Buscar en
Offarm
Toda la web
Inicio Offarm Acetato de icatibant
Información de la revista
Vol. 29. Núm. 3.
Páginas 98-99 (Mayo 2010)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 29. Núm. 3.
Páginas 98-99 (Mayo 2010)
Acceso a texto completo
Acetato de icatibant
Visitas
...
Marián Carretero Colomera
a Farmacéutica. Vocal del COF de Barcelona.
Información del artículo
Texto completo
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Texto completo

Los individuos afectados por angioedema hereditario (AEH) cuentan ya con una opción terapéutica eficaz: el acetato de icatibant, un medicamento del que cabe destacar su rapidez de acción, un valor fundamental cuando se trata de abordar las crisis de AEH, que pueden constituir amenazas para la vida.

El acetato de icatibant es un antagonista específico y selectivo del receptor B2 de la bradicinina y presenta un innovador mecanismo de acción para aliviar los síntomas de las crisis agudas de edema durante un ataque de angioedema hereditario (AEH).

Se trata de un decapéptido 100% sintético no derivado del plasma que tiene una estructura similar a la de la bradicinina, pero con 5 aminoácidos no proteinógenos.

Se presenta en una inyección subdérmica y su aspecto novedoso radica en la rapidez de su acción: el efecto terapéutico aparece alrededor de 48 min tras su aplicación en las crisis agudas de AEH.

ANGIOEDEMA HEREDITARIO

El AEH es una enfermedad minoritaria, variante del angioedema, que se presenta como consecuencia de una deficiencia del inhibidor del primer componente de la cascada del complemento, llamado C1. Se trata de una proteína agente de la inhibición del complemento y otros sistemas de regulación celular.

El AEH se produce como consecuencia de un defecto genético: una mutación en el gen del C1 inhibidor que se localiza en el cromosoma 11q11-q13.1. El C1 inhibidor se encarga de inhibir el complemento y otros sistemas de regulación celular. Cuando el C1 inhibidor es deficitario o funciona defectuosamente, se generan moléculas que aumentan la inflamación y la permeabilidad de los vasos, dando lugar a la salida de líquidos que se acumulan y producen edema.

El defecto se transmite a los descendientes con herencia autosómica dominante, lo cual quiere decir que se transmite a todos los hijos. Para que se manifieste la enfermedad es suficiente con la existencia del gen irregular en uno de los 22 cromosomas no sexuales, procedentes del padre o de la madre indistintamente.

El AEH se caracteriza por la acumulación excesiva de líquidos que da lugar a edemas recurrentes en piel y mucosas. Las principales zonas afectadas son la cara, la laringe, el aparato digestivo y las extremidades.

En general, hay antecedentes familiares de esta enfermedad aunque en muchos casos no se conocen casos previos, pero sí casos de muerte súbita o prematura de algún pariente cercano. El análisis genético puede servir de ayuda para los futuros padres con antecedentes familiares.

Pueden ser desencadenantes de la enfermedad la cirugía, tratamientos dentales o afecciones como la gripe o el resfriado.

La bacteria Helicobacter pylori que se encuentra en el estómago puede desencadenar crisis abdominales, por lo que es útil el uso de antibióticos para su eliminación.

El AEH se manifiesta con crisis intermitentes de edema subcutáneo y/o submucoso que afectan a las vías respiratorias altas, la piel y el tracto gastrointestinal. En general, una crisis suele durar entre 2 y 5 días. Las características clínicas del AEH son las siguientes:

• Aparición de un edema superficial que no produce picor ni dolor salvo cuando afecta al tracto gastrointestinal.

• Si el edema se produce en el aparato digestivo, los pacientes pueden presentar dolor abdominal además de náuseas, vómitos y diarrea.

• En general no hay urticaria ni prurito.

Estructura química de icatibant.

MECANISMO DE ACCIÓN DE ICATIBANT

Los pacientes con AEH presentan niveles elevados de bradicinina, sustancia que interviene en la inflamación y la hinchazón. Icatibant bloquea los receptores a los que se acopla la bradicinina, lo que contribuye a aliviar los síntomas de la enfermedad.

FARMACOCINÉTICA

La farmacocinética de icatibant se ha descrito con detalle mediante ensayos en voluntarios sanos y pacientes, en los que la administración se realizó por vía intravenosa y por vía subcutánea. El perfil farmacocinético de icatibant en pacientes con AEH es parecido al observado en los voluntarios sanos.

Tras la administración subcutánea, la biodisponibilidad absoluta de icatibant es del 97%. El tiempo hasta alcanzar la concentración máxima es de aproximadamente 0,5 h.

El volumen de distribución de icatibant es de unos 20-25 l. La unión a las proteínas plasmáticas es del 44%.

Icatibant se elimina principalmente mediante metabolismo y menos del 10% de la dosis se excreta en la orina como fármaco inalterado. El aclaramiento es de unos 15-20 l/h y es independiente de la dosis. La vida media terminal es de 1-2 h aproximadamente.

Icatibant se metaboliza extensamente por enzimas proteolíticas en metabolitos inactivos que se excretan mayoritariamente en la orina.

Los estudios in vitro han confirmado que este fármaco no se degrada por vías metabólicas oxidativas.

La farmacocinética de icatibant no se ve afectada por el sexo o por el peso, aunque sí por la edad, que provoca una reducción del aclaración.

EFICACIA

Los efectos de icatibant han sido probados en ensayos clínicos que demuestran su eficacia. El criterio principal de eficacia en los ensayos era el tiempo que transcurre desde el inicio del ataque hasta una mejoría del 30% de los síntomas, lo que se consiguió a las dos horas de iniciar el tratamiento.

EFECTOS ADVERSOS

Casi todos los sujetos que recibieron tratamiento con icatibant subcutáneo en ensayos clínicos sufrieron reacciones en el lugar de la inyección, como eritema, hinchazón, sensación de calor, ardor, prurito y/o dolor cutáneo. Esas reacciones fueron, en general, leves y transitorias y remitieron sin necesidad de intervención.

Los efectos secundarios más frecuentes son eritema, hinchazón, sensación de calor, quemazón, picor y dolor.

UN FÁRMACO QUE PUEDE SALVAR VIDAS

El acetato de icatibant ha conseguido la aprobación de la agencia Europea del Medicamento para su comercialización como tratamiento de los ataques agudos de angioedema hereditario. Este fármaco es el único tratamiento disponible para esta enfermedad minoritaria.

Por su rapidez de acción y su fácil aplicación supone una alternativa única que puede ayudar a salvar vidas.

Opciones de artículo
Herramientas
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos