Buscar en
Revista Andaluza de Medicina del Deporte
Toda la web
Inicio Revista Andaluza de Medicina del Deporte Rabdomiólisis tras la práctica de spinning: una asociación peculiar
Información de la revista
Vol. 9. Núm. 2.
Páginas 91-94 (Junio 2016)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
4884
Vol. 9. Núm. 2.
Páginas 91-94 (Junio 2016)
Caso clínico
DOI: 10.1016/j.ramd.2015.09.002
Open Access
Rabdomiólisis tras la práctica de spinning: una asociación peculiar
Rhabdomyolysis after spinning. A peculiar association
Rabdomiólise depois de spinning. Uma associação peculiar
Visitas
...
J.M. Torres-Leóna,
Autor para correspondencia
juantoleo@hotmail.com

Autor para correspondencia.
, D. Coca-Benitoa, A.R. Domínguez-Alegríaa, M. Chamizo-Alarcónb
a Servicio de Medicina Interna, Hospital Central de la Defensa «Gómez Ulla», Madrid, España
b Servicio de Radiología, Hospital Central de la Defensa «Gómez Ulla», Madrid, España
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Tablas (2)
Tabla 1. Valores seriados de creatinfosfocinasa (CPK), láctico deshidrogenasa (LDH), transaminasa glutámico oxalacética (GOT) y transaminasa glutámico-pirúvica (GPT) durante los días del ingreso
Tabla 2. Causas de rabdomiólisis
Mostrar másMostrar menos
Resumen

La rabdomiólisis de esfuerzo es una entidad clínica con unas características especiales. Se describe un cuadro de rabdomiólisis en un varón joven y sano, tras la práctica de una única sesión de spinning y se compara con otros descritos en la literatura. El objetivo es exponer las peculiaridades de la asociación del spinning con la rabdomiólisis por esfuerzo y conocer el riesgo de esta patología, aun en personas sanas, en relación con esta práctica deportiva. La contracción muscular que se produce en este ejercicio y la percepción disminuida del esfuerzo, al ser una actividad realizada en grupo, estimulada ambientalmente y alentada por un monitor, pueden contribuir a esta asociación.

Palabras clave:
Spinning
Rabdomiólisis
Rabdomiólisis por ejercicio
Abstract

Exertional rhabdomyolysis is a distinct entity with special characteristics. We present a case report, and literature review, of rhabdomyolysis in a young healthy male adult after practicing a single spinning session. The objective is to explain the peculiarities of the association spinning and exertional rhabdomyolysis and determine the risk of this disease, even in healthy people, concerning this sport. Muscular contraction during this exercise and the diminished perception of effort, due to being a group activity encouraged by a monitor, may contribute to its association.

Keywords:
Spinning
Rhabdomyolysis
Exertional rhabdomyolysis
Resumo

Rabdomiólise por esforço é um quadro clínico com características especiais. Apresentamos um relato de caso e revisão de literatura, de rabdomiólise em um homem jovem adulto e saudável depois de praticar uma única sessão de treino de spinning, em comparação com técnicas descritas na literatura. Objetivo: Descrever as peculiaridades da associação do spinning com a Rabdomiólise por esforço e conhecer o risco desta patologia mesmo em pessoas saudáveis em relação com a pratica do esporte. A contração muscular que se produz neste exercício e a diminuição da percepção de esforço, sendo uma atividade desenvolvida em grupo e estimulada ambientalmente e incentivada por um monitor pode contribuir para esta associação.

Palavras-chave:
Spinning
Rabdomiólise
Rabdomiólise por exercícios
Texto completo
Introducción

El spinning es una variedad de entrenamiento realizado sobre una bicicleta estática en el interior de una sala. Se practica por lo general en grupo, con una exigencia de esfuerzo modulada por las instrucciones de un entrenador que marca la frecuencia de las pedaladas, la resistencia a vencer, la posición sobre la bicicleta y el nivel de esfuerzo al ritmo de la música. La motivación adicional de ese tipo de ejercicio y su elevado gasto energético lo han convertido en una práctica deportiva cada vez más demandada. En la actualidad, es una actividad ofrecida por la mayoría de los gimnasios. Es un entrenamiento considerado de alta energía por la exigente respuesta fisiológica que origina1,2. Además, la percepción de la intensidad del esfuerzo realizado puede ser menor al real en algunos sujetos3. En la práctica, estas consideraciones se traducen en beneficios sobre la salud, como el control del peso o la reducción de los lípidos en plasma4, pero también son posibles las complicaciones médicas, especialmente en sujetos poco entrenados que inician este tipo de actividad.

La rabdomiólisis (RML) por esfuerzo es un síndrome causado por la lesión de las células musculares esqueléticas, seguida de la liberación de su contenido intracelular a la circulación. Presentamos un caso de RML producido tras la práctica de una única sesión de spinning.

Caso clínico

Un varón de 15 años, que acudió al Servicio de Urgencias por dolor localizado en ambos muslos. Entre sus antecedentes personales destacaba haber nacido prematuro (26 semanas). Durante los primeros 3 meses de vida había presentado diferentes complicaciones, resueltas de forma satisfactoria, entre ellas la reparación quirúrgica de un ductus arterioso persistente. No seguía tratamiento médico de forma habitual. No refería hábitos tóxicos.

En la anamnesis resaltaba el antecedente de haber practicado, por primera vez, una única sesión de spinning de una hora de duración 2 días antes de comenzar con los síntomas. El paciente consultaba por un cuadro de mialgias muy intensas en ambos muslos, con impotencia funcional muy marcada para la marcha. Además, refería que la orina era muy oscura.

La exploración física mostraba un paciente de constitución atlética, las cifras de presión arterial eran normales y estaba taquicárdico a 110 latidos por minuto. Destacaba una tumefacción dolorosa a la palpación en la región correspondiente a los cuádriceps femorales, en especial el izquierdo. No era capaz de flexionar la rodilla ni la cadera por dolor, los pulsos distales estaban conservados y no se apreció déficit neurológico.

El estudio analítico inicial reveló una cifra de creatinfosfocinasa (CPK) de 116 100 U/l (valor normal: 0-190 U/l), fracción muscular de CPK (CK-MB) del 0.5%, un valor de mioglobina de 19.48 ng/ml (valor normal: 0-85 ng/ml), una elevación marcada de la transaminasa glutámico oxalacética (GOT) 2390 U/l (valor normal: 5-45 U/l) y menor de la transaminasa glutámico-pirúvica (GPT) 393 U/l (valor normal: 5-43 U/l). El valor de la enzima láctico deshidrogenasa (LDH), inicialmente en rango normal, aumentó hasta 2820 U/l en el cuarto día de ingreso (valor normal: 135-214 U/l). La función renal no estaba alterada. La orina, en efecto muy oscura, presentaba proteinuria y se informaba de la presencia de hematuria, si bien en el sedimento no se observaban hematíes. Otros estudios analíticos realizados durante su estancia en el hospital, hormonas tiroideas, gasometría venosa y estudio de coagulación fueron normales. En la tabla 1 aparecen reflejados los valores de CPK, LDH, GOT y GPT, y su evolución. Durante su ingreso se realizó un ecocardiograma que fue informado como normal, no existían datos de hipertensión pulmonar y no se observaron flujos indicativos de ductus persistente o fugas. Se realizó una resonancia magnética de ambos muslos, en el quinto día de ingreso; en ella se apreciaba un intenso edema muscular bilateral afectando a vasto intermedio, vasto interno, externo y en menor medida a rectos femorales, más intenso en el muslo izquierdo; no existían roturas musculares ni colecciones perifasciales (fig. 1).

Tabla 1.

Valores seriados de creatinfosfocinasa (CPK), láctico deshidrogenasa (LDH), transaminasa glutámico oxalacética (GOT) y transaminasa glutámico-pirúvica (GPT) durante los días del ingreso

Días  CPK (U/l)  LDH (U/l)  GOT (U/l)  GPT (U/l) 
1.°  116 100  –  2390  393 
2.°  93 945  37  2403  439 
4.°  116 000  2820  2440  502 
6.°  55 980  1880  3258  652 
8.°  8041  974  835  441 
11.°  1088  441  122  182 
Figura 1.

Imágenes coronares y axiales (respectivamente) potenciadas en T2 con saturación espectral de la grasa SPIR, donde se aprecia un aumento de intensidad de forma difusa y bilateral de los cuádriceps correspondiente al edema muscular.

(0,09MB).

El enfermo recibió tratamiento por vía intravenosa con solución salina al 0.9% y bicarbonato 1/6 molar a fin de conseguir diuresis horarias de 200-300ml. A su alta, tras 11 días de hospitalización, era capaz de caminar con mínimas molestias y los valores de CPK y GOT eran de 1088 U/l y 122 U/l, respectivamente. Se le recomendó no hacer ejercicio hasta un nuevo control ambulatorio pasadas 6 semanas. Por entonces, el enfermo se encontraba asintomático y con valores analíticos normales.

Discusión

La RML es un síndrome caracterizado por la necrosis de las células musculares estriadas y la liberación al torrente circulatorio del contenido de las mismas: electrolitos, mioglobina y proteínas del sarcoplasma, como CPK, LDH, GOT y GPT. Todas las causas comparten una patogenia común, que puede explicarse por la lesión traumática del sarcolema o bien por la depleción de ATP en el miocito5. El resultado de estas alteraciones es la destrucción de la célula muscular por el aumento del calcio intracelular y la consiguiente contracción muscular persistente, la disfunción mitocondrial, la producción de especies de oxígeno y la activación de proteasas dependientes del calcio5.

El espectro etiológico del síndrome es muy variado (tabla 2). Entre los adultos, las causas más frecuentes incluyen los traumatismos, las relacionadas con el consumo de drogas ilícitas, alcohol o determinados fármacos, algunas enfermedades musculares, el síndrome neuroléptico maligno, las convulsiones y la inmovilidad6.

Tabla 2.

Causas de rabdomiólisis

  Agentes externos  Agentes internos 
Hipoxia  Exposición a monóxido de carbono
Exposición a cianhídrico 
Síndrome compartimental
Compresión vascular
Inmovilización
Cirugía bariátrica
Cirugía prolongada
Enfermedad de células falciformes
Trombosis
Vasculitis 

Causas físicas 

Traumatismos
Síndrome de aplastamiento
Quemaduras
Electrocución
Hipotermia
Lesiones por calor 

Ejercicio extenuante
Convulsiones
Estatus asmático
Agitación extrema (delirium tremens, psicosis)
Síndrome neuroléptico maligno
Hipertermia maligna 

Causas químicas 

Alcohol
Medicamentos
Drogas ilícitas 

Hipofosfatemia
Hipopotasemia
Hipocalcemia
Hipo/hipernatremia 

Causas biológicas 

Miositis bacterianas víricas y parasitarias
Venenos de serpientes, arañas e insectos 

Dermatomiositis y polimiositis
Endocrinopatías (insuficiencia suprarrenal, hipotiroidismo, hiperaldosteronismo, cetoacidosis diabética, coma hiperosmolar) 

El ejercicio físico extenuante es una causa reconocida de RML. Es difícil saber su incidencia, ya que probablemente muchos pacientes no solicitan atención médica por síntomas tales como tumefacción y dolor muscular, aunque sean intensos y desproporcionados para el esfuerzo realizado. Los estudios con series de casos más largas son los realizados en militares en fase de instrucción7, pero no son infrecuentes los casos relacionados con la práctica de algún deporte, como la maratón. En 2004 se publicó el primer caso de un paciente con RML tras la práctica de spinning8; desde entonces, se han venido informando de casos aislados relacionados con este tipo de entrenamiento9-11.

El caso que presentamos tiene unas características, coincidentes con la mayoría de los ya descritos, que creemos pueden ayudar a reconocer esta patología y su evolución.

Un hecho destacable es el gran valor que en ocasiones pueden alcanzar las cifras de CPK, como en nuestro caso, más de 500 veces su valor normal. La elevación enzimática tiene relación con la masa muscular de los pacientes y carece de significado para prever la complicación más grave relacionada con la RML, la insuficiencia renal, que en definitiva establece el pronóstico de los pacientes. El fallo renal tiene su origen en la precipitación de la mioglobina en los túbulos distales, al interactuar con la glucoproteína de Tammn-Horsall, en un proceso favorecido por la orina ácida. La vasoconstricción renal, la depleción de volumen y la toxicidad directa de la mioglobina sobe el epitelio tubular proximal son otros factores que explican el descenso del filtrado glomerular12. Tan solo hemos encontrado un caso descrito en la literatura en que la RML por spinning se asoció a la aparición de un síndrome compartimental e insuficiencia renal aguda13. El escaso número de complicaciones graves es comprensible si tenemos presente que, en general, la RML por esfuerzo raras veces produce insuficiencia renal y cuando esto ocurre la recuperación del filtrado glomerular es la norma14.

La resonancia magnética es la técnica de elección para definir la extensión y la distribución de la afectación muscular por RML15. Su indicación cobra peso en aquellos casos en los que se plantea la realización de una fasciotomía. Tal como se aporta en uno de los casos de RML por spinning, el edema muscular objetivado por resonancia puede persistir varias semanas después del inicio del cuadro, cuando los síntomas han cedido y las alteraciones enzimáticas se han resuelto16.

Creemos que el spinning, por sí mismo, tiene unas características que pueden explicar su asociación a la RML. El inicio de esta práctica en grupo y alentado por un monitor pueden disminuir la percepción individual del esfuerzo17. A estos factores pueden añadirse otros contribuyentes más evidentes: su práctica en locales a alta temperatura ambiente, el uso de trajes que impidan la transpiración con objeto de perder peso más rápidamente, la ausencia de un entrenamiento previo o el consumo de drogas ilícitas o de algunos medicamentos.

Conflicto de intereses

Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
R.A. Battista, C. Foster, J. Andrew, G. Wright, A. Lucia, J.P. Porcari.
Physiologic responses during indoor cycling.
J Strength Cond Res., 22 (2008), pp. 1236-1241
[2]
P.A. López-Miñarro, J.M. Muyor.
Heart rate and overall ratings of perceived exertion during Spinning cycle indoor session in novice adults.
Sci Sports., 25 (2010), pp. 238-244
[3]
J.M. Muyor.
Exercise intensity and validity of the ratings of perceived exertion (Borg and OMNI Scales) in an indoor cycling session.
J Hum Kinet., 39 (2013), pp. 93-101
[4]
V.S. Valle, D.B. Mello, M. Fortes, E.H.M. Dantas.
Effects of indoor cycling associated with diet on body composition and serum lipids.
Biomed Hum Kinetics., 1 (2009), pp. 11-15
[5]
G.D. Giannoglou, Y.S. Chatzizisis, G. Misirli.
The syndrome of rhabdomyolysis: Pathophysiology and diagnosis.
Eur J Intern Med., 18 (2007), pp. 90-100
[6]
F.Y. Khan.
Rhabdomyolysis: A review of the literature.
Neth J Med., 67 (2009), pp. 272-283
[7]
O.T. Hill, M.M. Wahi, R. Carter 3rd, A.B. Kay, C.J. McKinnon, R.F. Wallace.
Rhabdomyolysis in the US Active Duty Army, 2004-2006.
Med Sci Sports Exerc., 44 (2012), pp. 442-449
[8]
I.M. Young, K. Thomson.
Spinning-induced rhabdomyolysis: A case report.
Eur J Emerg Med., 11 (2004), pp. 358-359
[9]
J. Inklebarger, N. Galanis, J. Kirkos, G. Kapetanos.
Exercise-induced rhabdomyolysis from stationary biking: A case report.
Hippokratia., 14 (2010), pp. 279-280
[10]
R. Fernández, M.J. Sangüesa, F. Cabanes.
Rabdomiolisis después de una sesión de spinning.
Rev Esp Cir Osteoartic., 42 (2007), pp. 133-137
[11]
J. Montero, C. Lovesio, M.V. Godoy, G. Ruiz.
Rhabdomyolisis caused by spinning in nine patients.
Medicina (B Aires), 69 (2009), pp. 153-156
[12]
X. Bosch, E. Poch, J.M. Grau.
Rhabdomyolysis and acute kidney injury.
N Engl J Med., 361 (2009), pp. 62-72
[13]
E.M. DeFilippis, D.A. Kleiman, P.B. Derman, G.S. DiFelice, S.R. Eachempati.
Spinning-induced rhabdomyolysis and the risk of compartment syndrome and acute kidney injury: Two cases and a review of the literature.
Sports Health., 6 (2014), pp. 333-335
[14]
G. Lee.
Exercise-induced rhabdomyolysis.
R I Med J (2013)., 97 (2014), pp. 22-24
[15]
M.B. Moratalla, P. Braun, G.M. Fornas.
Importance of MRI in the diagnosis and treatment of rhabdomyolysis.
Eur J Radiol., 65 (2008), pp. 311-315
[16]
R. Boni, P.G. Rabitti.
Spinning-induced rhabdomyolysis: Importance of MRI for patient's outcome. A case report.
Reumatismo., 63 (2011), pp. 44-48
[17]
B.L. Springer, P.M. Clarkson.
Two cases of exertional rhabdomyolysis precipitated by personal trainers.
Med Sci Sports Exerc., 35 (2003), pp. 1499-1502
Copyright © 2016. Consejería de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía
Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos