Regístrese
¿Aún no está registrado?
Información relevante

Consulte los artículos y contenidos publicados en este medio, además de los e-sumarios de las revistas científicas en el mismo momento de publicación

Máxima actualización

Esté informado en todo momento gracias a las alertas y novedades

Promociones exclusivas

Acceda a promociones exclusivas en suscripciones, lanzamientos y cursos acreditados

Crear Mi cuenta
Buscar en
Medicina de Familia. SEMERGEN
Toda la web
Inicio Medicina de Familia. SEMERGEN Motivo de consulta: pérdida de peso
Información de la revista
Vol. 44. Núm. 4.Mayo - Junio 2018
Páginas e93-e100Páginas 223-294
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
127
Vol. 44. Núm. 4.Mayo - Junio 2018
Páginas e93-e100Páginas 223-294
ORIGINAL
DOI: 10.1016/j.semerg.2017.08.004
Acceso a texto completo
Motivo de consulta: pérdida de peso
Reason for consultation: Weight loss
Visitas
127
M. Martín Asenjo
Autor para correspondencia
miguel.martin.asenjo@gmail.com

Autor para correspondencia.
, J.M. Martín Guerra, C. Rodríguez Martín, L.A. Sánchez Muñoz, M. Martín-Luquero Ibáñez, J.M. Prieto de Paula
Servicio de Medicina Interna, Hospital Clínico Universitario de Valladolid, Valladolid, España
Este artículo ha recibido
127
Visitas
Información del artículo
Resumen
Texto Completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Tablas (3)
Tabla 1. Características de los pacientes incluidos. Sintomatología
Tabla 2. Características de los pacientes incluidos. Diagnósticos definitivos
Tabla 3. Series de casos de pérdida de peso
Mostrar másMostrar menos
Resumen
Antecedentes y objetivo

La pérdida de peso es un motivo frecuente de consulta que abarca múltiples posibilidades diagnósticas. El objetivo de este trabajo es estudiar las características de los pacientes que acuden a consulta por pérdida de peso y establecer la relación de esta con las neoplasias.

Método

Se analizaron datos demográficos, pérdida de peso cuantificada, sintomatología acompañante y diagnóstico de los pacientes que acuden a consulta por este motivo, durante el año 2015.

Resultados

Se incluyeron 226 pacientes, de los cuales el 44,2% presentaba una pérdida de peso5% en los 6 meses previos. El diagnóstico más frecuente en este grupo fueron las neoplasias, mientras que en el resto de los pacientes fueron las enfermedades digestivas. Se establece relación entre una pérdida de peso5% y la presencia de neoplasias.

Conclusión

Una pérdida de peso superior al 5% en los 6 meses previos se asocia con la presencia de enfermedades neoplásicas, lo que exige un estudio diagnóstico exhaustivo.

Palabras clave:
Pérdida de peso
Diagnóstico
Neoplasia
Abstract
Background and objective

Unintentional weight loss is frequent reason to visit a doctor and it has multiple diagnostic possibilities. The objective of this study is to examine the background of the patients who seek consultation for weight loss and to establish the relationship between weight loss and neoplasia.

Method

An analysis was performed on the demographic data, quantified weight loss, accompanying symptomatology, and diagnosis of patients who sought medical advice for unintentional weight loss during the year 2015.

Results

A total of 226 patients were included, of whom 44.2% of them had an intentional weight loss ≥ 5% in 6 months. The most frequent diagnosis in this group was a neoplasia, whereas in the rest of patients the most common diagnosis was a gastrointestinal disease. In light of this study we can conclude that there is a relationship between unintentional weight loss5% and the presence of neoplasia.

Conclusion

An unintentional weight loss greater than 5% in the previous 6 months is associated with the presence of neoplastic diseases, and therefore requires further diagnostic study.

Keywords:
Weight loss
Diagnosis
Neoplasm
Texto Completo
Introducción

La pérdida de peso involuntaria es un motivo frecuente de consulta, de alta incidencia –entre el 0,6 y 7,3%1,2– y muy amplias posibilidades diagnósticas. El proceso diagnóstico suele ser dificultoso, pues aunque la mayoría de estos pacientes no tienen ninguna enfermedad maligna, con frecuencia son sometidos de modo indiscriminado a un extenso estudio diagnóstico.

El objetivo del presente trabajo es estudiar las características de los pacientes que acuden a consulta por pérdida de peso y establecer la relación de la misma con las neoplasias.

Material y método

Estudio observacional descriptivo, de carácter retrospectivo, que incluye a los pacientes atendidos en la Unidad de Diagnóstico Rápido del Hospital Clínico Universitario de Valladolid en el año 2015.

Los criterios de inclusión fueron: pacientes de ambos sexos, mayores de 18 años, derivados a la consulta por pérdida de peso injustificada. Se excluyó a los pacientes que realizaban dieta o llevaban a cabo otros procedimientos para perder peso y los que estaban diagnosticados previamente de enfermedades que pudieran justificar el adelgazamiento. Se incluyen variables demográficas (edad, sexo, raza), la pérdida de peso cuantificada, la sintomatología acompañante y el diagnóstico.

Se toma como referencia del peso y de su pérdida, el valor medido en los meses previos y la pérdida expresada por los pacientes en consulta o la diferencia entre el valor medido y el actual. Se consideró significativa cuando era superior al 5% de su peso corporal en los últimos 6 meses, no significativa cuando era inferior al 5% e inespecífica cuando el paciente era incapaz de cuantificarla.

Todos los análisis estadísticos se realizaron con el paquete SPSS v22. Las variables cuantitativas se presentan como media (desviación estándar) y las cualitativas, como porcentaje. Para comprobar la distribución normal de las variables se realizó una prueba de Kolmogorov-Smirnov. Las comparaciones entre variables cualitativas se realizaron mediante la prueba de la chi cuadrado. Las comparaciones entre variables cuantitativas se llevaron a cabo mediante la prueba de análisis de la varianza (ANOVA) con comparaciones múltiples a posteriori mediante la prueba de Bonferroni. Se consideran diferencias estadísticamente significativas cuando el valor de la p fue menor de 0,05.

Los autores declaran que este estudio ha sido aprobado por el Comité Ético del Hospital Clínico Universatario de Valladolid, y se han seguido los procedimientos establecidos en el centro para el tratamiento de datos de los pacientes.

Resultados

Se incluyeron 226 pacientes, 111 (49,1%) varones y 115 (50,1%) mujeres, con una edad media de 66,8±16,1 años. El 75,2% son derivados desde Atención Primaria y el 24,8%, de Urgencias y otras especialidades.

De los 226 pacientes, 100 (44,2%) presentaban una pérdida de peso significativa, 80 (35,4%), una pérdida de peso no significativa y 46 (20,4%) no concretaban con exactitud la misma.

Las manifestaciones clínicas más frecuentes fueron síntomas digestivos (47,8%) y astenia (20,2%). El 24% manifestaban otra sintomatología, mientras que el 8% se encontraban asintomáticos. En la tabla 1 se muestran las características de los pacientes incluidos según la sintomatología.

Tabla 1.

Características de los pacientes incluidos. Sintomatología

  Edad media±DE (años)  Sexo: varones/mujeres (%)  Digestiva (%)  Astenia (%)  Asintomáticos (%)  Otros (%) 
Total, N=226  66,81±16,11  49,1/51,1  47,8  20,2  8,0  24,0 
Pérdida de peso5%, n=100  65,52±16,11  57,0/43,0  52,0  15,0  8,0  25,0 
Pérdida de peso<5%, n=80  67,86±16,66  40,0/60,0  51,3  22,5  8,7  17,5 
Pérdida de peso no cuantificada, n=46  67,80±16,75  47,8/52,2  32,6  28,3  6,5  32,6 

Los síntomas digestivos son mayoritarios en los 3 grupos; no obstante, su proporción es menor en aquellos que no concretan la pérdida de peso (32,6%), donde son más frecuentes la astenia y otros síntomas.

En la tabla 2 se muestran las características de los pacientes incluidos según el diagnóstico final. Los pacientes con pérdida de peso significativa eran predominantemente hombres (57%) con una edad media de 65,5±16,1 años. El diagnóstico más habitual fueron las neoplasias (36%), seguido de las enfermedades del aparato digestivo (25%). Un 24% fueron diagnosticados de otras enfermedades y hasta en un 15% no se llegó a un diagnóstico concluyente que justificara la pérdida de peso.

Tabla 2.

Características de los pacientes incluidos. Diagnósticos definitivos

  Edad media±DE (años)  Sexo: varones/mujeres (%)  Neoplasia (%)  Digestivo (%)  Otros (%)  Sin diagnóstico (%) 
Total, N=226  66,81±16,11  49,1/51,1  19,5  34,1  31,0  15,4 
Pérdida de peso5%, n=100  65,52±16,11  57,0/43,0  36,0  25,0  24,0  15,0 
Pérdida de peso<5%, n=80  67,86±16,66  40,0/60,0  3,8  45,0  35,0  16,2 
Pérdida de peso no cuantificada, n=46  67,80±16,75  47,8/52,2  10,9  34,8  39,1  15,2 

Los 80 pacientes con pérdida de peso no significativa tenían una edad media de 67,9±16,7 años, la mayoría eran mujeres (60%) y la causa más frecuente fueron las enfermedades digestivas (45%), seguidas de otros diagnósticos donde predominaban las enfermedades infecciosas, autoinmunes y endocrinológicas (35%). En un 16,2% de los pacientes el diagnóstico no fue concluyente, mientras que un 3,8% fueron diagnosticados de alguna neoplasia.

Finalmente, el grupo de 46 pacientes que no cuantificaban la pérdida de peso eran mayoritariamente mujeres (52,2%), con enfermedades digestivas (34,8%) y, hasta en el 39,1% de los casos, con otras enfermedades. El 10,9% fueron diagnosticados de una neoplasia y en el 15,2% no se llegó a un diagnóstico concluyente.

Globalmente considerado, de todos los pacientes con pérdida de peso como motivo principal de consulta se diagnosticó de neoplasia a 44 de ellos (19,4%). La pérdida de peso superior al 5% se relacionó significativamente con la presencia de neoplasias (p<0,001). Si eliminamos a los pacientes que no especifican la pérdida de peso, como posible factor de confusión, se mantiene la relación entre la presencia de neoplasias y una pérdida de peso superior al 5% (p<0,001).

Realizamos análisis por sexo y edad, sin que se observara ninguna relación entre la presencia de neoplasia y el sexo (p=0,95). Sin embargo, la edad superior a 50 años se relacionó con la presencia de neoplasia (p=0,010).

Entre estas, las más frecuentes fueron las del aparato digestivo, que suponen el 56,8% de las mismas (9 neoplasias de colon, 8 de páncreas y 8 de estómago). El resto de los tumores fueron predominantemente ginecológicos, renales, pulmonares y hematológicos. En 4 pacientes con diseminación metastásica en el momento del diagnóstico no se llegó a diagnosticar el tumor primario.

Discusión y conclusiones

Nuestro estudio incluye a todos los pacientes que acuden a consulta por pérdida de peso y constituye la serie de casos más amplia publicada hasta el momento. Aunque el criterio más fiable para determinar dicha pérdida es objetivarla a través de los valores medidos en consulta y cotejarlos con valores medidos previamente, buena parte de las veces estos no existen, por lo que debemos partir del dato que el paciente nos proporciona.

Establecer un límite a partir del cual debemos considerar la pérdida de peso como importante es difícil e incierto. Si se utilizan criterios muy estrictos, pacientes con enfermedades potencialmente graves pueden pasar desapercibidos, mientras que si utilizamos criterios laxos, someteríamos a múltiples exploraciones complementarias a pacientes sin enfermedad subyacente. La mayoría de los casos de series publicadas utilizan el límite de una pérdida de peso superior al 5% en 6 meses para definirla como grave o significativa, que en estudios epidemiológicos se asocia con un aumento de la mortalidad posterior3. Por ello, nos parece razonable utilizar dicha cifra como el límite para establecer la importancia de la pérdida de peso.

En este trabajo se establece una clara relación entre una pérdida de peso superior al 5% en los 6 meses previos y la presencia de enfermedades neoplásicas. Ello justifica que, ante este dato, deba llevarse a cabo un estudio exhaustivo para descartar la presencia de neoplasias, con independencia de que el diagnóstico más frecuente sean las enfermedades digestivas. Lo anterior se hace más necesario, de acuerdo con los resultados de nuestro estudio, cuando la pérdida de peso significativa tiene lugar en pacientes mayores de 50 años.

Las neoplasias son más frecuentes en el grupo que no concreta la pérdida de peso que en aquellos con una pérdida de peso inferior al 5%. Esto se debe a que probablemente en el primer grupo, los pacientes destacan otros síntomas, pasando desapercibida la pérdida de peso, en ocasiones importante.

En la tabla 3 se muestran los estudios publicados hasta la fecha4–9. En la mayoría de ellos se utiliza una pérdida de peso superior al 5% como referencia de gravedad4,5. En comparación con nuestro trabajo, la mayoría muestra una menor proporción de neoplasias. El motivo más probable es que nuestros pacientes proceden de la Unidad de Diagnóstico Rápido, dispositivo utilizado por el Servicio de Urgencias y por los médicos de Atención Primaria para el estudio ambulatorio de pacientes con sospecha de enfermedad grave. Aun así, la tasa de pacientes en los que no se llega a un diagnóstico concreto o la de enfermos con procesos no oncológicos digestivos es elevada.

Tabla 3.

Series de casos de pérdida de peso

Estudio, referencia y año  Tipo de estudio (pacientes)  País  Pacientes  Edad media (años)  Neoplasias (%)  Gastrointestinal (%)  Otros (%)  Sin diagnóstico (%) 
Marton et al.4, 1981  Prospectivo (91)  EE. UU.  5% de peso en 6 meses  59  19  14  12  26 
Rabinovitz et al.5, 1986  Retrospectivo (154)  Israel  5% de peso en 6 meses  64  36  17  14  23 
Thompson y Morris6, 1991  Prospectivo (45)  EE. UU.  Edad63 y7,5% de peso en 6 meses  72  16  11  20  24 
Lankisch et al.7, 2001  Prospectivo (158)  Alemania  5% de peso en 6 meses  68  24  19  16 
Bilbao-Garay et al.1, 2002  Prospectivo (78)  España  5% de peso en 3 meses o10% en 6 meses  59  23  38  11 
Metalidis et al.8, 2008  Prospectivo (101)  Bélgica  5% de peso en 6-12 meses  64  22  15  24  28 
Wu et al.9, 2011  Retrospectivo (136)  Taiwán  5% de peso en 6-12 meses  80  17  26 
Chen et al.10, 2010  Retrospectivo (50)  Taiwán  5% de peso  79  22  19  16 

Los datos de este estudio ponen de manifiesto que en pacientes mayores de 50 años que muestren una pérdida de peso superior al 5% en los 6 meses previos se debe descartar la presencia de neoplasia de forma preferente.

Como principales limitaciones de este estudio citaríamos la ocasional subjetividad de las cifras de pérdida de peso y la probable selección de pacientes más graves por el dispositivo donde se han estudiado.

En conclusión, las enfermedades digestivas han supuesto, en nuestro estudio, la causa más frecuente de la pérdida de peso. Sin embargo, cuando esta es superior al 5% en los 6 meses previos y cuando la edad de los pacientes es superior a los 50 años, se asocia con la presencia de enfermedades neoplásicas. Ello exige, especialmente en estos supuestos, un estudio diagnóstico exhaustivo.

Conflicto de intereses

Los autores declaran que no tienen ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
J. Bilbao-Garay, R. Barba, J.E. Losa-García, H. Martín, G. García de Casasola, V. Castilla
Assessing clinical probability of organic disease in patients with involuntary weight loss: A simple score
Eur J Intern Med, 13 (2002), pp. 240-245
[2]
J.L. Hernández, J.A. Riancho, P. Matorras, J. González Macías
Clinical evaluation for cancer in patients with involuntary weight loss without specific symptoms
Am J Med, 114 (2003), pp. 631-637
[3]
N.R. Sahyoun, M.K. Serdula, D.A. Galuska
The epidemiology of recent involuntary weight loss in the United States population
J Nutr Health Aging, 8 (2004), pp. 510-517
[4]
K.I. Marton, H.C. Sox, J.R. Krupp
Involuntary weight loss: Diagnostic and prognostic significance
Ann Intern Med, 95 (1981), pp. 568-574
[5]
M. Rabinovitz, S.D. Pitlik, M. Leifer, M. Garty, J.B. Rosenfeld
Unintentional weight loss: A retrospective analysis of 154 cases
Arch Intern Med, 146 (1986), pp. 186-187
[6]
M.P. Thompson, L.K. Morris
Unexplained weight loss in the ambulatory elderly
J Am Geriatr Soc, 39 (1991), pp. 497-500
[7]
P.G. Lankisch, M. Gerzmann, J.F. Gerzmann, D. Lehnick
Unintentional weight loss: Diagnosis and prognosis. The first prospective follow-up study from a secondary referral centre
J Intern Med, 249 (2001), pp. 41-46
[8]
C. Metalidis, D.C. Knockaert, H. Bobbaers, S. Vanderschueren
Involuntary weight loss. Does a negative baseline evaluation provide adequate reassurance?
Eur J Intern Med, 19 (2008), pp. 345-349 http://dx.doi.org/10.1016/j.ejim.2007.09.019
[9]
J.M. Wu, M.H. Lin, L.N. Peng, L.K. Chen, S.J. Hwang
Evaluating diagnostic strategy of older patients with unexplained unintentional body weight loss: A hospital-based study
Arch Gerontol Geriatr, 53 (2011), pp. e51-e54 http://dx.doi.org/10.1016/j.archger.2010.10.016
[10]
S.P. Chen, L.N. Peng, M.H. Lin, H.Y. Lai, S.J. Hwang, L.K. Chen
Evaluating probability of cancer among older people with unexplained, unintentional weight loss
Arch Gerontol Geriatr, 50 (2010), pp. S27-S29 http://dx.doi.org/10.1016/S0167-4943(10)70008-X
Copyright © 2017. Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN)
es en pt
Política de cookies Cookies policy Política de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here. Utilizamos cookies próprios e de terceiros para melhorar nossos serviços e mostrar publicidade relacionada às suas preferências, analisando seus hábitos de navegação. Se continuar a navegar, consideramos que aceita o seu uso. Você pode alterar a configuração ou obter mais informações aqui.
es en pt

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

Você é um profissional de saúde habilitado a prescrever ou dispensar medicamentos