisis de los huesos largos (puesto que son zonas con vascularización arterial y venosa más precaria). La epidemiología varía en función de la localización y los factores implicados3.

El signo de la doble línea es importante en el diagnóstico de la necrosis avascular. A pesar de que existen otros signos descritos por radiología simple, tomografía computada y RM, este es el de mayor especificidad. Una vez diagnosticado el proceso, dado que el signo permite diferenciar claramente el hueso necrótico del normal, resulta esencial en la clasificación, planificación terapéutica y seguimiento. Su presencia permite valorar la localización, extensión, morfología y volumen del hueso necrótico, susceptible de tratamiento y control.

Además, al ser un hallazgo relativamente precoz (ya hay reparación ósea), su existencia, junto con otros patrones de representación en RM, posibilita el diagnóstico en pacientes con sospecha clínica, pero con otras pruebas de imagen sin alteraciones significativas (estadio I)3.

Como conclusión, el signo de la doble línea es característico de la osteonecrosis y permite diferenciar claramente el hueso necrótico del normal. Por este motivo, su presencia es fundamental en el diagnóstico, despistaje, planificación terapéutica y seguimiento.

Confidencialidad de los datos

Los autores declaran que han seguido los protocolos de su centro de trabajo sobre la publicación de datos de pacientes y que todos los pacientes incluidos en el estudio han recibido información suficiente y han dado su consentimiento informado por escrito.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
D.G. Mitchell, H.Y. Kressel, V.M. Rao.
The unique MRI appearance of the reactiva interface in avascular necrosis: the double-line sign.
Magn Reson Imaging., 5 (1987), pp. 41
[2]
J.V. Zurlo.
The double-line sign.
[3]
M.D. Murphey, K.L. Foreman, M.K. Klassen-Fischer, M.G. Fox, E.M. Chung, M.J. Kransdorf.
From the radiologic pathology archives imaging of osteonecrosis: radiologic-pathologic correlation.
Radiographics., 34 (2014), pp. 1003-1028
Copyright © 2016. Sociedad Argentina de Radiología
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.