Buscar en
Clínica e Investigación en Arteriosclerosis
Toda la web
Inicio Clínica e Investigación en Arteriosclerosis Tres años después de alcanzar la indexación en PubMed
Información de la revista
Vol. 27. Núm. 6.
Páginas 280-282 (Noviembre - Diciembre 2015)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 27. Núm. 6.
Páginas 280-282 (Noviembre - Diciembre 2015)
EDITORIAL
Acceso a texto completo
Tres años después de alcanzar la indexación en PubMed
Three years after reaching the indexing in PubMed
Visitas
...
Jesús Millán
Autor para correspondencia
jesus.millan.nunezcortes@madrid.org

Autor para correspondencia.
, Vicente Lahera, Manel Vázquez-Carrera, Juan Pedro-Botet
Comité Editorial de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis
Información del artículo
Texto completo

Se va a cumplir próximamente el primer trienio de la indexación e inclusión de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis en la base de datos de PubMed. En 2013 se alcanzó un objetivo perseguido durante años por la Sociedad Española de Arteriosclerosis (SEA), para que su órgano de expresión científica tuviera la difusión que se merece, y la publicación se recogiera en las mejores bases de datos y buscadores bibliográficos. El esfuerzo de numerosas personas durante muchos años lo hizo posible y siempre estaremos en deuda con todos los que cimentaron las bases para que así fuera. Hace casi 3 años comenzaba una nueva etapa en la «biografía» de nuestra revista, que se ha caracterizado, como cabía esperar, por un incremento significativo de un 50-60% en la recepción de manuscritos originales, cerca de un 70% de incremento en los artículos de revisión recibidos, publicación de numerosos documentos de consenso/recomendaciones o guías de práctica clínica, aumento significativo de contribuciones latinoamericanas, aparición periódica de trabajos en lengua inglesa, ampliación de los grupos de investigación nacionales y extranjeros que publican en nuestra revista… En definitiva, un cambio muy favorable y positivo que nos permite vislumbrar con optimismo el futuro más inmediato, que contempla la presentación de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis para la asignación de factor de impacto en Thomsom.

La solicitud de que se asigne dicho parámetro bibliométrico podría producirse a finales de 2015, si así lo decide la Junta Directiva de la SEA, de común acuerdo con el Comité Editorial y con Elsevier. No sería justo dejar de mencionar aquí que el proceso de análisis por el Institute for Scientific Information puede ser lento porque requerirá la recopilación de los 3 últimos años, que incluiría 2016, 2015 y 2014. Desde el punto de vista metodológico, revisarán aspectos como la puntualidad en la publicación, el origen y composición de los Comités Científicos, la inclusión de financiación de agencias independientes en las investigaciones y sobre todo el nivel de impacto de los trabajos, evaluado por los índices de citación de lo publicado en la revista y de sus autores. El proceso de asignación de factor de impacto no es rápido y puede durar entre 2 y 3 años, hasta que se obtenga una respuesta definitiva con la asignación del esperado factor de impacto.

Recientemente, Elsevier ha facilitado un análisis pormenorizado de algunos indicadores bibliométricos obtenidos a través de la base de datos de SCOPUS, que indexa muchas más revistas que las incluidas en Thomsom, para la asignación del factor de impacto, y que nos permite conocer cuál es la posición actual de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis.

El primero de ellos es el Scimago Journal Rank (SJR), que mide el prestigio de las revistas incluidas en SCOPUS. El valor de SJR no solo indica el número de citas recibidas en los últimos 3 años dividido por el número de artículos publicados en ese mismo periodo, sino que además pondera con valor diferente las citas recibidas según el prestigio y la calidad de la revista citadora (p. ej., una cita de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis en Lancet tiene más valor que una cita en una revista nacional indexada). Se diferencia del factor de impacto por la ventana de años de duración (3 años en lugar de 2) y por el algoritmo empleado para ponderar la calidad de la cita recibida. Dicho algoritmo es parecido al que emplea Google en las búsquedas, al posicionar en primer lugar las páginas más visitadas. EL SJR limita las autocitas al 30% aproximadamente, lo que también es un indicador de calidad. Aunque existen análisis de correlación entre el factor de impacto y el SJR, los valores absolutos no se parecen. Así por ejemplo, Lancet tiene un factor de impacto de 45,217 y un SJR de 11,15, y Medicina Clínica tiene un factor de impacto de 1,417 y un SJR de 0,256. El SJR de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis en 2014 fue 0,124 (desde 0,104 en 2010). De las revistas científicas de Medicina de España incluidas en SJR, que son 262, Clínica e Investigación en Arteriosclerosis ocupa la posición 97, y específicamente en la categoría de Medicina cardiovascular/Cardiología en España, de las 7 revistas incluidas, la nuestra se encuentra en la cuarta posición.

Otro indicador, el Source Normalized Impact per Paper (SNIP), también está basado en las citas recibidas en los últimos 3 años pero «normalizado» por el área específica de la revista. Resulta de dividir las citas recibidas por las citas potenciales de su área de conocimiento. El factor de impacto no permite comparar revistas de diferentes áreas temáticas (p. ej., área básica o clínica, medicina o ciencias sociales); sin embargo, con el SNIP se pueden comparar todas las revistas entre sí. El SNIP de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis para 2014 fue de 0,103 (desde 0,020 en 2010). En España, de las 631 revistas publicadas en todas las disciplinas, la nuestra ocupa la posición 298; con respecto a las publicadas en el área de medicina, que existen 262, ocupamos la posición 107. Este incremento significativo del SNIP de la revista en 2014 puede atribuirse, al menos en parte, al aumento del número de citas recibidas, en consonancia con el incremento del Impact per Publication (IPP), que es otro de los indicadores analizados.

El IPP es muy similar al factor de impacto, porque cuantifica las citas recibidas en los últimos 3 años dividido por el número de artículos publicados en ese mismo periodo. Una diferencia sustancial con el factor de impacto es que el numerador y el denominador tienen el mismo tipo de artículos (originales y revisiones), pero no se incluyen cartas ni editoriales como para el factor de impacto. Este último tipo de contenidos (editoriales de prestigio y cartas al editor como alternativa a originales breves o a trabajos con menor contenido) son muy interesantes para el factor de impacto porque se pueden citar (y aumentar el numerador de citas realizadas) pero no se consideran sumatorios del denominador (trabajos publicados incluidos para el cálculo). Para el año 2014, Clínica e Investigación en Arteriosclerosis tuvo un IPP de 0,168 (0,043 en 2010, y ya 0,132 en 2013).

Es difícil calcular cuál podría ser el factor de impacto que se le asignaría a Clínica e Investigación en Arteriosclerosis en el momento que se solicite. El análisis de las citas recibidas y de las revistas citadoras permite señalar que las citaciones han ido aumentando lenta y progresivamente. En los últimos 5 años, periodo 2009-2014, la revista ha recibido 100 citas, y solo en los primeros 6 meses de 2015ha recibido 21. Ha sido citada en 63 revistas diferentes, de las que 49 han sido extranjeras. Hay que señalar que un tercio de las citas recibidas se agrupan mayoritariamente en cuatro revistas españolas (Medicina Clínica, Revista Española de Cardiología, Atención Primaria y Nutrición Hospitalaria) y una extranjera (European Journal of Internal Medicine), por lo que es preciso un esfuerzo adicional en citarla en trabajos publicados en el extranjero. En un análisis de simulación, en función del número de citas recibidas en el primer semestre de 2015 y el número de trabajos publicados en Clínica e Investigación en Arteriosclerosis, el factor de impacto estimado estaría entre 0,2 y 0,3.

Además, de todo ello se desprende que no es tan importante publicar mucho contenido en cada número, sino cuidar extremadamente la calidad y el valor referencial de los trabajos. En este sentido, la gestión editorial mantenida en los últimos tiempos, y que se puede comprobar, viene siendo no tanto ser exigente en publicar 4 originales por número ordinario, sino dar paso a que algún original pueda ser sustituido por guías, recomendaciones o artículos especiales, que ofrecen un perfil adecuadísimo para ser referenciados, o aquellos originales que recogen trabajos colaborativos de ámbito nacional o internacional. Sirvan de ejemplo los trabajos de nuestra revista recientemente publicados que acumulan más citas: recomendaciones para la monitorización ambulatoria de la presión arterial (2013;25:74-82), un subestudio del estudio nacional EDICONDIS-ULISEA (2013;25:155-63), recomendaciones para alcanzar los objetivos terapéuticos de colesterol LDL (2014;26:242-52) y trabajos en inglés sobre el posprandio como situación proinflamatoria (2014;26:184-92) y sobre polimorfismo genético y lipidemia posprandial en la hiperlipidemia familiar combinada (2014;26:49-57).

Por otra parte, y como es fácil suponer, el número de artículos publicados en un año no se relaciona con el factor de impacto. Algunos ejemplos son ilustrativos. Current Opinion in Lipidology, que publicó 64 trabajos en 2014, tuvo un factor de impacto de 5,659, mientras Atherosclerosis, que publicó 489, tuvo 3,994. Otro caso, Journal of Vascular Surgery, con un factor de impacto de 3,021, publicó 422 trabajos en 2014, mientras que Journal of Vascular Research, con solo 37 trabajos publicados en 2014, tuvo 2,901. En consecuencia, no se trata de publicar mucho (cantidad), sino de publicar lo mejor en cada momento (calidad). Debemos estar firmemente comprometidos en el nivel de excelencia científico de lo publicado para 2015 y 2016, lo mismo que se ha cuidado de forma extrema lo publicado en estos últimos tres 3, siguiendo la línea emprendida ya hace años de mejora continua de la calidad de la revista.

Nos hemos de comprometer con un proceso de revisión y selección de los trabajos que permita identificar y mejorar lo publicado, así como reducir el tiempo de respuesta de los revisores, a los que les agradecemos su trascendental papel. Invitamos a profundizar en la publicación de documentos, guías o recomendaciones, o de sus correspondientes actualizaciones periódicas. Invitamos, también, a incrementar los manuscritos que se envíen para ser publicados en inglés. Queremos estimular la correspondencia entre autores y el Comité Editorial, que siempre estará abierto a opiniones y a la publicación de resultados breves o complementarios. Aspiramos a que, cada vez más, Clínica e Investigación en Arteriosclerosis sea considerada como algo propio, no solo de todos los miembros de la SEA, sino de todos aquellos para quienes nos envíen trabajos o nos leen. Recordamos a los investigadores que la cita de un trabajo suyo en Clínica e Investigación en Arteriosclerosis, máxime si se produce en otra publicación extranjera, es un prestigio para nuestra (su) revista. En el proceso de citar trabajos de los propios investigadores, las más importantes son las citas de Clínica e Investigación en Arteriosclerosis que se producen en publicaciones que los mismos investigadores puedan hacer en revistas distintas (citas externas). Las citas en la propia Clínica e Investigación en Arteriosclerosis (citas internas) no han de superar el 20% (máximo razonable de autocitaciones), pero esto supone en la práctica 4 posibles citas en un trabajo con una media de 20 citas.

Por otra parte, antes o después, hemos de reflexionar sobre la conveniencia de editar una versión en lengua inglesa. Es notable el aumento de visibilidad que puede aportar una estrategia de esta naturaleza. Desde el Comité Editorial consideramos que es una opción muy rentable desde el punto de vista científico, aunque suponga un esfuerzo adicional de diferente naturaleza, y ambas cosas habrán de ser valoradas por la Junta Directiva de la SEA.

Clínica e Investigación en Arteriosclerosis es una obra colectiva e ilusionante, y que cumple una importantísima misión científica, ocupando un lugar destacado por su elevado nivel de calidad. Una vez más, el Comité Editorial quiere agradecer a todos los que contribuyen a que esta sea una magnífica realidad. En primer lugar, a la Junta Directiva de la SEA, que confía en nosotros para pilotar un producto valiosísimo, que bien podríamos denominar «la joya de la Corona»; a Elsevier, que nos ayuda y ofrece lo mejor de la mejor editorial para acudir puntualmente a nuestra cita bimestral con los investigadores individuales y con el mundo científico en general; a los revisores, que nos ayudan a mantener y elevar la calidad de lo publicado, y además lo hacen en tiempo y forma, y desde luego, a los autores, que son los que con su trabajo mantienen el impulso de la revista y el creciente prestigio de la misma. Gracias a todos por contribuir a un pasado tan sólido, con un futuro que reconocerá el esfuerzo colectivo.

Copyright © 2015. Sociedad Española de Arteriosclerosis
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos