Buscar en
Gastroenterología y Hepatología
Toda la web
Inicio Gastroenterología y Hepatología Derivación portosistémica intrahepática transyugular precoz: cuándo, cómo y...
Información de la revista
Vol. 39. Núm. 7.
Páginas 472-476 (Agosto - Septiembre 2016)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
5055
Vol. 39. Núm. 7.
Páginas 472-476 (Agosto - Septiembre 2016)
Revisión
DOI: 10.1016/j.gastrohep.2015.09.013
Acceso a texto completo
Derivación portosistémica intrahepática transyugular precoz: cuándo, cómo y a quién
Early transjugular intrahepatic portosystemic shunt: When, how and in whom?
Visitas
...
Esteban Ruiz-Blarda, Anna Baigesa, Fanny Turona, Virginia Hernández-Geaa,b, Juan Carlos García-Pagána,b,
Autor para correspondencia
jcgarcia@clinic.ub.es

Autor para correspondencia.
a Laboratorio de Hemodinámica Hepática, Servicio de Hepatología, Hospital Clínic-IDIBAPS, Universidad de Barcelona, Barcelona, España
b Centro de Investigación Biomédica en Red de Enfermedades Hepáticas y Digestivas (CIBERehd), Barcelona, España
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Tablas (2)
Tabla 1. Contraindicaciones absolutas y relativas a la colocación de un TIPS
Tabla 2. Características de los estudios clínicos que validan el uso del TIPS precoz
Mostrar másMostrar menos
Resumen

El TIPS precoz es una nueva aplicación de una herramienta conocida. Esta intervención ha pasado de ser únicamente una terapia de rescate útil cuando otras intervenciones han fallado a convertirse en la forma de tratamiento de los pacientes con sangrado variceal y criterios tempranos de mal pronóstico. Su uso ha demostrado, además del control adecuado de la hemorragia, una mejoría en la supervivencia a 6 semanas y un año en comparación al uso estándar de endoscopia y fármacos vasoactivos, sin condicionar un aumento del número de eventos adversos. En manos experimentadas y con una apropiada selección de los casos el TIPS precoz es un tratamiento seguro, que mejora la supervivencia y que está basado en la evidencia clínica.

Palabras clave:
Hipertensión portal
Derivación portosistémica intrahepática transyugular
Várices esofágicas y gástricas
Hemorragia por varices
Abstract

Early TIPS is basically a new application of an old concept. This intervention used to be a useful rescue therapy when other interventions failed but has now become a primary intervention in patients with variceal bleeding and risk factors for poor prognosis. This technique has also been proven to control bleeding and has a definite survival advantage at 6 weeks and 1 year over standard therapy with vasoactive drugs and endoscopy, without increasing the rate of adverse events. In well-trained hands and with appropriate candidate selection, early TIPS is a safe, life-saving and evidenced-based procedure.

Keywords:
Portal hypertension
Transjugular intrahepatic portosystemic shunt
Oesophageal or gastric varices
Variceal bleeding
Texto completo
Introducción

La hipertensión portal es la complicación más temida de la cirrosis, debido al aumento de la morbimortalidad que supone su aparición y que conlleva complicaciones como la ascitis, la encefalopatía y el sangrado variceal. Dentro de ellas, la complicación más grave es la hemorragia, ya que se asocia a una mortalidad elevada1-4.

En las últimas décadas, se han realizado avances importantes en el manejo del sangrado variceal que han logrado disminuir progresivamente las tasas de resangrado y la mortalidad a 6 semanas, 6 meses y un año. En el 2003, D??Amico y de Franchis realizaron una evaluación retrospectiva de 2 cohortes de pacientes cirróticos admitidos con sangrado variceal, demostrando que la mortalidad había disminuido desde cifras históricas superiores al 40%1 hasta un nivel cercano al 20%2. Las principales causas de la mejor supervivencia fueron: 1) medidas generales de soporte y resucitación; 2) administración temprana de fármacos vasoactivos; 3) la utilización amplia de endoscopia de urgencia, y 4) la introducción del TIPS de rescate, aunque con un efecto menor2.

En un estudio francés similar publicado recientemente se compararon 2 cohortes históricas, una antigua (2000- 2001) y otra reciente (2008-2009) y se evidenció un descenso significativo de la mortalidad a las 6 semanas del 24,6 al 10,9%. Entre las causas responsables de este descenso, destacaron el mayor uso de ligadura endoscópica en la cohorte más reciente, una política transfusional más restrictiva, el uso generalizado de profilaxis antibiótica y la utilización más frecuente de TIPS de rescate. Al analizar por subgrupos esta diferencia tan importante en la sobrevida, el impacto más relevante se observa en los enfermos CHILD C a pesar de ser el grupo con mayor mortalidad4.

Sin embargo, y a pesar de la mejoría pronostica alcanzada en los últimos años, la mortalidad asociada al episodio de hemorragia por hipertensión portal no es despreciable.

TIPS: ¿en qué consiste?

El TIPS consiste en conectar mediante una prótesis una vena supra hepática (usualmente la derecha o media) y una rama portal (usualmente la derecha) con el fin de derivar parte del flujo sanguíneo portal y, en consecuencia, descomprimir el sistema venoso portal.

En la actualidad se recomienda el uso de prótesis recubiertas con politetrafluoroetileno (e-PTFE), un material no trombogénico que impide el crecimiento seudointimal y por ello disminuye la posible disfunción de la prótesis, un problema habitual cuando se utilizan las prótesis no recubiertas. Previamente a la realización del TIPS se recomienda iniciar profilaxis antibiótica contra cocos Gram positivos y enterobacterias con el fin de evitar infecciones, de especial relevancia la endotipsitis por su difícil tratamiento.

El procedimiento se realiza bajo sedación profunda, y por esto se recomienda que la determinación del gradiente de presión portal post-TIPS se realice 24 h después, entre la vena porta y la vena cava inferior, con el paciente despierto para evitar los efectos de la sedación y las alteraciones producidas por oscilaciones respiratorias acentuadas durante la misma. El seguimiento para control de la permeabilidad y el funcionamiento adecuado de la prótesis se realiza con ultrasonido Doppler cada 6 meses5-7.

Entre los principales problemas asociados al TIPS se encuentra la incidencia de encefalopatía hepática, mayor con las antiguas prótesis no recubiertas. La recomendación general es evitar gradientes porto-cava muy bajos y para ello un paso fundamental es el diámetro de dilatación y la adecuada selección de los candidatos. Pacientes mayores de 65 años o con encefalopatía previa presentan más riesgo de encefalopatía. A pesar de que no exista un gradiente porto-cava específico que prediga el riesgo de forma certera, nuestro grupo recomienda gradientes cercanos a 10 y menores a 12mmHg siempre y cuando la condición del paciente lo permita.

TIPS como terapia de rescate

El TIPS es utilizado como terapia de rescate en el sangrado variceal cuando el manejo estándar ha fracasado, por ello se conoce como terapia de salvamento o TIPS de rescate. Esta intervención, a pesar de controlar la hemorragia en más del 95% de los casos, presenta una mortalidad elevada a 30 días de entre el 30 y el 50%, fundamentalmente debido al deterioro de la función hepática8. Por ello la selección del candidato tributario de TIPS ha de realizarse de forma cuidadosa, identificando a los pacientes con pocas probabilidades de supervivencia; así esta intervención se desaconseja en pacientes con CHILD superior a 13 puntos (como medida de enfermedad hepática avanzada), cuando hay fallo multiorgánico o bien con la presencia de sepsis activa9. No obstante, habitualmente el fracaso terapéutico del tratamiento estándar suele ser una situación dramática que requiere una indicación individualizada (tablas 1 y 2).

Tabla 1.

Contraindicaciones absolutas y relativas a la colocación de un TIPS

Absolutas  Relativas 
1. Insuficiencia cardiaca congestiva descompensada  1. Hepatocarcinoma (en el trayecto esperado de colocación del TIPS) 
2. Quistes hepáticos múltiples  2. Encefalopatía hepática crónica 
3. Sepsis o infección sistémica no controlada  3. Fallo hepático severo 
4. Obstrucción biliar completa  4. Hipertensión pulmonar moderada 
5. Hipertensión pulmonar severa  5. Insuficiencia cardiaca compensada 
6. Insuficiencia arterial de la arteria hepática  6. Presencia de cavernoma portal 
Tabla 2.

Características de los estudios clínicos que validan el uso del TIPS precoz

Estudio  Criterios de alto riesgo  Fallo técnico (%)  Resangrado (%)  Encefalopatía hepática (%)  Mortalidad (%)  Media de seguimiento (meses) 
Monescillo et al.  26  HVPG ≥ 20mmHg  12  31  31  12 
Garcia-Pagán et al.  32  Child C
Child B+active bleeding 
25  12,5  14,6±8,4 
Garcia-Pagán et al.  45  Child C
Child B+ active bleeding 
4,4  51  13  13,1±12 
Rudler et al.  23  Child C
Child B+ active bleeding 
4,3  34  22  4,6 (1-4) 
Britton et al.  31  Child C
Child B+ active bleeding 
N/A  9,7  16  19  20 
TIPS precoz

Como se ha comentado anteriormente, a pesar de los avances en el tratamiento y la disminución de la mortalidad, esta continúa siendo elevada, aproximadamente de un 10% a las 6 semanas y de un 20% al año. Las tasas de fracaso en el tratamiento inicial son también elevadas de 10-15%. La identificación de factores pronósticos capaces de identificar a aquellos pacientes con alto riesgo de fracaso en el tratamiento estándar en los que se podría plantear una estrategia más agresiva de forma precoz (p., ej., TIPS) es un campo de investigación activa en la hemorragia por hipertensión portal. Existen múltiples estudios que han señalado diferentes parámetros importantes en su capacidad de predecir el fallo del tratamiento estándar. Un análisis detallado de los mismos pone de manifiesto que los que más frecuentemente se repiten, son: el grado de deterioro de la función hepática, la gravedad de la hipertensión portal (evaluada mediante el gradiente de presión portal) y la presencia de sangrado activo en el momento de realizar la endoscopia diagnóstica. Otros factores pronósticos descritos más recientemente son el MELD5 y el nivel de bilirrubina total10.

Basándose en este concepto, Monescillo et al.11 realizaron un estudio clínico puntero comparando la utilización de un TIPS precoz (colocado en las primeras 48-72 h tras el ingreso en el hospital) frente al tratamiento estándar utilizado en aquel momento (esclerosis y fármacos vasoactivos) en pacientes con cirrosis hepática y una hemorragia variceal a los que inmediatamente, tras su estabilización hemodinámica, se les realizó una determinación del gradiente de presión portal. Los pacientes incluidos en el estudio fueron aquellos que tenían un gradiente superior o igual a 20mmHg, que fue el criterio utilizado para identificar a los pacientes de alto riesgo de fracaso terapéutico utilizando exclusivamente tratamiento farmacológico y endoscópico. En este estudio se confirmó el alto riesgo de la población seleccionada cuando se utilizaba únicamente el tratamiento médico versus una mejoría dramática en el control de la hemorragia y en la supervivencia si se aplicaba de forma precoz el TIPS. Este estudio fue criticado por la dificultad que conlleva en la mayoría de centros el realizar la medición del gradiente de presión portal para clasificar a los pacientes en riesgo elevado o bajo y en que el tratamiento estándar utilizado no fue la ligadura.

Más recientemente, un nuevo estudio multicéntrico aleatorizado y controlado realizado por García-Pagán et al.12 ha confirmado los resultados del anterior estudio utilizando una aproximación más pragmática. En este estudio, los pacientes de alto riesgo fueron identificados utilizando parámetros clínicos sencillos y al abasto de cualquier centro (CHILD C<14 puntos o CHILD B con sangrado activo al momento de la endoscopia inicial12,13). Todos los pacientes fueron manejados siguiendo las guías clínicas actuales (ligadura más tratamiento farmacológico, política restrictiva en la transfusión sanguínea y utilización profiláctica de antibióticos) y al grupo tratamiento además se le sumó la colocación de un TIPS. Todos los TIPS realizados fueron con prótesis recubiertas. En este estudio nuevamente se confirmó la importancia de la adecuada selección de los pacientes tributarios a TIPS precoz. Así, en el grupo control el fracaso terapéutico y la mortalidad fueron muy elevadas en comparación con el grupo early TIPS. La colocación precoz (dentro de las primeras 72 h del ingreso, habitualmente en las primeras 24 h) de un TIPS recubierto demostró descender significativamente la mortalidad a las 6 semanas y al año de seguimiento, principalmente debido al control efectivo de la hemorragia y a la prevención del fallo terapéutico, evitando así el deterioro clínico posterior12.

Estos resultados se validaron en un segundo estudio observacional realizado en los mismos centros que formaron parte de estudio inicial13. En este estudio, se identificó a todos aquellos pacientes que fueron atendidos tras la finalización del estudio aleatorizado y que tenían las mismas características clínicas que los identificaban como de alto riesgo de fracaso. Se comparó la evolución de aquellos que habían recibido tratamiento mediante un TIPS precoz como terapia estándar frente aquellos en los que se utilizó tratamiento farmacológico y endoscópico. Nuevamente, los pacientes tratados con TIPS precoz tuvieron un mejor control de la hemorragia y una menor mortalidad que los pacientes que recibieron tratamiento farmacológico y endoscópico.

Con esta nueva información, se puede concluir que en pacientes con sangrado variceal agudo y criterios de alto riesgo para fallo terapéutico con el manejo estándar, la colocación de un TIPS precoz en las primeras 72 h disminuye la tasa de recidiva y aumenta la supervivencia sin incrementar la tasa de encefalopatía hepática, con una incidencia de eventos adversos graves que no mostró diferencias significativas con el grupo control (fig. 1).

Figura 1.

Flujograma de manejo del sangrado digestivo altos por hemorragia variceal esofago-gástrica.

ABs: antibióticos (p. ej., norfloxacino, ceftriaxona); DVA: fármacos vasoactivos (terlipresina, octreótido, somatostatina).

a GVPH ≥ 20 mmHg, CHILD B con sangrado activo en endoscopia inicial, CHILD C hasta 13 puntos.

(0,21MB).

Queda aún la necesidad de establecer con nuevos estudios los criterios actuales utilizados para seleccionar a los pacientes de alto riesgo de fracaso terapéutico o si bien existen otros criterios para clasificar mejor a este grupo de pacientes. Esta tarea es compleja y debe abordarse con proyectos prospectivos, multicéntricos e internacionales, ya iniciados.

El efecto beneficioso del TIPS precoz como tratamiento inicial de estos pacientes con alto riesgo de recidiva hemorrágica es relevante, y también lo son las posibles ganancias secundarias, que quedarán por ser demostradas en los próximos años, en la prevención de otras complicaciones como el síndrome hepatorrenal, la ascitis intratable y la peritonitis bacteriana espontánea, entre otras14.

Conclusión

El TIPS precoz (colocado en las primeras 72h) es un tratamiento que en pacientes de alto riesgo (CHILD C<14 puntos, CHILD B hemorragia activa) disminuye la recidiva hemorrágica, aumenta la supervivencia y presenta pocos efectos secundarios, no superiores al tratamiento tradicional con fármacos y endoscopia. Su implantación ha de ser en centros con experiencia y es recomendada por las guías de consenso en hipertensión portal Baveno VI15.

Financiación

CIBERehd está financiado por el Instituto de Salud Carlos III.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de interés.

Bibliografía
[1]
D.Y. Graham, J.L. Smith.
The course of patients after variceal hemorrhage.
Gastroenterology, 80 (1981), pp. 800-809
[2]
G. D??Amico, R. de Franchis.
Upper Digestive Bleeding in Cirrhosis. Post-therapeutic Outcome and Prognostic Indicators.
Hepatology, 38 (2003), pp. 599-612
[3]
J.T. Addley, T.C. Tham, W.J. Cash.
Use of portal pressure studies in the management of variceal haemorrhage.
World J Gastrointestl Endosc, 4 (2012), pp. 281-289
[4]
C. Vuachet, J.P. Cervoni, L. Vuitton, D. Weil, S. Dritsas, A. Dussaucy, et al.
Improved survival of cirrhotic patients with bleeding over the decade 2000-2010.
Clin Res Hepatol Gastroenterol, 39 (2014), pp. 59-67
[5]
E. Reverter, A. Blasi, J.G. Abraldes, G. Martínez-Palli, S. Seijo, F. Turon, et al.
Impact of deep sedation on the accuracy of hepatic and portal venous pressure measurements in patients with cirrhosis.
Liver Int, 34 (2014), pp. 16-25
[6]
P.J. Bureau, J.C. Pagan, G.P. Layrargues, S. Metivier, P. Bellot, P. Perrault, et al.
Patency of stents covered with polytetrafluoroethylene in patients treated by transjugular intrahepatic portosystemic shunts: long-term results of a randomized multicentre study.
Liver International, 27 (2007), pp. 742-747
[7]
J. Abraldes, R. Gilabert, T. Turnes, C. Nicolau, A. Berzigotti, J. Aponte, et al.
Utility of color Doppler ultrasonography predicting tips dysfunction.
Am J Gastroenterol, 100 (2005), pp. 2696-2701
[8]
K. Barange, J.M. Perón, K. Imani, P. Otal, J.L. Payen, H. Rousseau, et al.
Transjugular intrahepatic portosystemic shunt in the treatment of refractory bleeding from ruptured gastric varices.
Hepatology, 30 (1999), pp. 1139-1143
[9]
D. Patch, V. Nikolopoulou, A. McCormick, R. Dick, A. Armonis, G. Wannametee, et al.
Factors related to early mortality after transjugular portosystemic shunt for failed endoscopic therapy in acute variceal bleeding.
Journal of Hepatology, 28 (1998), pp. 454-460
[10]
A.G. Zipprich, G. García-Tsao, S. Rogowski, W.E. Fleig, T. Seufferlein, M.M. Dollinger.
Prognostic Indicators of Survival in patients with compensated and decompensated cirrhosis.
Liver Int, 32 (2012), pp. 1407-1414
[11]
A. Monescillo, F. Martínez-Legares, L. Ruiz-del-Arbol, A. Sierra, C. Guevara, E. Jiménez, et al.
Influence of portal hypertension and its early decompression by tips placement on the outcome of variceal bleeding.
Hepatology, 40 (2004), pp. 793-801
[12]
J.C. García-Pagán, K. Caca, C. Bureau, W. Laleman, B. Appenrodt, A. Luca, et al.
Early use of TIPS in patients with cirrhosis and variceal bleeding.
N Engl J M, 362 (2010), pp. 2370-2379
[13]
J.C. García-Pagán, M. DiPascoli, K. Caca, W. Laleman, C. Bureau, B. Appenrodt.
Use of early TIPS for high risk variceal bleeding: Results of a post-RCT surveillance study.
J Hepatol, 58 (2013), pp. 45-50
[14]
M. Rössle.
Early TIPS in patients with cirrhosis and variceal bleeding.
Nat Rev Gastroenterol Hepatol, 7 (2010), pp. 536-538
[15]
R. de Franchis, Baveno VI Faculty.
Expanding consensus in portal hypertension: Report of the Baveno VI Consensus Workshop: Stratifying risk and individualizing care for portal hypertension.
J Hepatol., 63 (2015), pp. 743-752
Copyright © 2015. Elsevier España, S.L.U. y AEEH y AEG
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos